Telecomunicaciones Auna ultima la venta de la filial de cable a Ono por 2.200 millones

El cierre de esta operación está pendiente de "pequeños detalles" como apuntes fiscales o el uso de antenas de Amena

El vicepresidente segundo y consejero delegado del grupo Santander, Alfredo Sáenz, anunció hoy que los accionistas de Auna están a punto de cerrar la venta a Ono de la filial de cable y telefonía fija del 'holding', Auna Telecomunicaciones, por 2.200 millones de euros.

Durante la presentación de los resultados del grupo Santander, Sáenz indicó que la venta del grupo Auna se llevará a cabo finalmente por un total de 12.800 millones de euros, de los que 10.600 corresponden a Amena y el resto a Auna Telecomunicaciones. El Santander obtendrá unas plusvalía de más de 400 millones de euros tras su desinversión en el 'holding'.

Según el consejero delegado del Santander, el cierre definitivo de la operación de venta de la filial de cable y telefonía fija está pendiente de "pequeños detalles", pero no de carácter económico, como pueden ser apuntes fiscales o el uso por parte de la operadora de antenas que son propiedad de Amena.

Sin presiones del Gobierno

Asimismo, Sáenz subrayó que el contrato de venta de Auna Telecomunicaciones es muy complejo, dado que se enmarca en un proceso de escisión de una compañía "con muchos elementos cruzados". La escisión es consecuencia de la venta a France Télécom de Amena, la operadora de móvil del grupo Auna, anunciada hoy.

Sobre esta operación, Sáenz aseguró que "en absoluto" ha existido ningún tipo de recomendación por parte del Gobierno sobre la conveniencia de dar prioridad a la oferta de France Télécom, al ser preguntado por la reunión que mantuvo el presidente del grupo francés, Didier Lombard, con el ministro de Industria, Turismo y Comercio, José Montilla.

Según el consejero delegado del Santander, "no hay color" entre la oferta del grupo galo y las de los fondos de inversión. "El que diga que se aproximaba a France Télécom y que se ha tomado una decisión dudosa desde el punto de vista de su racionalidad económica, no pierda usted cuidado que no aguanta ni medio asalto ese razonamiento", indicó.

Asimismo, insistió en que la operación, que prevé el pago en efectivo y la posterior suscripción de una ampliación de capital de France Télécom, no es oscura. "Lo de Auna está más claro que el agua", apuntó Sáenz, al tiempo que recordó que los accionistas de Auna pueden decidir qué importe suscriben en la mencionada ampliación.

Por otra parte, adelantó que el vicepresidente y consejero delegado del grupo Auna, Joan David Grimà, abandonará la compañía y probablemente se reincorporará al Santander, "como es su deseo repetidamente manifestado". No obstante, es posible que permanezca durante un período de transición en la compañía de telecomunicaciones si así lo desea France Télécom.

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba