Plan TDT Fabricantes y antenistas de TV piden al Gobierno medidas complementarias a la rebaja del IVA para impulsar la TDT

"No es una rebaja sustancial", dicen. Lo fundamental ahora es que el Ejecutivo emprenda una "campaña de comunicación intensiva"

La Asociación Multisectorial de Empresas de Electrónica y Comunicaciones (Asimelec) y la Federación Nacional de Instaladores de Telecomunicación (Fenitel), que agrupan a los principales fabricantes de televisores y antenistas de nuestro país, pidieron hoy al Gobierno medidas complementarias a la rebaja del IVA de los sintonizadores de Televisión Digital Terrestre (TDT) y a las reformas de las antenas, para impulsar así decididamente la implantación de esta tecnología en los hogares españoles.

Desde Asimelec, su director general, José Pérez García, dijo que la decisión del Gobierno es "buena, siempre que no sea la única medida". A su juicio, esta rebaja "sin duda va a ayudar", aunque consideró que "no es la más importante".

"No veíamos imprescindible una política de apoyo al sector porque entendemos que en la migración puede haber otros incentivos", comentó Pérez García. En ese sentido, dijo que "la barrera económica no es la más importante" para que la TDT entre en los hogares, al existir sintonizadores de TDT por 70 euros y el coste de antenización para las familias "no es muy elevado".

En cualquier caso, dijo que "una rebaja de la carga tributaria puede favorecer" la adquisición de equipos, "siempre que no sea la única medida". Por eso, Pérez García insistió en la necesidad de que el Gobierno realice un "esfuerzo económico en una buena campaña de divulgación" para que el usuario vea las ventajas de la TDT "y tenga así un incentivo".

Por su parte, el director general de Fenitel, Miguel Angel García Argüelles, calificó la iniciativa del Gobierno de "bien intencionada" pero aseguró que "no es favorable al sector" ya que tiene un impacto "muy reducido" y sería "mejor que el Gobierno concentrara" los recursos en otras actuaciones. El precio "no es un factor barrera" en la TDT, sentenció en declaraciones a Europa Press.


"NO ES UNA REBAJA SUSTANCIAL"

Según los instaladores, lo fundamental ahora es que el Gobierno emprenda una "campaña de comunicación intensiva (en medios de comunicación y puntos de venta) para que el usuario tenga una visión clara de la TDT, de los servicios, de cómo puede acceder a ellos, más que rebajar el IVA". Además, García Argüelles dijo que al ser importes "de menor medida" y que se desembolsan en una sola ocasión, "para el usuario no es una rebaja sustancial".

Por otro lado, consideró que esta medida puede suponer un problema en las reformas en las antenas para "saber a qué se le rebaja el IVA", si a la mano de obra, el producto o su conjunto. García Argüelles comentó que la medida, "en lugar de facilitar, es probable que dificulte el proceso, y dijo que sería "más interesante conocer las prestaciones de la tecnología, tener una información cuanto más amplia, que afrontar una rebaja de seis o siete euros"

Por contra, abogó por focalizar las inversiones públicas en el desarrollo de servicios interactivos "en calidad y cantidad". A su juicio, "la televisión se adquiere por contenidos".

El Consejo de Ministros del pasado viernes aprobó un paquete de medidas fiscales para el impulso de la productividad, entre las que figura trasladar un mandato al Ministerio de Economía y Hacienda para que reduzca a lo largo de este año el IVA de los sintonizadores y de las reformas en las antenas del 16 al 7 por ciento con el fin de impulsar la TDT.

Hasta la fecha, sólo los televisores de más alta gama incluyen entre sus prestaciones el sintonizador de TDT incorporado, imprescindible para poder sintonizar las emisiones en esta tecnología que ofrecen tanto los canales públicos y privados analógicos, como las privadas Net y Veo TV. Por este motivo, el sintonizador externo es imprescindible para que estos nuevos canales puedan ser recibidos con un televisor convencional.

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba