Entrevista a Arturo Canalda en Telemadrid El Defensor del Menor, ahora contra las series de Antena 3

"Física o Química" y "90-60-90", sus objetivos tras el caso de Andreíta

El Defensor del Menor de la Comunidad de Madrid, Arturo Canalda, opina que los medios de comunicación vulneran la intimidad de un niño cuando las informaciones que están divulgando pueden afectar al desarrollo del menor, porque pueda ser utilizado por personas externas en contra de la persona.

En una entrevista con Telemadrid, recogida por Europa Press, Canalda hizo estas declaraciones tras la polémica suscitada hace dos semanas cuando el Defensor del Menor recomendó a Belén Esteban, tertuliana en algunos programas televisivos, que dejara de hablar de su hija Andrea porque la podía perjudicar.

Preguntado por cuándo los medios pueden vulnerar la intimidad de un menor, Canalda señaló que esto se produce cuando "la información que se esté divulgando a través de un medio pueda tener cierta incidencia en el desarrollo de ese niño". "Lo que tenemos que conseguir entre todos es que la información que se divulgue sea completamente aséptica para el desarrollo de un niño", señaló.

"Se pueden poner fotos en revistas si son asépticas"

En este sentido, apuntó que el objetivo es que "nadie" pueda utilizar esos datos que se han puesto de manifiesto en las informaciones de los medios de comunicación "de ninguna manera, ni compañeros de colegio, ni familiares ni amigos". "Ése es el matiz porque tú puedes poner fotos en la revista, puedes hacer reportajes de televisión, completamente asépticos y si no puede ser utilizado en contra de ese niño, pues no pasa nada", agregó.

Canalda, que fue muy criticado por el medio en el que trabaja Belén Esteban cuando salió esta información, precisó que hay una instrucción "clarísima" de la Fiscalía General del Estado, que da una serie de pautas que se deben tener en cuenta siempre. Este órgano es, además, "quien determina si ha habido una vulneración porque es la que representa los intereses del niño".

En este sentido, explicó que cuando el Defensor del Menor se recibe una denuncia, ellos la remiten al Fiscal, que es el que decide y hace una recomendación al medio de comunicación para evitar que la reiteración de la información pueda afectar al niño. Pero insistió en que en su institución siempre valoran si tiene cabida la denuncia, que siempre tiene que estar debidamente identificada.

Así, indicó que sólo tramitan denuncias anónimas cuando dichas denuncias pongan de manifiesto que hay un menor en situación de riesgo vital. En este caso, se manda a la Fiscalía y se investiga. "Lo que no vamos a hacer es porque no esté identificada dejar al niño en situación de riesgo", apostilló, al tiempo que señaló que si no lo hacen les pueden acusar de "dejación de responsabilidades y funciones".

En la misma dirección, Canalda recordó que el horario infantil está fijado por ley, un horario de protección y superprotección que va desde las 8 hasta las 22 horas, pero que el problema está en que "ninguna de las televisiones cumple con las obligaciones que tiene". "Es muy triste porque lo que prima son los índices de audiencia y no importa que no se cumpla porque las sanciones son escasas", indicó.

Piden sancioneas para las TV a Mª Teresa Fernández de la Vega

A su juicio, ahora que se está tramitando una nueva Ley Audiovisual en el Congreso de los Diputados, la solución pasa por establecer sistemas de sanción "que sean disuasorios realmente". Así, señaló que ellos ya le han propuesto a la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, que la sanción podría ir en función de los ingresos que una cadena obtiene en la franja horaria por publicidad.

"La Ley está para cumplirla y la televisión hace una función importantísima y no se puede desvirtuar por cuestiones comerciales", insistió Canalda, quien subrayó que el Gobierno tiene que legislar para que la normativa sobre estas cuestiones "sea efectiva" y proteja "de forma real a los más pequeños".

No obstante, reconoció que no sólo los más pequeños se pueden ver afectados por la programación televisiva sino también los adolescentes, que tienen ante sí programas que, en su opinión, "no tienen mucho sentido" y favorecen "todo lo contrario a lo que los padres y las administraciones intentan favorecer". "Hay que hacer un ejercicio de reflexión, que no sean sólo las cuotas y la publicidad los que marquen", apostilló.

Canalda no deja que sus hijos vean "FoQ" o "90 60 90"

A título personal, Canalda indicó que él a sus hijos no les permite ver series como 'Física o Química' o '90 60 90'. Según el Defensor del Menor, hay que estar "un poco encima de los chavales y ver que cosas están viendo".

"Educar con cariño es lo más importante y a veces es decir no", continuó, al tiempo que añadió que no está en contra de que no se emitan estas series pero que el hilo argumental debería tener contra argumentos, "enseñar que lo que ven no está bien", concluyó. 

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba