Fraude Desmantelada la mayor red de piratería de TV por cable

Los doce detenidos poseían dispositivos electrónicos para abrir todos los canales de pago de la operadora ONO

La Unidad de Delitos Tecnológicos del Cuerpo Nacional de Policía ha desmantelado una red de piratería de televisión por cable, en una operación en la que han sido detenidas doce personas –todas españolas y mayores de edad-, e intervenido diverso material utilizado para esta actividad.

Un portavoz de la citada unidad explicó que se trata de la operación más importante llevada a cabo contra este tipo de piratería. Las detenciones se han realizado en seis ciudades españolas -Valencia, Algeciras, Castellón, Albacete, Irún y Villarreal-, y se han incautado cerca de 240 dispositivos electrónicos ilegales, que
permiten abrir todos los canales de pago de la operadora ONO,
incluyendo los de pago por visión.

La propia operadora ha informado de que el fraude podría
haberle ocasionado pérdidas superiores a los 100 millones de
pesetas de no haber culminado con éxito la operación, que se
inició a raíz de los rastreos realizados por la Unidad de Delitos
Tecnológicos en Internet.

Dichos rastreos localizaron una página "web" con indicios de
delito en los primeros días de enero y las investigaciones se
prolongaron por espacio de seis meses hasta dar por concluida la
operación.

Los registros realizados descubrieron un laboratorio de
electrónica que se dedicaba al diseño y producción masiva de
tarjetas "piratas" de Canal Satélite y Vía Digital, de las cuales
se han intervenido cerca de 500.

Otros casos


En otras ciudades del país también se han dado casos de este tipo. En Alicante, la policía registró en los últimos días un establecimiento requisando durante la operación 165 tarjetas descodificadoras piratas, 33 programadores para la habilitación de estas tarjetas, más de un centenar de chips para la manipulación de consolas de videojuegos Playstation, 8 consolas manipuladas, 419 microprocesadores para el montaje de tarjetas descodificadoras, un ordenador y diversa documentación explicativa de la instalación, fabricación de tarjetas y chips para las consolas.


Por su parte, en la población madrileña de Leganés, el Grupo de Delincuencia Económica de la Comisaría de Policía intervino un ordenador con su correspondiente grabadora de CD-ROM, 10 DVDs, 68 copias de películas en CDs, 28 CDs conteniendo obras musicales y 83 copias de discos compactos. El detenido también comercializaba tarjetas piratas para la descodificación de <a Canal Satélite Digital, interviniéndosele una de dichas tarjetas. Finalmente, en Santander, se encontraron 365 videocasetes repicadas, dos magnetoscopios y un ordenador.

Volver arriba