Crónica Vertele Got Talent vuelve menos exigente con Niedziela de GH, el Paul Potts español y ¿la nueva Tekila?

El Got talent menos exigente llega con Niedziela de GH, el Paul Potts español y ¿una nueva Tekila?
El Got talent menos exigente llega con Niedziela de GH, el Paul Potts español y ¿una nueva Tekila?

Edurne, Eva Hache, Jorge Javier Vázquez y Risto volvieron a convertirse en jueces para dar hasta en siete ocasiones sus cuatro síes. La actuación de la discordia la protagonizó Wendy Superstar a la que el publicista comparó con el ganador de la anterior edición. En general fue un estreno con pocas sorpresas y propuestas repetidas

Esta noche se ha estrenado la tercera edición de Got Talent en Telecinco con un bajo nivel de exigencia por parte de los jueces que aprobó a concursantes poco sorprendentes. 

Aunque se transmitía la buena sintonía entre Edurne, Eva Hache, Jorge Javier Vázquez y Risto, la actuación de la discordia llegó con Wendy Superstar. Con su divertido baile conquistó a los tres primeros causando el malestar del publicista que, al dejarla pasar, aseguró que se podía repetir la situación del Tekila. 

Repasamos las actuaciones que lograron la unanimidad entre los cuatro miembros del jurado.

Jueces poco exigentes frente a concursantes con falta de brillo

La entrega arrancaba con la duda de Edurne de si realmente "va a haber algo que me sorprenda". Pero la sucesión de actuaciones demostró que, por el momento, no lo hay. 

Aún así, los jueces premiaron con sus preciados cuatro síes a trucos de magia que ya hemos visto en centenares de ocasiones, contorsionistas, cantantes que quieren parecerse a otros y hasta a un sencillo chotis. Un nivel de exigencia muy bajo para un formato que se jacta de ser el escaparate del mayor talento de cada país. 

Pero el problema no es exclusivo de los jueces, también el casting estuvo por debajo de las expectativas que supone una tercera edición. Los filtros deberían haberse endurecido reservando la entrada al escenario a las propuestas más inverosímiles o incluso "milagrosas" para que la magia del programa se mantuviera intacta un años más. 

Al no ser así, cualquier espectador que hiciera zapping y sintonizara esta primera gala pudo pensar que estaba frente a una emisión repetida.  

Cristina, la contorsionista 2.0 que hizo sufrir a los jueces

Cristina inauguraba las audiciones de la tercera temporada del talent. La joven contorsionista hizo sufrir a los jueces haciendo figuras imposibles con el cuerpo y un último reto: tirar al arco con los dedos del pie.

"Es el primer número de contorsionismo que logra emocionarme", decía Risto, mientras Eva aseguraba que lo que Cristina hacía era "contorsionismo 2.0" y Jorge Javier lo tildaba de "salvajada". De esta forma, los cuatro dieron sus primeros síes. 

La pareja que enterneció con su chotis

Una pareja de ancianos entraba a plató para bailar un chotis. Con esa sencilla premisa, conseguían simpatizar con el jurado que, además, les preguntaban por la filosofía del chotis "el único baile en el que manda la mujer", respondían ellos. 

Pareja que bailó el chotis
Pareja que bailó el chotis

Su limpia actuación lograba los halagos y la afirmación de los cuatro famosos: "Jamás he visto un chotis tan bien bailado" decía Eva. Mientras Risto añadía que su deseo era "ser así algún día". 

El ejemplo de superación de Hamza

Hamza de 12 años había nacido con un problema en las piernas y nunca había podido caminar. Aún así, llevaba tres años practicando el número con el que asombró a los jueces. 

Había empezado de forma tranquila pero su freestyle acabó alzando a todos los presentes que le llamaron "ejemplo" y "artista". Por supuesto, hubo unanimidad entre los jueces que le dieron cuatro síes.  

Tomás, el joven mago que vaciló a todos

El joven Tomás llegaba muy nervioso y con las manos temblando para hacer un truco de magia. Salía del escenario para acercarse a los jueces y a pocos centímetros de ellos empezó a "vacilarles" sin parar mientras les sorprendía con su magia.

"Nunca me han vacilado tanto de esta manera", decía tanto Risto como Edurne. Y el resultado de su número fue cuatro indiscutibles síes.

"Estamos ante el nacimiento de alguien muy grande. Algún día espero que tú recuerdes mi nombre para que me firmes un autógrafo", acababa diciendo el publicista. 

Manuel Jesús, el guitarrista principiante

Manuel Jesús que llevaba poco más de un mes tocando la guitarra, cantó a capella y gustó a los cuatro. Aunque Risto apretó el botón rojo a los pocos segundos de escucharlo, después se retractaba y decía que lo había hecho porque le había sido "suficiente para saber que eres un crack". 

Manuel Jesús
Manuel Jesús

Niedziela (GH) y su hermana hacen un número único

La actuación más espectacular de la noche la protagonizaron las hermanas Raluy. Niedziela, conocida por haber estado en la casa de Gran Hermano, y su hermana, hacían sufrir a la vez que disfrutar a los jueces con su número sobre ruedas. 

El número, único en el mundo, se concentraba en una tarima que las hacía peligrar al dar vueltas con tanta velocidad y hacer piruetas tan elegantes como espectaculares. 

Lo singular de la propuesta, el riesgo que suponía y el carisma de ambas consiguieron el pleno de los jueces. 

Raúl se convierte el Paul Potts español

Raúl era el último concursante de la velada y dejaba "sobrecogidos" a los cuatro jueces con su interpretación de Nessun Dorma.

Al acabar, nadie podía dejar de aplaudir y los cuatro famosos no sabía ni qué decir. En una situación parecida a la de Paul Potts en Reino Unido, Jorge Javier y Eva se unían para pulsar el primer botón de oro de la temporada que le hacía pasar a las semifinales. 

Wendy, la actuación de la discordia y ¿nuevo Tekila?

Wendy aparecía en el escenario para bailar y cantar con un "movimiento de pechamen" y apertura de piernas que hizo reír a Edurne, Eva y Jorge, pero no a Risto. 

La diversión que produjo en los tres jueces hizo que le dieran tres síes algo que a Risto le contrarió profundamente: "Me produce una tremenda tristeza en lo que queréis convertir ese concurso", decía el publicista.

Añadía que "el Tekila ganó por vuestra culpa y ahora esta mujer puede llegar a la final también por vuestra culpa", mientras ellos respondías que "es un número divertido", pero él repetía que no lo era, "para mí es una payasada". 

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba