Batió récord histórico de audiencia Jorge Javier llama 'hija de puta' a Aída tras su 'macabra' charla con Rosa Benito sobre Ortega

Jorge Javier llama 'hija de puta' a Aída tras su 'macabra' charla con Rosa Benito sobre Ortega
Jorge Javier llama 'hija de puta' a Aída tras su 'macabra' charla con Rosa Benito sobre Ortega

Monumental bronca y máxima tensión en plató: El presentador tilda a la robinsona de "enferma" y "mala persona" después de una conversación de ésta con la cuñada de Rocío Jurado: "¿Y a Ortega Cano dónde le gustaría ser enterrado..?". El llanto de la madre de Aída y la respuesta final: "Me quieres enterrar viva

La décima gala de Supervivientes 2011 que Telecinco emitió anoche fue, sin dudas, la más tensa vivida hasta el momento en la historia del reality. Jorge Javier Vázquez, Aída Nízar y la madre de ésta, Mª Ángeles, se enzarzaron en una monumental bronca después de que la polémica 'robinsona' hablara con Rosa Benito sobre Ortega Cano sin explicarle lo que había pasado con el torero en España en las últimas semanas.

"¿Cómo se puede ser tan mala persona? Lo hemos visto todos los responsables del programa y la palabra más repetida es 'asco'", dijo el presentador a la ex gran hermana, con quien mantuvo un durísimo rifirrafe a lo largo de la gala que, por cierto, batió el récord histórico de audiencia del programa, al reunir un 32.7% y 4.159.000 espectadores, más que en la visita de Isabel Pantoja.

"Imagínate que le pasa algo a Ortega Cano..."

Estando plácidamente en la soledad de Cabeza de León, las dos tumbadas bajo la luz del sol, Rosa Benito dijo estar "tan a gustito como diría Ortega" y Aída Nízar no dejó escapar la oportunidad para preguntar a Rosa por el torero: "¿Qué tal tú con él?". "Muy bien", contestó Rosa.

Sin embargo, la controvertida Aída siguió interesándose por la opinión de Rosa sobre su cuñado: "Imagínate que le pasa algo a Ortega Cano...", ante lo que Rosa respondió negativamente: "Dios quiera que no es muy joven y no está en los ruedos que es donde puede haber peligro". "Ya sabes que en la vida hay peligro en todos lados, andando por la calle nos puede caer un leño", se apresuró a decir Aída.

"¿Ortega Cano dónde quiere ser enterrado?"

"Si pasasen cosas, ¿te gustaría saberlas?", continuó la vallisoletana. "Sí, tanto si fueran buenas como malas", contestó una inocente Rosa. Pero la pregunta más dura aún estaba por llegar. "¿Y Ortega Cano dónde quiere ser enterrado?", se interesó Aída. "Vaya cosas que me dices ahora, es que no se me ha pasado ni por la mente preguntarle eso", manifestó Benito.

Para acabar con la conversación, Aída Nízar lanzó otro polémico comentario: "¿Sabes si está siguiendo tu concurso?". "Sí, seguro que está viéndolo todo y los niños, todo, todo", respondió Rosa, según recoge Telecinco.es.

Jorge Javier: "¡No voy a seguir hablando con una enferma!"

Tras la emisión de las imágenes donde Aída planteaba estas incómodas preguntas a Rosa sobre su cuñado, Jorge Javier habló con la colaboradora, a quien llamó “mala persona”, “enferma” e “hija de puta”.

"Si tienes un poco de dignidad, si todavía te queda algo, estate callada. Esta conversación ha sido vista por todos los responsables de este programa y nunca se había producida esa unanimidad al ver unas imágenes. La palabra es asco, bochorno, vergüenza, consternación... ¿Cómo se puede ser tan mala persona?, ¿Cómo se puede jugar con los sentimientos de esas familias?", dijo el presentador.

"Hubiera empleado otro término que empieza por 'h' y termina por puta. Cuando llegues a España vas a tener que mantener serias reuniones con la gente que te ha llevado allí y creyendo que ibas únicamente a colaborar con el programa que tanto te gustaba y a cumplir la palabra que nos habías dado. ¿Tú te crees que es digno hablarle a Rosa de dónde le gustaría ser enterrado Ortega Cano cuando ha estado semanas...? ¡No voy a seguir hablando con una enferma!", espetó Jorge Javier a Aída.

"Si estuviera fuera de plató, llamaría hija de puta a Aída"

Sin embargo, la bronca también salpicó a la madre de Aída, que intentó defender a su hija diciendo que era una conversación sacada de contexto y que no lo había hecho con maldad.

Asimismo, Mª Ángeles se sintió muy molesta por los "insultos" de Jorge Javier había hacia Nízar. "¡Basta!", dijo el presentador. "Todos hemos escuchado la conversación y hemos tenido que suprimir algunos momentos porque eran absolutamente monstruosos. Jamás pensé que una mujer fuera tan mala persona".

Poco después, Mª Ángeles estalló en plató: "¿Qué has llamado a mi hija como un gran presentador que eres?", dijo casi llorando. "Tu hija es una malísima persona y si yo estuviera en la calle le hubiera llamado hija de puta", respondió Jorge Javier, que invitó a Mª Ángeles a abandonar el plató, aunque ésta se negó "a no ser que me lo pida la dirección del programa".

Aída a Jorge: "Has conseguido humillarme en directo"

Pero la tensión no acabó aquí, ya que al final de la gala Jorge Javier volvió a hablar con Aída Nízar, momento en el que ésta pudo dar su opinión después de todo lo que había ocurrido.

"Tu eres el presentador y tienes la batuta y has conseguido humillarme en directo. Te felicito por ello. Pido disculpas si se ha malinterpretado una conversación que he tenido en respuesta a una pregunta que hay en España respecto a si Rosa debería haber sido advertida. No ha habido ganas en mí de hacer daño", explicó la superviviente.

"Admiro tu trayectoria y por eso me han dolido los insultos, porque solo los torpes insultan. Es muy fácil llamrme mala como hacen todos, por eso me extraña que tú te hayas subido a ese carro. Hoy me siento enterrada televisivamente", continuó Aída, quien llegó a decir a Jorge Javier que "me estás enterrando viva".

"Si tan dañinas eran las imágenes, ¿por qué las emite la dirección?"

Pero la defensa de Aída no terminó ahí: "Si tan dañinas eran las imágenes, ¿por qué las emite la dirección? Recuerdo que en tu programa [Sálvame] es donde se ha llamado a Ortega Cano alcohólico mientras se debatía entre la vida y la muerte", comentó la colaboradora.

"Desde otro programa que presentas han dicho de todo sobre mí, me han querido enterrar televisivamente y han dicho que mi padre se suicidó, ¿eso no es dañino?", se preguntó la vallisoletana.

"No he jugado con la ignorancia de Rosa, sino que me he mordido la lengua porque ella siempre me preguntaba cómo estaban las cosas en España". "Aquí estoiy para que me dilapides", terminó Aída. "Lapides", corrigió Jorge Javier.

"Si hubiéramos querido enviar a la mejor entrevistadora, hubiera ido Mercedes Milá"

"Te hemos enviado no para que hicieras a Rosa preguntas crueles e insidiosas mirando a cámara y sonriendo", dijo el presentador. "Si hubiéramos querido enviar a la mejor entrevistadora de esta país, hubiera ido Mercedes Milá, no tú".

Para finalizar, Jorge Javier preguntó a Aída si quería abandonar el concurso. "¿Por qué voy a querer abandonar?", respondió la concursante, que finalmente seguirá en la isla, puesto que tampoco fue expulsada por la organización.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba