'Awkward' 5x05 Review: sinceridad en estado puro y mucho drama

Por Cristina Company

Awkward’ es esa serie en la que aprendemos dos cosas fundamentales: que en la época de adolescentes de instituto somos, por lo general, insufribles y que para que una relación funcione (tanto amorosa como de amistad) debemos cuidarla.

En este capítulo, y en prácticamente todos, Jenna ha seguido en su fuente inagotable de egoísmo y nos ha demostrado que la sinceridad tiene unos límites y unas formas.

(¡Cuidado SPOILERS!)

La boda perfecta requiere una organización perfecta

En este capítulo ha recobrado fuerza la trama de la boda de Tamara con Adam. Pese a que su mejor amiga Jenna está completamente en desacuerdo con esta relación y los pasos de gigante a los que avanza, Tamara la fuerza a ser una dama de honor, a comportarse como tal, al menos hasta que dure.

De momento, la primera misión como dama de honor es organizar su fiesta de compromiso. Aunque Tamara ya lo tenía todo bajo control. Lo único que tenía que hacer era poner buena cara, ayudar a que esté todo en orden, atender a sus invitados y aguantar en el mismo sitio que su expareja (el marine), el cual es el padrino de Adam.

A duras penas consigue aguantar toda la noche, mientras Sadie se dedica a dotar de humor todos esos momentos en que Jenna lo estropea un poco más. Ese humor parece que solo le gusta a los espectadores porque Sergio empieza a cansarse… ¿qué pasará antes? ¿Sergio se hartará de Sadie o Sadie se convertirá en una persona agradable?

La amistad corre un grave peligro

Llegamos a la trama principal (el pentágono amoroso que han formado). La tensión entre Matty y Jake aumenta cuando Matty es premiado con una beca de 10.000 dólares la cual no necesita pero Jake sí.

En la fiesta coinciden los tres y Gabby, ante esta situación decide emborracharse para que la situación no le resulte incómoda dado que esta su expareja y las exparejas de Jake (Jenna y Tamara, a Lisa no la hemos visto). Sin embargo, está más habladora que nunca. Sobre todo con Jenna, a la cual le cuenta que Matty sigue enamorada de ella.

Por tanto, Jenna ya no puede pensar en otra cosa y decide ir directa a preguntarle a Matty el cual no puede dejar de pensar en su relación con Jake. Jenna, muy sutilmente (bueno, tampoco tanto) le dice que todo el mundo debe expresar lo que siente. Esperando que le declare sus sentimientos, Jenna se queda sola mientras Matty va a arreglar las cosas con Jake.

Ahora es el momento del discurso. Jenna no ha preparado nada y suelta el peor discurso de la historia. Al menos, estaba Brian (el marine) para sacarla de esa situación tan desastrosa en la que solo repetía, con tono irónico, que dos adolescentes iban a casarse. En este momento, la situación empieza a descontrolarse.

Jenna y su repentino ataque de sinceridad

Brian, tras salvar la poca dignidad de Jenna y finalizar su pésimo discurso, se dirige a Jenna para preguntarle qué ha pasado y por qué se comporta así.

Desde un primer momento sabíamos que esta historia no iba a acabar bien, más que nada porque el título del capítulo es ‘The dis-engagement dinner’ (La cena de final de compromiso). Y todo ha resultado ser, como no, culpa de Jenna. Cuando Brian le ha preguntado está no ha podido resistirse y ha contado toda la verdad, gritando y mientras todos (y digo TODOS) la escuchaban.

Como es lógico, Adam se ha marchado y Tamara está muy, pero que muy cabreada con ‘su mejor amiga’. Tamara llega a la conclusión de que realmente estaba enamorada de Adam pero que lo han fastidiado todo. Mientras ella está destrozada, Jenna cambia completamente de tema y empieza a pensar si realmente está Matty enamorado de ella.

De momento, tenemos drama de sobra para el resto de temporada. Aquí la promo del siguiente capítulo.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba