Crítica Vertele Misión Exclusiva reflejó un decepcionante show de la vida paparazzi

Misión Exclusiva reflejó un decepcionante show de la vida paparazzi
Misión Exclusiva reflejó un decepcionante show de la vida paparazzi

El estreno de Cuatro ha perdido la oportunidad de mostrar la profesionalidad de este trabajo, para ganar a unos showman grotescos en Ibiza con ganas de divertirse y sacar alguna fotografía. En las redes: decepción y risas con los protagonistas, además de numerosos parecidos razonables

Este miércoles Cuatro ha estrenado Misión Exclusiva, su nuevo formato sobre el trabajo diario del paparazzi Sergio Garrido y su equipo en Ibiza. 

El programa se convirtió en uno de los temas más comentados en Twitter y es que muchos espectadores aseguraban que el contenido ganaba al leer las impresiones de las redes. Algo que suelen buscar (y lograr con éxito los espacios de la segunda cadena de Mediaset). 

Pero la realidad es que, mientras las promos vendían una nueva e interesante perspectiva de los paparazzis, el resultado ha ofrecido una sátira de tres amigos que lejos de tomarse en serio su trabajo, parecían la adaptación televisiva de Torrente

Los protagonistas de Misión Exclusiva
Los protagonistas de Misión Exclusiva

La confirmación del estereotipo paparazzi

Misión exclusiva aseguraba que íbamos a ver al "paparazzi más caradura de Ibiza", además de conocer "cuál es su trabajo y descubrir todos los secretos de la isla". Un buen planteamiento que daba luz a una de las profesiones más denostadas con cuyo producto muchos disfrutamos. 

Pero lo que hemos degustado esta noche no ha tenido precisamente ese efecto: Sergio Garrido, Héctor y Sergio Cazorla han sido tres protagonistas que más que mostrarnos la responsabilidad que requiere su trabajo, la disciplina que suponen las eternas horas de espera y las tramas que arrancan a partir de informadores, han corroborado la imagen del típico paparazzi descarado y vividor. 

Los protagonistas de Misión Exclusiva en la discoteca
Los protagonistas de Misión Exclusiva en la discoteca

Los tres detallaban muy por encima las dificultades de su actividad y el programa se limitaba a mostrar los euros que valía cada fotografía. Fuera de eso hemos visto traseros mojados, croquetas en la playa, flirteos con chicas y karaokes en el coche con coreografía incluida, con poco que aportar a la trama.

Pero, ¡ojo! Mientras el contenido del programa ha quedado cojo sin un aprendizaje interesante que nos sorprendiera, los protagonistas se han revelado como interesantes personajes televisivos que podrían ser reciclados en cualquier otro show. Porque eso es lo mejor que nos han dejado: su show. 

Asombro con la personalidad de los paparazzis y el precio de las fotos 

En las redes lo que más ha llamado la atención ha sido el precio que pueden llegar a pagar por las distintas fotografías hechas. 

Además, los tres protagonistas del programa también han sorprendido a la audiencia: 

Parecidos razonables entre los protagonistas

Otra de las grandes diversiones que ha provocado el estreno en redes ha sido la de buscar los parecidos razonables tanto de sus protagonistas como del contenido: 

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba