"El Chuck Norris un poco menos facha"

Joaquín Reyes imita a Santiago Abascal en 'El Intermedio': "Con Vox venceremos al Islam, ni un moro va a quedar"

Joaquín Reyes imita a Santiago Abascal en 'El Intermedio': "Con Vox venceremos al Islam, ni un moro va a quedar"
Joaquín Reyes imita a Santiago Abascal en 'El Intermedio': "Con Vox venceremos al Islam, ni un moro va a quedar"

El programa cerró temporada este jueves con la parodia del líder de la formación verde. "¿Qué culpa tengo yo de que el PP me ofreciera cargos a cascoporro?", fue una de sus intervenciones, además de abordar la cuestión de género o los matrimonios entre personas del mismo sexo.

El formato liderado por Wyoming dijo adiós a la temporada este jueves, en un programa en el que Joaquín Reyes imitó a Santiago Abascal. "España es preciosa pero da muchos gases", comenzó diciendo en el sketch vestido con ropa deportiva en medio de un bosque. El cómico presentó al líder político como "el presidente de Vox, diputado en las Cortes, cara visible de la nueva derecha y, sobre todo, español. El Marie Le Pen cañí, el Salvini castizo, el Chuck Norris un poco menos facha".

Además de en sus planos en el campo, el político apareció con traje en el que sería su despacho ficticio. "Por mucho que le fastidie a los progres", lanzó, "Vox es imparable. 24 diputados hemos metido en el Congreso, 24 como las horas que tiene el día, como los años que llevo en política". También se preguntó: "¿Qué culpa tengo yo de que el PP me ofreciera cargos a cascoporro?".

Entre ellos enumeró el puesto de "concejal en un pueblo" o "procurador de Álava". Además de los brindados en Madrid por Esperanza Aguirre: "Menudo pastizal me levanté". A continuación se aventuró a cantar, tomando como sintonía de fondo la de los anuncios de electrodomésticos de la marca Bosch. "Con Vox toda España irá mejor, venceremos al Islam, ni un moro va a quedar", entonó.

Sobre feminismo y matrimonios homosexuales

El colaborador de El Intermedio, aprovechó la ocasión para, en la piel de Abascal, abordar cuestión es de género. "Ni machismo ni feminismo, igualdad", trató de zanjar. Y contó una anécdota sobre una "muchachita" que le había revelado que cobraba la mitad de su compañero por hacer el mismo trabajo. "Yo le dije igualdad, igual da", contestó.

Además, en pleno inicio de la celebración del Orgullo LGTBI, habló sobre las relaciones entre personas del mismo sexo. "Una cosa es respetar y otra cosa es decir lo que no es", cuestionó, "porque de toda la vida de Dios un matrimonio es ente un hombre y una mujer. A poder ser sumisa". Propuso otras maneras de referirse a las uniones homosexuales: "Si se quieren juntar que le llamen pareja de gayers, unión de invertidos, enlace de mariquitiquis".

Finalmente, con un mapa del mundo en mano, Reyes encarnado en Abascal, señaló sus intenciones de conquista del mundo, enumerando los países que querría recuperar o tomar por vez primera. "No digáis que no sería bonito. Nuestra juventud arrasando Europa, como de Erasmus pero sin resaca", afirmó tomando a los jóvenes como referencia en la lucha. 

Antes de despedirse lanzó un mensaje a la prensa. "Me da mucha pesadumbre porque los medios de desinformación dicen muchísimas mentiras sobre nosotros", lamentó aunque sin perder la esperanza. "Menos mal que todavía hay periodistas de raza que dicen la verdad, como Bertín Osborne", aplaudió.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba