En un juzgado de San Sebastián Igor de 'GH 14', imputado por estafa a una mujer

Igor de 'GH 14', imputado por estafa a una mujer
Igor de 'GH 14', imputado por estafa a una mujer

El ex concursante del reality de Tele 5 habría gastado, presuntamente, 3.000 euros en apuestas por internet. Lo habría hecho con la tarjeta de crédito de una mujer que, según algunos medios, le contrató para un servicio sexual. El televisivo, a quien hemos visto después en numerosas ocasiones en 'Sálvame', niega las duras acusaciones

Igor, el que fuera uno de los concursantes más mediáticos de 'Gran Hermano 14', se halla imputado de un delito de estafa, cuyo proceso está actualmente siendo instruido por un juzgado de San Sebastián. Basurko, de 28 años, fue presuntamente contratado por una mujer para que prestara un servicio sexual, y éste obtuvo de manera totalmente ilícita la numeración de una tarjeta de crédito de la víctima, tarjeta con la que más tarde realizó diversas apuestas 'online', según informan los diarios de Vocento.

Los hechos se remontan a diciembre del pasado año cuando una mujer, a través de una página web de contactos para adultos, demandó los servicios de Igor Basurko para mantener una relación de carácter sexual, según medios jurídicos. El encuentro se mantuvo en una vivienda del barrio donostiarra de Amara y se prolongó durante aproximadamente dos horas.

En el transcurso de este tiempo, según se deduce de la investigación que llevó a cabo la Guardia Municipal de San Sebastián, el concursante, presuntamente, podría haber revisado los efectos personales de la mujer con el propósito de hacerse con dinero y algunas tarjetas de crédito. Para ello, aprovechó un momento en el que la víctima del engaño no se hallaba en la dependencia en la que había depositado sus enseres, entre ellos un bolso.

De acuerdo con la información obtenida, Igor Basurko se habría apropiado momentáneamente de la tarjeta Visa de la mujer y habría anotado la numeración de la misma, gracias a la cual podría realizar cualquier operación a través de la red. Asimismo, el sospechoso hurtó veinte euros que había en la cartera.

La cliente no se percató de ninguna de estas circunstancias y ambos se despidieron sin otro particular. No fue hasta que transcurrió un tiempo cuando la mujer descubrió que le habían sido cargados en su cuenta diversas cantidades de dinero por operaciones que ella no había autorizado. Las imposiciones económicas provenían de la firma de apuestas por internet EKSA y ascendían a cerca de tres mil euros.

Los hechos fueron puestos en conocimiento de la Guardia Municipal de San Sebastián, cuya Unidad de Investigación de Delitos llevó a cabo las oportunas indagaciones. Las fuentes jurídicas señaladas indicaron que a través de la empresa de apuestas se pudo determinar desde qué terminal se efectuaron las apuestas. De esta manera, se estableció que las operaciones se cumplimentaron a través de dos direcciones IP distintas.

La Guardia Muncipal donostiarra, al objeto de conocer si ambas direcciones pertenecía a una misma persona, llevaron a cabo nuevas averiguaciones. Los resultados fueron concluyentes: las dos IP eran de Igor Basurko.

Adicto al juego

Ante las pruebas existentes, los agentes requirieron al sospechoso a que acudiese a la sede de la Policía local al objeto de prestar declaración. Sin embargo, el presunto autor de la estafa no ha acudido a las dependencias municipales. Las diligencias se han remitido al Juzgado de Instrucción número 1 de San Sebastián, que proseguirá con las actuaciones. Se espera que en las próximas semanas, el concursante del reality comparezca en la sede judicial, donde podrá hacer frente a las imputaciones que se dirigen contra él.

Igor Basurko participó en la decimocuarta edición de 'Gran Hermano', donde quedó finalista. Según han manifestado recientemente fuentes del propio concurso, padece una adicción a las apuestas y se hallaba en un proceso de rehabilitación.

Niega las acusaciones

Tras lo publicado, según informa el colaborador de Sálvame, Kiko Hernández, en su blog de Telecinco: "Tras una larga conversación, Igor me negó tajantemente la información (...) trasladándome su malestar ante esta difícil situación con las siguientes palabras: “Kiko, te juro que en mi vida me he prostituido. Es una acusación muy grave y voy a denunciarlo porque es algo que daña gravemente mi imagen”

"Igor, seriamente indignado con la información que le relaciona directamente con la profesión más antigua del mundo, negaba taxativamente haber puesto un anuncio en Internet para obtener dinero a cambio de favores sexuales y, de igual manera, me aseguraba no tener en su poder ningún tipo de notificación por la que le conste que se haya iniciado cualquier tipo de proceso judicial en el que se encuentre imputado por los hechos mencionados."

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba