Anécdota desde Italia Berlusconi ofrece trabajo en Telecinco a la enfermera española que lo cuidó

Berlusconi ofrece trabajo en Telecinco a la enfermera española que lo cuidó
Berlusconi ofrece trabajo en Telecinco a la enfermera española que lo cuidó

María José Carballo, de 36 años, trató a Il Cavaliere tras su operación a corazón abierto. El político y empresario quiso agradecerle así su labor

Silvio Berlusconi ha sido recientemente operado a corazón abierto para cambiarle la válvula aórtica, en el hospital San Rafael de Milán. Pero, a juzgar por los testimonios, la recuperación de Il Cavaliere ha sido rápida.

El exprimer ministro ha ofrecido trabajo en Telecinco a la enfermera española María Cristina Carballo, la profesional que estuvo velando por él en la sala de cuidados intensivos del centro hospitalario, informa ABC.

La sanitaria fue objeto de las insinuaciones del político y empresario al poco de que este recuperara la consciencia: "Treinta segundos después de haberlo liberado del vínculo de la asistencia respiratoria, se manifestó inmediatamente el Silvio Berlusconi de siempre, listo ya a hacerme una broma. También hizo un cumplido por la asistencia recibida durante la noche por parte de una de mis enfermeras de cuidados intensivos, Cristina, a la cual ha dado una posibilidad de trabajo en Telecinco", explica Alberto Zangrillo, médico personal de Berlusconi.

De esta enfermera castellana le ha llamado la atención la particular profesionalidad en la asistencia nocturna y la delicadeza que ha puesto en las operaciones para despertarlo. Ella, cuentan, solo pudo responder con un tímido "gracias" a semejante oferta.

Carballo ha sido descrita como "morena, soltera y gran hincha del Atlético de Madrid", además de "muy reservada, sin actividad en redes sociales o selfies en la web con uniforme de enfermera". Trabaja desde hace ocho años en el hospital San Rafael.

Etiquetas

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba