El actual rostro de CNN Internacional Libération retrata a Ana Pastor como una 'Carmen' moderna 'arrebatadora'

Libération retrata a Ana Pastor como una 'Carmen' moderna 'arrebatadora'
Libération retrata a Ana Pastor como una 'Carmen' moderna 'arrebatadora'

El diario francés compara a la ex periodista de RTVE con el famoso personaje que inspiró la ópera del mismo nombre. Ella cuenta cómo dimitió tras ser apartada 'por decisión política' y se llevó, como toda indemnización, 1.350 euros sin derecho al paro

El prestigioso diario francés Libération ha dedicado esta semana un retrato de página entera a la periodista española Ana Pastor, ex de TVE y actual rostro de CNN, a la que compara con la famosa 'Carmen' de Merimée, la cigarrera sevillana de carácter endiablado y vital, arrebatador, que inspiró la ópera que lleva el mismo nombre.

Dice Ana Pastor en el periódico que "para mí, el periodismo pasa por molestar, indisponer, especialmente a los políticos", mientras recuerda su salida de TVE, que su entrevistador define como "fulminante".

François Musseau, que es quién escribe el reportaje, recuerda que "reinaba" en Los Desayunos en un país en el que la gente se va a dormir tarde pero, ¡oh! paradoja, el prime time de la información es de madrugada"; y sigue: "Ana Pastor lideraba la franja, por encima de la competencia, con una media de medio millón de espectadores".

Continúa: "Los líderes políticos estaban encantados de participar en su programa, a pesar de que tenían que pagar el peaje de enfrentarse a esa Carmen de sonrisa arrebatadora, que sacaba sus uñas en el momento en que ellos empezaban a recitar su catecismo".

Dimitió con 1350 euros de indemnización

El diario francés recuerda que el teléfono sonó, el 5 de agosto, para comunicarle que dejaba de presentar 'Los Desayunos'. Al otro lado estaba el nuevo jefe de informativos "nombrado por una derecha ya en el poder, deseosa de controlar la información pública que, desde 2005, el socialista Zapatero había liberado de toda tutela"-señala el periodista.

Y remata: "Para que este cese no se pareciera a la vieja censura, le permitieron quedarse en la casa sin proponerle nada concreto". Pero Ana Pastor dejó las cosas claras en su twitter, seguido por 450.000 personas: "Quería quedarme en la casa, pero no haciendo pasillos". Dimitió y se llevó, como toda indemnización, 1.350 euros, sin derecho al paro.

"Fue una decisión política"

Tres meses después Ana Pastor lo tiene claro en Libération: "Fue una decisión política. El periodista añade: "Una purga". Ella y los que representaban la televisión plural y neutra, "un oasis que ha durado siete años", pasan a la trastienda. Y la presentadora reflexiona: "Nuestra democracia es joven. Muchos políticos no tienen la costumbre de rendir cuentas. A algunos, las preguntas que no les gustan les parecen una falta de respeto".

Eso se manifestó en entrevistas como la que hizo a Esperanza Aguirre, Presidenta de la Comunidad de Madrid, a la que le dijo: “Yo sé que le gustaría a usted misma hacer las preguntas y contestarlas, pero aquí no tendrá la oportunidad”.

O a un viejo dirigente socialista al que le apuntó: “Veo que no quiere mojarse, pero reconozca al menos que no quiere hacerlo”. O lo que le dijo a Dolores de Cospedal, jefa del Partido Popular, que denunciaba la supuesta parcialidad de la televisión pública y a la que replicó: "Es un orgullo para los asalariados de esta casa vivir este momento de libertad".

Una 'progre' formada en escuelas religiosas

En España -apunta Libération- Ana Pastor es considerada 'progre', favorable a Obama, al derecho de los homosexuales a casarse, a la posibilidad para las mujeres de interrumpir su embarazo. A lo que ella replica: "Cuando pienso que me llaman 'roja', me acuerdo de toda mi formación en escuelas religiosas".

François Musseau la compara a la periodista estrella de la CNN, Christiane Amanpour, recordando que, apenas licenciada en la Universidad San Pablo de Madrid, fue reportera de la SER en Paquistán, en Niger, en Liberia o cubriendo el tsunami asiático de 2004.

A los 29 años, TVE le confió el debate "59 segundos" que prohibe a los participantes hablar más de un minuto, un "concepto revolucionario en España para controlar la tendencia natural al pugilato cacofónico", apunta Libération.

También recuerda su entrevista al Presidente de Irán, Mahmoud Ahmadinejad, que dio la vuelta al mundo porque se quedó sin su hijab verde y le preguntó por los derechos humanos en su país y por el caos de Libia, pero que gustó por "su mirada directa, que no esquivaba los asaltos". "Es una franqueza que busco siempre en mis entrevistados"- apunta Ana Pastor.

De origen humilde, estudió con becas

El retrato acaba recordando sus orígenes: Ana Pastor está ahora en CNN para trabajar en español y en la emisión internacional ,y para entrevistar a gente de nivel de Angela Merkel o Rafael Nadal.

Es en estos momentos cuando ella piensa en sus humildes padres, católicos, conservadores, que llegaron a Madrid desde un pueblo de Castilla. Él, mecánico, ella, ama de casa, que tenían la obsesión de dar una buena educación a su hija, lo que fue posible gracias a las becas que iba consiguiendo, y que también permitió a sus hermanos convertirse en ingenieros o profesores.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba