ANÁLISIS / OPINIÓN VERTELE Alegato en defensa de Jordi Évole y 'Salvados'

Alegato en defensa de Jordi Évole y 'Salvados'
Alegato en defensa de Jordi Évole y 'Salvados'

Tras la denuncia de la AUC ante la FAPE por el falso documental del 'Operación Palace', esgrimimos argumentos que exculpan al presentador de laSexta, y nos preguntamos, ¿por qué esta asociación no se preocupa por la manipulación informativa?

Vertele ha dado la noticia en las últimas horas: Jordi Évole y su Operación Palace en laSexta será juzgado por la Comisión de Arbitraje, Quejas y Deontología de la Federación de Asociaciones de Periodistas de España (Fape).

La Asociación de Usuarios de la Comunicación (AUC) ha solicitado la apertura de un expediente a Atresmedia y a Évole por posible incumplimiento de las normas deontológicas del periodismo.

Estamos de acuerdo en que el actual momento del periodismo en España es crítico. La falta de rigor, el amarillismo, la ausencia de opiniones contrastadas y de una relativa objetividad, es habitual en los medios de comunicación de nuestro país.

¿Por qué la AUC nunca denuncia casos de manipulación informativa?

Más allá de las opiniones que nos pueda merecer a cada uno el experimento del programa Salvados, que no llevó la sangre al río porque advirtió claramente al finalizar su emisión que era un ejercicio de ficción, lo que nos llama la atención es que la AUC no haya intervenido en otros momentos en que ha habido sospechas razonables de manipulación en programas informativos de televisión. Nos referimos, obviamente, a casos de manipulación encubierta. Porque como dijo Évole al término de su reportaje del 23-f, "al menos, nosotros os decimos que es mentira".

Si revisamos la actuación de la AUC en los últimos años vemos que su interés por denunciar la manipulación informativa en televisión ha sido nulo. Sí se ha preocupado de la “protección a los menores”, de la “copia privada”, de la transmisión de corridas de toros, del control sobre anuncios de vigorizantes sexuales y productos milagros y de la reantenización de la TDT, pero en los dos últimos años no ha dedicado ni un segundo a denunciar pucherazos informativos.

Sin pretender ser exhaustivos, Vertele ha revisado la hemeroteca para ver casos que hubieran merecido la intervención de la AUC y el análisis de la Comisión Deontológica de la Federación de Asociaciones de la Prensa y que no nos consta que les hayan generado la menor preocupación.

Televisión Española favorece al PP, según el Consejo de Informativos

Agosto de 2013: “El Consejo de Informativos de TVE ha hecho público su último informe en el que pide la dimisión del director de Contenidos de este área, José Gilgado, por su "maniobra de intoxicación y manipulación" en la información dada el 14 de agosto sobre la declaración de la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, en el caso 'Bárcenas'. Este organismo critica duramente el "preocupante tratamiento informativo del asalto ultraderechista en la Diada". En los dos casos acusa a Gilgado de "vulnerar los principios editoriales de la Corporación".

Las denuncias y pequeños o grandes escándalos en relación a los informativos de TVE llenarían catorce folios. Como muestra, un botón.

Los trabajadores de la RTV de Castilla-La Mancha denuncian la línea de sus noticieros

El Comité de Empresa de RTVCM denunció, en enero de este año, con nombre y apellidos, a los responsables de “manipular, tergiversar, mentir, ocultar, y fabricar los contenidos de RTVCM” con una relación de sus malas prácticas. Algunas de las que referían eran:

-Sólo sacan al “político de turno” mientras en la calle hay decenas de manifestantes a los que no pueden grabar ni ni incluir en sus noticias.
-No pueden emitir manifestaciones o concentraciones multitudinarias de los ciudadanos, aunque estén en la misma puerta de las instalaciones de la cadena de televisión.
-Denunciaban la tergiversación de las declaraciones de los reportajes “recortando y eliminando el sentido de los mismos”.
-”Modifican las entradillas de las noticias firmadas por los redactores de manera que falsean la realidad de la información”.
-”Nos envían a grabar “sucesos” anodinos e insignificantes cuando las noticias y hechos importantes se ignoran”.

Críticas por la línea soberanista de TV3

Este ha sido también un año de críticas para TV3. Incluso el periódico The New York Times se refirió a la línea informativa de la cadena autonómica catalana por su apoyo al movimiento independentista, con un punto álgido en la cobertura de la Vía Catalana del 11 de septiembre.

Ramón de España, entre otros columnistas, denunciaba en un artículo en El Periódico, que "el espíritu nacional ha sido una constante de TV3 desde su ya lejana fundación, pero nunca, hasta que CiU ganó las últimas elecciones, se había llegado a las actuales cotas de sectarismo monotemático y servilismo al poder".

Canal Nou, un compendio de disparates

La televisión ya cerró, pero el memorial de agravios sigue ahí. Desde el accidente del metro
de Valencia, en 2006, que no fue noticia destacada ni el día en que se produjo la tragedia, pasando por el hecho de que RTVV fue el último medio informativo de España que recogió la dimisión del entonces presidente de la Generalitat, Francisco Camps.

Los valencianos tuvieron que esperar 40 minutos para ver en diferido la rueda de prensa de Camps y "en ningún momento se contextualizó ni explicó la razón de su dimisión". Pero se podrían referir otras 200 noticias susceptibles de ser analizadas por la AUC.

Canal Sur, entre el problema técnico y la manipulación

La Radio Televisión de Andalucía (RTVA) tuvo que pedir disculpas en 2012, al finalizar el informativo de Noticias 1, por un "problema técnico" que provocó que se incluyera de modo accidental una imagen de espaldas del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en una noticia emitida en el informativo Noticias 2 sobre el juicio a "un pederasta".

¿Denunciará la AUC a partir de ahora la manipulación informativa?

Ya hemos dicho que no queremos ser exhaustivos. Con seguridad podríamos recoger ejemplos de noticias sesgadas o desenfocadas que afectan a laSexta, Cuatro, Antena 3 o Telecinco que hubieran podido generar inquietud a los directivos de la Asociación de Usuarios de la Comunicación.

Pero, volviendo a la iniciativa que afecta a Salvados y a Jordi Évole, la pregunta es ¿por qué toma ahora la AUC esta iniciativa? ¿Por qué precisamente lo hace en un programa que pertenece al género del 'falso documental' y que anunció, al final, que era simplemente una ficción?.

¿Significa que, a partir de ahora, se van a convertir en vigilantes de la pureza informativa de las cadenas de televisión, para evitar que se manipule al espectador?

Sería bueno que tanto la AUC como la FAPE aclaren el sentido de su decisión para que los espectadores, periodistas y lectores en general sigan considerando que son entidades respetables y que no se mueven por intereses distintos al rigor informativo y a la defensa de los derechos de profesionales y consumidores de medios de comunicación.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba