No sé por qué los hombres más poderosos del mundo se empeñan en buscar métodos para solucionar los problemas del cambio climático, el aumento del precio del crudo y otros problemas político-económicos. Con llamar al teléfono en pantalla es suficiente.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba