ANÁLISIS VERTELE Escándalo Volkswagen: ¿engañaban también con sus anuncios de coches en TV?

Escándalo Volkswagen: ¿engañaban también con sus anuncios de coches en TV?
Escándalo Volkswagen: ¿engañaban también con sus anuncios de coches en TV?

El gigante automovilístico trucó hasta once mil vehículos diesel en todo el mundo (unos 700.000 en España) para superar las pruebas de control medioambiental. Estas malas prácticas afectan a cuatro de sus marcas (Audi, Seat, Skoda y Volkswagen). ¿Cómo incidió la publicidad en esta mentira a nivel mundial? Recopilamos y analizamos algunos de los spots más recientes de la compañía alemana: desde el célebre "The Force" (reprendido por Greenpeace en su momento) al más reciente de los ingenieros angelicales que se emitió en la Superbowl 2014

Un escándalo de dimensiones internacionales ha manchado la reputación de Volkswagen. La compañía germana ha trucado once millones de vehículos diesel en todo el mundo, a fin de aprobar los estandares mendioambientales de Estados Unidos y la Unión Europea.

Lo hizo instalando un software que detectaba cuando el coche en cuestión estaba siendo a las pruebas para comprobar el nivel de gases contaminantes expulsados. Durante el uso habitual de los automóviles, las emisiones de C02 eran hasta 40 veces superiores a lo permitido, tal y como denunció la Agencia de Protección Estatal de Estados Unidos, primer país que descubrió el engaño, tal y como recoge Cinco Días.

En el fraude se ven involucrados diversos modelos de cuatro marcas del conglomerado, Audi (A1, A3, A4, A5, A6, Q3, Q5 y TT), Seat (Alhambra, Altea, Altea XL, Exeo, Ibiza, León y Toledo), Skoda (Fabia, Octavia, Rapid, Spaceback, Scout, Superb y Yeti) y Wolkswagen (Amarok, Beetle, CC, Golf, Jetta, Multivan, Passat, Polo, Scirocco, Sharan, Tiguan y Touran). Si bien, tal y como la filial española de la compañía indica, “los vehículos afectados son absolutamente seguros y aptos para la curculación”, habrán de someterse a un procedimiento para reparar (sin coste alguno para el propietario) esta treta. En España, se calcula que sean más de 700.000.

Las consecuencias ya se han hecho notar a nivel económico y directivo. Por un lado, se ha realizado una dotación de 6.500 millones de euros por las posibles pérdidas. Por otro, Martin Winterkorn dimitió como presidente ejecutivo de la firma, siendo relevado por Matthias Müller. Aunque se desconoce hasta qué punto era o no consciente el cargo saliente de las malas prácticas en que incurrían en el seno del consorcio, su marcha pretende tener un efecto balsámico: demostrar la transparencia del proceso de investigación de este contubernio, que tanto descrédito ha costado a una marca hasta ahora "fiable".

¿Contribuían al engaño sus spots de TV?

Con la credibilidad de la compañía tocada de muerte, desde Vertele hemos querido repasar las campañas promocionales que durante los últimos años han aparecido en los bloques publicitarios de la televisión. Sus creatividades han destacado durante los últimos tiempos, con propuestas aplaudidas por certámenes y televidentes. ¿Engañaban también con sus spots? ¿Qué idea nos sugerían con ellos? Repasamos a continuación algunos de ellos.

Tal y como destaca 20minutos, cuatro años antes de que el grupo alemán quedara retratado, desde Greenpeace ya señalaba la flota de vehículos como altamente contaminantes. Lo hacían, precisamente, parodiando uno de los spots más recordados de Volkswagen: “La fuerza”, protagonizado por un pequeño Darth Vader para anunciar el Passat (primero de los dos vídeos que tienen a continuación).

[kaltura]1_9njr4i86[/kaltura]
.
[kaltura]1_gt6cbdiw[/kaltura]
.
“Tan avanzados como tú”, aseguraba la realización de 2015 dedicada al nuevo Passat. Una afirmación que ahora puede sonar a embuste. Mientras tanto, el célebre anuncio "Como un tigre" del Volkswagen Polo aseguraba que este "nunca había sido tan seguro".

[kaltura]1_vl1y4beu[/kaltura]
.
[kaltura]1_2x7p6bz1[/kaltura]
.
El Seat León es uno de los coches más afectados en España. Un usuario de este modelo en nuestro país cargaba desde laSexta Noticias contra la compañía, acusándola de “publicidad engañosa”. Miremos uno de los spots de este modelo: en él, un niño desecha su cohete de juguete tras montarse en el auto recién adquirido por su padre y comprobar sus prestaciones.

[kaltura]1_jhjfpugo[/kaltura]
.
Un análisis a primera vista de las distintas campañas tienden a mostrarnos los vehículos entornos bucólicos y verdes, tanto en zonas de montaña como en parajes boscosos. Una suerte de señal de la (cuando menos, cuestionable) buena armonía de los coches con el medio ambiente.

Miremos, por ejemplo, la pieza de presentación más reciente del Seat Ibiza. Entre las prestaciones destacadas, se indica la de “motores más eficientes”.

[kaltura]1_17njw6li[/kaltura]
.
O este otro, también del Seat León, en el que un padre y un hijo se trasladan a primera hora de la mañana a una zona de montaña con el objetivo de montar en bicicleta.

[kaltura]1_2cokb8h1[/kaltura]
.
"¿Qué me dirías si te digo que cada vez que este coche recorre 1.000 millas, un ingeniero alemán recibe sus alas?", dice el spot de la Superbowl 2014 de Volkswagen. La premisa del simpático vídeo equipara a la categoría de ángeles a los trabajadores de la empresa germana, que se preciaba de ser la compañía que más coches tenía en circulación en Estados Unidos. Se puede decir que en la actualidad, para muchos conductores, sería más apropiado cambiar las alas por un rabo de diablillo, a juzgar por el engaño masivo perpetrado.

[kaltura]1_ie1g0ezu[/kaltura]
.
¿Habrá reacción en las próximas comunicaciones de Volkswagen en televisión? ¿Harán referencia a este escándalo del que salen escaldados, como muestra de arrepentimiento ante el receptor? Parece no ya obvio, sino necesario, que el gigante automovilístico trate de paliar los efectos que han tenido los hechos destapados en su imagen. Ahora bien, ¿lograrán sanar las cicatrices en su maltrecha imagen? Está por ver.

Etiquetas

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba