Así fue el debate especial en 'Salvados' Iglesias y Rivera entierran 'el espíritu del Tío Cuco' en su debate más crispado

Iglesias y Rivera entierran 'el espíritu del Tío Cuco' en su debate más crispado
Iglesias y Rivera entierran 'el espíritu del Tío Cuco' en su debate más crispado

Se acabó el buen tono general aunque siempre combativo de sus primeros cruces en televisión. Los líderes de Podemos y Ciudadanos se mostraron muy tensos, con golpes bajos, recriminándose y pisándose constantemente haciendo olvidar aquello de la "nueva forma de hacer política" y poniéndose a la altura dialéctica del Rajoy-Sánchez en el último 'cara a cara' del famoso "ruin" y "mezquino". Ya durante la tarde, "calentaron" el ambiente en Twitter con ironías y 'pullitas'

'Salvados' ofreció anoche un programa especial con el 'cara a cara' entre dos de los candidatos a la presidencia del Gobierno como son Pablo Iglesias (Podemos) y Alberto Rivera (Ciudadanos).

Con Jordi Évole como moderador, los dos líderes políticos dejaron claro que la anterior etapa de respeto y moderación ha quedado enterrada para dar paso a una luchar sin cuartel con continuas interrupciones, golpes bajos y ataques que recuerdan a lo que hasta hace poco ellos mismos llamaban "vieja política".

El propio presentador llegó a afirmar que "el espítitu del Tío Cuco está enterrado" en un momento de la charla, cuando tuvo que intervenir para calmar los ánimos de sus dos encendidos debatientes. Se refería al primer 'cara a cara' en el programa que tuvieron ambos, que recogimos entonces.

"Empieza a ser evidente que los climas de la primera vez que nos vimos y el de hoy no son los mismos". Así les interrumpió Évole cuando Albert Rivera acusaba a Pablo Iglesias de llamar en Twitter "criminal" a Amancio Ortega, mientras Iglesias le acusaba de difamar a Podemos, como recoge la web de laSexta.

El mismo Albert Rivera reconoció: "Lo admito, no creo que podamos decir que el tono es exactamente igual que el del Tío Cuco".

"¿De verdad que queréis seguir con este tono?"

Lo cierto es que nada cambió. El cruce de acusaciones fue constante, generando un debate trabado y con dos voces casi continuamente que dificultaba su comprensión. Un producto televisivo mucho más complicado que el primer debate en el Tío Cuco.

En otro momento de la charla, cuando debatían sobre las reformas laborales que van a llevar a cabo si llegan al Gobierno, volvieron a elevar el tono hasta que Jordi Évole les llamó la atención: "¿De verdad que queréis seguir con este tono el debate?".

'Salvados' repasó sus enfrentamientos tras el Tío Cuco

El propio programa repasó los encontronazos que Pablo Iglesias y Albert Rivera han tenido durante el tiempo entre debate y debate en el programa, tras el primero en el Tío Cuco. Del "gran héroe Otegi" al "cuñadismo", se evidenció que la buena sintonía habúia desaparecido.

"Calentaron" el debate durante toda la tarde a través de Twitter

De hecho, su enconado enfrentamiento no se produjo solo delante de las cámaras, sino que ambos se dedicaron a "calentar" el enfrentamiento a lo largo de toda la tarde empleando sus cuentas de Twitter.

Con vídeos, emojis y reproches; Pablo Iglesias y Albert Rivera tiraron de hemeroteca, ironías y caras sonrientes con vídeos para preparar su debate. Sin perder las formas, pero también sin parar de tirar 'pullitas' a su adversario.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba