'Agentes de SHIELD' 2x16 Review: un capítulo de infarto con sorpresas

Por Alfredo Díaz Piedra

La semana pasada, recordemos, que en 'Agents of SHIELD' el equipo de Coulson fue atacado por Gonzales y su "verdadero" SHIELD, resultado: todos prisioneros excepto el propio Phil, y Lance, que aparece de repente en la playa en la que su jefe se ocultaba. Aparte, Skye fue transportada por Gordon, el misterioso hombre sin ojos, a algún lugar desconocido, así que tenemos muchas cosas ahí en el alero.

(¡CUIDADO, SPOILERS!)

Un lugar seguro

Mientras Coulson y Hunter parecen tener ya algún plan para volver a entrar en el juego, a pesar de casi no contar, en apariencia, con recurso alguno, vemos a dónde ha sido llevada Skye. Es una especie de refugio en las montañas de vete a saber dónde, en donde habita gente con poderes como los de nuestra protagonista. Allí es ayudada por Lincoln, un joven médico también con poderes adquiridos por la niebla terrígena. Dando un paseo él le explica cómo ella se ha saltado alguna de las antiguas normas que esa comunidad de seres «especiales» lleva siguiendo por siglos: digamos que en principio hay lista de espera para adquirir poderes, poderes que al final no todos acaban adquiriendo y Skye se ha saltado a la torera la prueba de acceso y la lista de espera. A pesar de eso, en verdad sí que parece un lugar bucólico, un sitio donde ella podría aprender cosas sobre sus poderes.

Muy lejos de allí, Lance y Phil llegan a su destino: la cabaña donde se escondía Skye, pero obviamente llegan tarde para rescatarla. Ven lo acontecido en las cámaras de seguridad y alucinan un poco cuando ven que Gordon se ha llevado a su amiga. Más tarde, dentro ya de la cabaña, Hunter pregunta si tienen algún plan, dispuesto, parece, a seguir a su jefe hasta el final. Tal y como dice Coulson, no tienen «buenas opciones», pero poco parece importarles a ambos: están dispuestos a ir hasta el final por recuperar a su equipo.

Un equipo que Gonzales intenta reclutar a toda costa. Primero habla con Fitz y Simmons, luego con May, sin resultado alguno. Envía entonces a Mack y Bobbi a hablar con Fitz y Simmons respectivamente. El joven ingeniero y la experimentada agente parecen imposibles de convencer a la causa del "verdadero" SHIELD, pero no así Jemma, que accede a ayudar para abrir la caja de herramientas de Furia. En el otro extremo, Fitz decide largarse de allí echando leches en el momento en que le dicen que es libre de hacerlo si es lo que quiere.

Reunión familiar

Encerrados en la cabaña, Phil y Lance han accionado la alarma de la susodicha, esperando a que un equipo de asalto venga a detenerlos. No tardan en aparecer, y traen un ariete. Les cuesta un tiempo pero consiguen entrar, pero son engañados con un holograma creado gracias a un invento de Fitz y el desaparecido Tripp. Les quitan la ropa a dos de los agentes noqueados y van directos a apoderarse del quinjet en el que habían llegado hasta allí, pero cuando están llegando a él aparece otro repleto de refuerzos de Gonzales, y son detenidos en el acto.

Volviendo de nuevo al refugio idílico para gente con dones especiales, vemos como Skye parece estar ya bastante convencida de quedarse allí. Lincoln le muestra sus poderes (dominio de las células mutadas de su cuerpo, que le permite entre otras cosas crear y controlar corrientes electroestáticas). En ese mismo lugar, Gordon, hace ya un par de episodios, ha encerrado al padre de Skye, y no tiene intención alguna de dejarlo escapar. La movida ocurre cuando Gordon lo visita acompañado de una joven asiática, esa mujer misteriosa que hace un tiempo veíamos como servía de guía al propio Gordon para controlar sus poderes, la misma que HYDRA investigó años atrás para saber el secreto de su eterna juventud... Hablamos ni más ni menos que de la propia mujer de Zabbo, la madre de Skye. Ella habla con su esposo, y le cuenta que Skye está allí, con ellos, pero no puede verla.

Poco antes de ese encuentro, aparecería ya para tratar de convencer a su hija de que se quede (sin que Skye sospeche de su verdadera identidad claro está), cuando la joven se pone hecha una furia al descubrir que también Raina está allí. Su madre se presenta a sí misma como Jiaying, y le propone ser su guía, pero se niega a echar a Raina de aquel lugar, pues es una de ellos, y es innegociable. No vemos si Skye accede finalmente a quedarse, aunque prometía mucho esa proposición que su madre le ofrecía. Algo misterioso, sí, pero atractivo también.

Refuerzos

Coulson había avisado a Hunter de que unos refuerzos estaban en camino, y estos aparecen justo a tiempo. El quinjet que los lleva presos a ver a Gonzales está cerrando su rampa de acceso cuando aparece Deathlok, Mike Peterson, para evitar el despegue y cargarse a todos los captores de su viejo colega. Gonzales no tarda mucho en enterarse, pero está inquieto, ya no sabe hasta qué punto Coulson representa una amenaza para él, ahora que ya casi parecía tenerlo todo controlado.

El episodio ya casi se acaba, y vemos como Gonzales intenta dar un discurso inspirador a la agente May, tratando de reclutarla como alto cargo de su nuevo SHIELD, aunque solo sea para salvar a Coulson cuando finalmente lo atrapen, algo que él vende como inevitable. mientras oímos aun su voz de fondo, vemos como Fitz se despide de Bobbi, Mack y Jemma y se va de la base. Poco antes, él había alucinado un poco al saber que su compañera había accedido a intentar abrir el cubo, y fue a hablar con ella... En principio parecía que Jemma lo estaba echando, como diciendo "sí, si no vas a ayudar mejor vete", pero al final vemos como Fitz sale de algún aeropuerto, y en su mochila tiene su bocadillo favorito, hecho por Jemma, y el autentico cubo. En algún punto, ella consiguió replicar la caja de herramientas, y guardarla en la mochila para que Fitz pudiera huir con ella. Punto para Coulson (y él ni lo sabe): Fitz y Simmons han conseguido engañar a todos, incluso a nosotros en principio.

Por último, Phil, Lance y Mike comentan su siguiente jugada. Quieren saber dónde está Skye, y llegan a la conclusión de que solo una persona puede llegar a conocer su paradero, es decir, necesitan un refuerzo más. La cosa está en que ese refuerzo no es otro que el agente Grant Ward.

Personalmente, dudo que Ward pueda llegar a saber dónde tienen escondida a Skye esa comunidad de tíos con superpoderes, pero la idea de que vuelva como aliado se plantea interesante (aunque ya he dicho más de una vez que Lance mola mucho más que él, y si llega el momento espero que le patee el culo). Aparte, dudo que a Skye le haga gracia que quieran llevársela del refugio, y menos cuando se entere de que su guía es también su madre. Y en medio de esto, esta Fitz, vete a saber dónde, que tiene que encontrar a Coulson cuanto antes, porque cuando Gonzales se entere de que Jemma les está tomando el pelo con la caja de herramientas no creo que se lo tome muy bien tampoco.

En definitiva, y como casi siempre, mucha tela que cortar para la próxima semana, que suponemos que nos volverá a traer un capítulo de infarto.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba