Declaraciones "Elijo a las azafatas del 1,2,3 por su sonrisa"

Chicho Ibáñez Serrador habla de los preparativos de la décima etapa del concurso de TVE, que relevará a Pequeños grandes genios a partir del 19 de diciembre. Sus Historias para no dormir regresan en vídeo y DVD

Las terroríficas Historias para no dormir de Narciso Ibáñez Serrador que TVE emitió entre los años 1965 y 1970, una de las series más populares de la cadena pública, están a la venta en DVD y Vídeo desde el lunes. De los más de 30 capítulos que se emitieron en esos cinco años, 18 de ellos han sido remasterizados digitalmente y se ofrecen en un estuche de 6 DVD o 10 VHS. Ibáñez Serrador hace una presentación de las historias con pequeñas anécdotas recordatorias.

Después de 40 años, la labor que ha llevado a cabo la empresa Vellavisión “ha sido un proceso tremendamente laborioso, por la dificultad de volver a componer las tonalidades desde el original en blanco y negro” explicaba Chicho Ibáñez Serrador en la presentación de la serie. “Esto para mi no es un juguete, un premio, es mucho más, significa que algo que yo he hecho goza de buena salud y podrá seguir así años y años. Todas las historias se hicieron con muy pocos medios, en un día escaso de trabajo, pero con mucho, mucho, amor”, recuerda Chicho. “Cuando veo ahora esas historias me doy cuenta de que los actores tenían una naturalidad increíble para la época; creo que el éxito de Historias para no dormir se consiguió gracias a una buena historia, sinceridad en los actores y una buena dirección”.

"El suspense nunca pasará de moda"

El autor y director de Historias para no dormir no cree que el género del suspense esté en decadencia: “Va por modas, como el western. Cualquier género, con tres películas buenas, ya sube. El miedo sigue funcionando, pero ese miedo a lo que se presiente, no a lo que se ve. Es un género imprescindible en cine y televisión. Hay directores españoles que están haciendo muy buen cine de este género (refiriéndose a Alejandro Amenábar) y negándose a trabajar en televisión, porque ya se lo he propuesto”.

“Las historias de miedo nos gustan a los adultos porque es una forma de sentirnos niños otra vez. Los primeros miedos los pasamos en la cuna con las tormentas, los truenos, la soledad, todo eso que luego llamamos tópicos y que están en todas las películas de suspense”. Pero, ¿funcionarían sus “Historias para no dormir” en el modelo actual de programación? “Sí”, responde Chicho, “yo creo que tendrían éxito igualmente pero es un género muy difícil en el que siempre estás al filo de la navaja, si te quedas corto no das susto, pero si te pasas haces nacer al gigante de la crueldad y la maldad, que es la risa”. Ibáñez Serrador avanzó que después del Un, dos, tres, “me iré de cabeza a este género porque es el que más me gusta”. Entre sus películas de suspense favoritas, figuran Psicosis, La semilla del diablo y El sexto sentido.

Pese a su confianza en el género, Chicho es consciente de que si TVE emitiera sus “Historias para no dormir” en el prime time de La Primera podrían resultar víctimas de la dictadura del share: “Sé que desgraciadamente el éxito hoy día está en la gente que te ve, las audiencias tienen su razón de ser. Pero siempre se puede buscar la forma para que unas “Historias para no dormir” puedan interesar con una audiencia correcta. Es precisamente esto lo que espero con el nuevo 1, 2, 3, el éxito estará en lograr que los muchachos lean, que no lo hacen”.

El nuevo "Un, dos, tres" arranca el 19 de diciembre

Narciso Ibáñez Serrador no puede evitar hablar del Un, dos, tres, el proyecto para TVE en el que está inmerso actualmente y muy ilusionado. La pública ha previsto el estreno de esta décima etapa para el próximo 19 de diciembre, viernes, en sustitución de Pequeños grandes genios, que para entonces habrá finalizado su temporada.

El programa se mantendrá fiel al formato original aunque con algunas variaciones. Cada programa, de tres horas de duración, estará dedicado a una obra maestra de la literatura. Las recordadas “Supertacañonas” serán sustituidas por los “Bomberos”, unos malvados personajes cuyo objetivo es quemar todos los libros, en homenaje al clásico literario de Ray Bradbury, Fahrenheit 451. Se mantendrá la emblemática calabaza Ruperta y la clásica “subasta” con la participación de actores y humoristas, entre los que ya están confirmados Rosario Pardo (Cuéntame y Crónicas Marcianas), el imitador Daniel Martínez y Víctor Sandoval, que compaginará su colaboración semanal en el concurso de La Primera con la presentación de Mamma Mia en Telemadrid. Chicho también intentó fichar a su compañera en la autonómica madrileña, Patricia Pérez, pero un contrato de exclusividad se lo ha impedido. La productora de Chicho, Prointel, tiene acordados con TVE 13 programas, independientemente de la audiencia que obtenga.

"Elijo a las azafatas por su sonrisa"

Una de las sorpresas más esperadas del nuevo Un, dos, tres es el resultado del casting de las “azafatas contables”, que se está llevando a cabo actualmente, y que en anteriores etapas ha supuesto una auténtica fábrica de famosas. Chicho se encarga personalmente de la selección. ¿Cómo las elige? “Por la sonrisa, sólo necesito ver una cara para saber si es capaz de traspasar la pantalla; tienen que tener algo como en su día lo tenían Victoria Abril o Lydia Bosch. “Me fijo más en la parte humana que en la estética”, explica Chicho sobre el criterio que sigue para elegir a sus “chicas 1,2,3”.

Sobre si la televisión de hoy es mejor o peor que la de hace 40 años, cuando se emitían Historias para no dormir, Narciso Ibáñez Serrador está convencido de que “las series que se hacen hoy son mucho mejor que las de antes”. “Sólo hay un género que ha empeorado, el corazón”. En cuanto al debate de la “telebasura” y el control de contenidos en horario infantil, la opinión de Chicho es clara: “Yo estuve siempre contra la censura pero hoy deberíamos tomar más en serio este exceso de imágenes que las televisiones vomitan sobre niños pequeños; ya sé que porque los niños vean violencia no tienen por qué imitarla, pero sí se crea un acostumbramiento al sufrimiento, al asesinato, al horror y se pierde la sensibilidad; yo creo que los coches cada vez pasan más despacito cuando hay un accidente en la carretera para ver qué pueden ver. La televisión es un arma terrible que debe formar, no deformar”.

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba