'Outlander' 2x04 Review: secretos confesados y una llama de esperanza

Por Esther Vega

¡Esto empieza a ponerse interesante! Después de unos capítulos que nos han servido de introducción a la vida parisina de Jamie y Claire, empezamos ¡por fin! a ver acción en la serie.

¡Cuidado Spoilers!

¿Un evenenamiento real?

Comenzamos el capítulo con uno de los deportes favoritos de Jamie, el ajedrez. Jamie aprovecha este juego para estrechar su relación con Duverney y, en presencia de Claire, hablan de los posibles nombres para el futuro bebé de la pareja. De momento no se ponen muy de acuerdo en este asunto, como en otros muchos aspectos en los últimos episodios, y Duverney termina echando cortésmente a Claire del juego para así poder hablar tranquilamente con Jamie sobre el Bonnie Prince.

Al parecer, el Rey de Francia no descarta del todo apoyar al príncipe y quiere saber más sobre esos inversores ingleses.

Poco antes ha aparecido en la escena el Comte San Germain, archienemigo de la pareja desde el episodio uno de la segunda temporada, quien los vigila de cerca. De repente, tras beber una copa de vino, Claire empieza a encontrarse fatal y Jamie tiene que ir a socorrerla.

Claire, que es muy lista para estos temas, teme que el Comte la haya intentado envenenar (ella detecta que lo que ha ingerido es cáscara amarga) y la pareja incluso ha llegado a temer por la vida de su bebé. Como no es un envenenamiento real, sino que la cáscara amarga te indispone, Claire pide a Jamie que le distraiga.

Una confesión y reacción inesperada

Él le cuenta que está pensando en celebrar una cena en su casa para que Sandrigram conozca al príncipe y vea lo patoso que es, y así, se le quiten las ganas de financiar su rebelión. Claire pone cara de circunstancia y con voz muy grave le dice que tiene algo que contarle. Entonces explica que Jack Randall está vivo y que lo sabe porque se encontró a su hermano en Versailles. Jamie se toma esta noticia de forma muy positiva (¡y ella con tanto miedo!) y dice que ahora tiene un propósito en la vida. Claire no se esperaba para nada esta reacción, pero se pone muy contenta cuando ve a su marido tan feliz.

Al día siguiente, Claire va a la tienda del maestro Raymond a ver si se entera de si ha vendido últimamente cáscara amarga al Comte o a otra persona para así averiguar quién la intentó envenenar. Raymond no le cuenta eso, sino que le predice una cosa que a Claire le angustia bastante más: volverá a ver a Frank.

Un secreto y la cordura de Claire

Acto seguido, y con el susto en el cuerpo, va a casa de su amiga Louis de la Tour porque tiene un secreto que le quiere contar. Está embarazada y no es de su marido. Al parecer, Louis tiene un amante y hace meses que no se acuesta con su esposo por lo que ve complicado encasquetarle el niño. Quiere la ayuda de Claire para interrumpir el embarazo aunque esto suponga un riesgo para su propia vida. Finalmente Claire aporta un poco de cordura y la convence para que lo tenga.

Ya de noche, con Claire en la cama, Jamie llega de muy buen humor. Está muy cariñoso con ella y cuando van a empezar con el tema, Claire ve que tiene un mordisco en el muslo. Evidentemente, pone el grito en el cielo y le pide explicaciones. Bueno, las explicaciones que da Jamie…. en fin, podría habérselas pensado antes un poco porque cada vez que abre la boca… digamos que el tema de la prostituta no queda muy claro y Claire se va cabreando cada vez más.

Parece que Jamie no ha hecho nada con la mujer del burdel, pero ella se enfada, con razón, porque no entiende como Jamie ha estado varios meses sin tocarla y ahora, por otra mujer, le entran ganas de tener sexo con ella. Jamie le explica que no ha sido por la mujer, sino porque ella le dijera que Randall está vivo y que así tiene un propósito en la vida y puede sentir otra vez. Claire está confundida y le pide que le explique cuáles son sus sentimientos ya que los tiene escondidos desde que llegaron a París. Jamie se desinhibe y le cuenta lo desvalido que se siente desde Wentworth.

La escena más bonita de la temporada

Después de esta escena tan intensa nos encontramos con la escena más bonita de toda esta segunda temporada. Claire, con determinación, empuja a Jamie hacia una reconciliación que sirva de desbloqueo mental para él. Ella le pide busque el camino hacia ella y él finalmente lo encuentra.

Después del momento de pasión compartido, se oye un ruido en el tejado que resulta ser el Bonnie Prince. Al parecer estaba en un encuentro con su amada cuando el marido de ella entró en su casa y él tuvo que huir. Claire al curarle una herida en la mano, se da cuenta que es de una mordedura de mono y que la amada del príncipe es su amiga Louis de la Tour y que el hijo que espera es de él.

Como cada día Claire se va al hospital, pero antes, acuerda con Jamie desestibilizar al Bonnie Prince diciéndole en la cena que su amante Louis de la Tour está embarazada, por lo que deciden invitarla a ella junto con su marido.
Mientras ella está en hospital curando enfermos y entablillando piernas, los invitados de la cena van llegando. En el momento de volver a casa, el carruaje se estropea y Claire, Mary Hawkings y Murtagh vuelven andando. En el camino los tres son atacados por unos encapuchados que dejan ko a Murtagh y violan a Mary Hawkings. Cuando le quitan la capucha a Claire uno la reconoce como la dama blanca y, asustados, se van corriendo.

Una de las cenas más tensas

Cuando por fin llegan los tres a casa, Jamie sale a preocuparse de lo que le ha pasado a su mujer y a su bebé. La más damnificada por el ataque ha sido Mary Hawkings y, Alex Randall, su pretendiente, se ocupa de ella con mucho cariño. Mientras, Claire decide seguir adelante con su plan de la cena, por lo que se prepara para ser presentada ante sus invitados a pesar del nerviosismo que tiene por la agresión.

La cena se lleva a cabo en un ambiente de tensión, y este se acrecienta cuando Jamie le da la enhorabuena a Louis por su embarazo. También, el Comte San Germain aporta a ese ambiente tirante desconfiando de Claire en todo momento. En esta situación estamos, cuando Mary Hawkings se levanta y corre asustada por toda la casa, todavía presa del shock del ataque. Alex trata de calmarla pero acaban en el salón con todos los invitados pensando que ella estaba siendo víctima de un ataque por parte de Alex. El tío de Mary y su prometido se lían a tortas con Murtagh y Jamie que defienden a la pareja. Con esta escena termina el capítulo con la intriga de qué pasará con Mary Hawkings y sí lograrán encontrar al responsable del envenenamiento de Claire y del ataque.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba