'12 monos' 1x04 Review: tomamos posiciones y escogemos equipo

Por Sergio Cañete

Año 2015. Nuestros protagonistas continúan sus investigaciones. Cassie necesita información respecto al pasado de Cole, pero este sigue mostrándose muy reservado. De forma inesperada “vuelve a su futuro”.

(¡Cuidado SPOILERS!)

Sin salida

Año 2032. Cole y su compañero Ramse se encuentran en un edificio en ruinas, van armados y buscando qué comer. Van de malotes ambos pero lo cierto es que aún a punto de morir por inanición no son capaces de zamparse a un bonito cánido que se cruza en su camino. Ya de noche Ramse, se muestra muy pesimista respecto a su futuro y le comenta a Cole que han llegado a Atari (nombre que da título a este capítulo). Con ello se refiere a un juego al que jugaba de pequeño y viene a decir que es ese momento en el que no hay escapatoria, se te acabaron los recursos. Entiendo que son esos segundos previos al inevitable GAME OVER...Al rato son atacados por un grupo de carroñeros.

Año 2043. Cole ha vuelto a su “presente” de forma inesperada. Ramse le informa de lo cerca que se encuentra el grupo Oeste 7, con su antiguo jefe Deacon a la cabeza. Son ellos los que a su vez informan del peligro que supone que este grupo esté merodeando su escondite. Pero el soldado Whitley, no los considera más que carroñeros y da a entender que no tendrán problemas en el caso de que intenten atacarlos.
De noche en el exterior vigilan un posible ataque de Oeste 7 que finalmente se produce.

Año 2032. Ramse y Cole se defienden y consiguen matar a sus dos atacantes pero al poco aparece un grupo más numeroso y no tienen más opción que rendirse. El líder de ese grupo es Deacon y les ofrece unirse a ellos. Ramse es reacio pero Cole acepta debido a su desesperación. Son llevados al campamento de Oeste 7 donde les ofrecen las comodidades que ellos anhelaban.

Año 2043. El ataque del temido Deacon y su grupo Oeste 7, es ya un hecho. Los refugiados se defienden muy bien y consiguen contener al grupo de carroñeros. Pero esto no es más que un entretenimiento; Deacon y el resto han penetrado en el edificio a través de unos túneles que se suponía no debían conocer. La lucha se traslada a los pasillos de su búnker, donde empiezan a caer como moscas. Ramse se separa de Cole para defender el núcleo que les da la energía para su máquina del tiempo y éste se esconde con la doctora Jones que lo convence para huir hacia el pasado. Antes de marchar y de que los carroñeros irrumpan en el laboratorio, Ramse y Cole hablan por radio. Ramse se despide, ha llegado a Atari. Disparos.

Escapando de Oeste 7

Año 2035. Los carroñeros persiguen a otros carroñeros para asesinarlos y quitarles lo poco que tienen. Ramse tiene una moral más decente que le impide comportarse como Deacon y sus compañeros. Por su parte Cole, al verse atacado por uno de los perseguidos, es capaz de dispararle por la espalda. Deacon sonríe al ver el comportamiento de su nuevo pupilo.
Max se encarga de curar a Cole, charlan sobre el reclutamiento de ésta y el asesinato de su padre cuando tenía trece años. Cuando comienzan a besarse son interrumpidos por la aparición de Deacon. Ambos beben y charlan sobre Ramse y su manera de ver las cosas. Deacon está contento con Cole pero Ramse, le sobra. Tiene de tiempo hasta el amanecer para encargarse él mismo.

Cole aparece mareado, no sabe en qué época se encuentra (nosotros tampoco) y es atacado por Max y los suyos. Aparece Deacon, le aclaran el día en el que se encuentran.

Año 2035. Cole entra en la tienda de Ramse, armado. Ramse está cansado de Deacon y sabe para qué ha venido su compañero. Cole y Ramse discuten pero prefieren escapar juntos de aquel lugar asumiendo que su actual jefe intentará acabar con ellos. Max observa cómo escapan juntos.

Volvemos a encontrarnos con Cole, apresado por Oeste 7 e interrogado por Max y Deacon. Ya es martes….le aclaran al preso. Deacon quiere saber cómo entrar en el complejo de los supervivientes. Cole recibe una soberana paliza de Deacon y lo tortura para hacerlo hablar. Max se queda a solas con el preso y este le pide que lo libere, en ese momento comienza a tener alucinaciones debidas a la droga que le ha impregnado la piel. Finalmente Cole confiesa a Max que la entrada al complejo puede hacerse desde unos túneles abandonados, esto lo hace para que ella avise a Ramse; pero quien escucha además es Deacon.

Max la “salvavidas”

Cole continua encadenado, la mayoría de los carroñeros se han marchado para atacar el complejo. El guardián de Cole es atacado por Max que lo libera y ambos corren hacia el complejo donde Cole se ve asi mismo luchando contra los Oeste 7. Max acude a ayudar a la cientifica (Jones). Cole se encuentra ahora con la ventaja de saber lo que va a ocurrir y su intención es salvar a Ramse de Atari. Para ello acude a su encuentro y otra paradoja….mientras le habla por la radio, él se encuentra allí mismo salvándolo.

Mientras Deacon ha entrado en la sala de la máquina del tiempo, Cole ya ha desaparecido, Max libera a Jones de los captores y Deacon aprovecha el tiroteo para escapar.

Ramse y Cole charlan sobre el peligro que supone que Deacon haya visto la máquina y lo que eso puede traerles de problemas en el futuro. La máquina ha sufrido algunos desperfectos por lo que no es posible saltos en el tiempo a corto plazo. Se lamentan de no haber acabado con Deacon antes.

Año 2015. Cassie continúa investigando desde la librería cuando aparece Cole y decide contarle lo que quiera respecto a su vida. Cassie lo interrumpe, ha encontrado la Habitación Nocturna.

Un episodio de transición pero divertido

Episodio bien resuelto a pesar de las idas y venidas por los diferentes tiempos de nuestro protagonista. Ya avisamos que los saltos en el tiempo son muy llamativos desde el punto de vista narrativo pero cuando se producen de forma continua pueden resultar confusos. En este caso, como decimos, ha sido bien resuelto y nos ha proporcionado un sentido claro al capítulo.
La trama principal se ha dado un respiro, no hemos visto apenas a Cassie, ni a Jennifer, ni al asesino de olor a jazmín, pero por contra nos encontramos con un capítulo trepidante y eminentemente bélico, en el que algunos personajes como Max, van tomando posiciones y se decantan por un grupo u otro.

Por su parte Deacon, parece un malote más pero esperamos que su personaje consiga desarrollarse y sea capaz de convertirse en la amenaza real que suponemos puede ser para los supervivientes del complejo de la máquina del tiempo.

En definitiva, episodio de transición y a la vez divertido. El cuarto episodio parece que volveremos a la historia principal y conseguiremos desvelar algún secreto más del misterio del Ejército de los Doce Monos.

Seguiremos informando.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba