Berlusconi pidió opinión a Rajoy sobre la compra de Sogecable

El líder del PP no se mojó porque se trataba de una decisión empresarial

El primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, consultó recientemente a Mariano Rajoy su opinión sobre una posible compra de Sogecable por Mediaset. El presidente del PP evitó mojarse afirmando que se trataba de una decisión empresarial, según informa Vicente Ruiz en un artículo publicado en Elmundo.es que, por su interés, reproducimos a continuación:

"La venta de Sogecable como cuestión de estado. La urgencia de Prisa por deshacerse de su área audiovisual ha viajado en las últimas fechas fuera de nuestras fronteras. El primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, aprovechó un encuentro reciente con el líder del PP, Mariano Rajoy, para preguntarle su opinión sobre la hipotética compra de Sogecable a cargo de su gigante mediático Mediaset.

Desde la ruptura de las negociaciones con Imagina, en Prisa no han dejado de ofrecer Digital+ a cualquier potencial comprador y Berlusconi se ha dejado querer, pero su oferta va más allá de la plataforma de pago e incluye también Cuatro.

La reunión con Rajoy sirvió a 'Il Cavaliere' para preguntar por su opinión sobre la operación, pero el líder de la oposición en España evitó mojarse afirmando que se trataba de una decisión empresarial.

El primer ministro italiano sí manifestó su interés en la operación. Sin embargo, el precio que se ha puesto sobre la mesa le parecía excesivamente alto. La pretensión de Berlusconi es ejecutar la operación sin apenas tener que desembolsar efectivo. Es decir, con acciones de la empresa resultante de la fusión y absorbiendo parte de la deuda.

Además, analistas especializados en el sector destacaban ayer a EL MUNDO que una operación de este tipo "podría destrozar el dividendo de Telecinco" y que "fusionar un negocio en beneficios con otro en pérdidas suponía un serio problema para Telecinco, así que tendría que encontrar unas posiciones muy favorables para dar un paso así".

En cualquier caso, el mayor problema en la negociación no radica en el precio. Como ya sucediera en las negociaciones Prisa-Imagina, el reparto de poder de la sociedad resultante constituye el escollo fundamental. Desde la compañía italiana, propietaria de Telecinco, tienen claro que para embarcarse en esta aventura es indispensable tener el control de la gestión, aunque Prisa continuara como socio minoritario.

El consejero delegado de la editora de El País, Juan Luis Cebrián, sin embargo, sigue negándose a ceder el protagonismo en su división audiovisual y, en principio, sólo contemplaba la venta de hasta un 40% de ella o, por separado, de todo Digital+. Sin embargo, dentro del grupo existe una corriente que prefiere deshacerse de todo Sogecable y saldar parte de la deuda de más de 5.000 millones de la compañía para poder centrarse, ya sin tantos agobios, en el resto de activos del grupo.

Cebrián maneja un camino alternativo para conseguir la inyección económica con la que salvar la presión de los acreedores: vender una porción (alrededor de un 20%) de la tarta accionarial de Sogecable a Telefónica, la eterna aspirante a comprar Digital+. Eso sí, perdiendo gran parte de la inversión hecha hace apenas 17 meses cuando se compró a Telefónica su parte en Sogecable".

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba