Telecinco Bronca en horario infantil

Festival de tacos y pitidos en los programas de tarde. El despido de cuatro periodistas de A tu lado vuelve a abrir el debate del espinoso tema de la protección a la infancia en televisión

Elaboración de contenidos: un caballo desbocado para los redactores

Para ver los problemas con que se enfrentan los redactores de los magacines de Telecinco, analicemos una tarde cualquiera, la del viernes, por ejemplo. Echemos un vistazo al resumen de Gran Hermano de sobremesa, que es una materia prima con la que trabajan los periodistas por indicación de la cadena. GH incluye, en cinco minutos de contenido, nada más y nada menos, que un mínimo de 25 insultos, tacos y amenazas. Para emitir este material, la tarde del viernes se convirtió en Telecinco en un festival de pitidos en dos actos: el primero, en el resumen de Gran Hermano; el segundo, en A tu lado.

El criterio de la cadena de Mediaset es, desde hace unas semanas, que los tacos se tapen con pitidos agudos que impidan escucharlos. La cadena opta así por apoyar al Gremio de los otorrinolaringólogos puesto que los tímpanos de los espectadores quedan destrozados después de escuchar un fragmento como el que les vamos a relatar a continuación.

El argumento: pelea entre Nico y Ainhoa

Los nominados del jueves 13 de noviembre eran Nico, Nuria, David, Ainhoa y Beatriz. La expulsada fue Beatriz. A Nico se le saltó una sonrisa cuando se dió su nombre, aunque luego se despidió cariñosamente de ella y hasta se ofreció para salir en su lugar.

En cuanto Bea atravesó el umbral de la puerta, Nico se puso a hacer bromitas y a mostrarse encantado de la vida. El mal rollo estaba servido. Nico tenía ganas de fiesta y no se cortaba en expresarlo. Nuria, lo mismo. Laura lloraba sin consuelo. David, Julián y Denis se mostraban cautos, afectados, prudentes y preocupados por Laura. Ramón y Vanessa, afectados por la salida de Bea, criticaban la “bromita” de Nuria y Nico en el establo. Y Ainhoa se contenía para no estallar y pedía “respeto” a Nico. Fue entonces cuando se produce el siguiente diálogo...

En dos minutos encontramos hasta quince veces la palabra “puto” o “puta”

- Nico: Si me hubiera ido yo, habría una fiesta de
puta madre en la casa, ¿verdad? Champán, pata (jamón)
y todo, si me hubiera ido yo, o Nuria.

- Ainhoa: ¡No! Tendríamos respeto hacia las personas
que se quedan.

- Nico: ¡Qué va! ¡Yo tengo mucho más respeto del que
tú te piensas!

- Ainhoa: No lo demuestras. No puedo, no puedo...

- Nico (interrumpe): Lo que pasa es que a ti te jode
que esté otra vez aquí. ¡Eso te jode!

- Ainhoa (sigue): No puedo pensar que tengas respeto
cuando no lo demuestras. Tanto hablar de respeto y educación y eres un puto maleducado, tío, siempre con palabrotas, siempre hablando mal de todo el mundo...

- Nico (interrumpe, bajito): Puta eres tú, colega.
Puta eres tú. No te permito llamarme puto, colega.

- Ainhoa (sigue): ... no respetas los sentimientos de
los demás porque no los compartes.

- Nico (en voz baja): Maleducada de mierda, colega.
Puto, me llama esta tía.

- Nuria (calmando a Nico): Venga, Nico, ya está.

- Nico: ¡¿Ya está?! ¡Un huevo, colega!. (A Ainhoa) ¡Yo
soy puto con una puta como tú!

- Ainhoa: ¡Perdona, ¿me acabas de llamar puta?!
(Coge una jarra para lanzársela a Nico, y es Vanessa quien se la arrebata y se lo impide) ¡¡¡¿Me acabas de llamar puta?!!! Porque yo sí te parto la cara, tío. (Vanessa la sujeta con fuerza para que no se lance
a por él).

- Nico: ¡Tú me has llamado puto!

- Ainhoa (a gritos, sujetada por Vanessa): ¡Yo no te he
llamado puto! ¡Yo no te he llamado puto, gilipollas! Gilipollas sí. Eres un gilipollas. Y un maleducado, eso es lo que eres, un maleducado. ¡Subnormal!

- Vanessa: Ya, Ainhoa, ya.

- Ainhoa: ¡No me da la gana, tía! ¡Me tiene hasta los
cojones!

- Nico: Envidiosa, que eres una envidiosa.

- Ainhoa: ¿Envidiosa de qué? ¿De qué seas un puto maricón de mierda? ¿De eso, envidiosa? ¿Y una persona maleducada? ¡¡¡ A ver si te deportan y te llevan a tu país, porque gente como tú no la quiero aquí, así te lo digo!!! ¡¡¡Hasta racista me voy a volver, por tu puta culpa!!! ¡Subnormal, que es lo que eres!

- Ainhoa (a Vanessa, que la sujeta con fuerza para que no vaya a por Nico): ¡Déjame en paz, tía! No vale, me da igual todo. ¡¿Qué pasa?! ¿Qué voy a estar nominada la semana que viene y me voy a ir? ¡¡¡Me toca la polla!!! ¡Pero no me gusta esta gente, ¿sabes?! Porque es mala, tía, son mala gente...

Visto lo visto, es necesario preguntar cuál es la línea editorial de Telecinco. Despedir a cuatro contratados temporales, alegando que se ha vulnerado una supuesta “línea editorial”, sin pedir otras responsabilidades, rasgándose las vestiduras, parece un ejercicio absolutamente hipócrita.

¿De qué hablamos cuando hablamos de "horario infantil"

Aquí hay tomate tuvo el jueves a 52.000 niños entre 4 y 12 años entre sus espectadores. El resumen de sobremesa de Gran Hermano mantiene esta misma tónica: 54.000 niños. A tu lado, curiosamente, a pesar de estar en lo que las cadenas consideran horario infantil, tiene menos espectadores entre 4 y 12 años que los programas anteriores (42.000), también por su menor share en el día. La Gala de prime time de Gran Hermano tuvo entre sus seguidores, el jueves pasado, a 143.000 niños, que no se fueron a la cama con Los Lunnis. Finalmente, Crónicas Marcianas convocó el jueves a 39.000 niños, casi tantos como A tu lado.

Primera pregunta: ¿qué programa está en una franja “más” infantil?. Potencialmente, A tu lado, por horario. En la práctica, el programa de Jorge Javier Vázquez convoca a más niños delante del televisor. Niños que parece que no van al colegio porque la hora de emisión del “tomate” es de 15h30 a las 16h30 de la tarde. Pero no nos olvidemos que el programa de Javier Sardá tiene tantos espectadores entre 4 y 12 años como A tu lado. ¿Debemos proteger menos a los niños insomnes que a los demás?. ¡¡Pero, por favor, que la fórmula no sea despedir a los más débiles, a los que tengan contratos precarios!!

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba