ENTREVISTA VERTELE María Patiño se sincera: claves de su éxito, reencuentro con Terelu y secretos

María Patiño se sincera: claves de su éxito, reencuentro con Terelu y secretos
María Patiño se sincera: claves de su éxito, reencuentro con Terelu y secretos

Charlamos con la colaboradora y presentadora del 'Deluxe' del sábado sobre el excelente momento profesional y personal que atraviesa. Nos cuenta lo que ha aprendido desde que sustituye a Jorge Javier, los retos que tiene por delante, y cómo es su relación con los compañeros de programa. También nos 'confiesa' sus retoques de belleza y responde a nuestro cuestionario de personalidad

¿Cómo estás llevando esta etapa de éxito profesional?

Lo vivo con normalidad por los años que llevo en la profesión. He tenido momentos mejores y peores y por eso lo veo como un proceso natural. No puedo negar que estoy contenta con mi evolución, con los datos y por la gente que ha confiado en mí.

¿Te esperabas los excelentes datos del ‘Deluxe’?

La verdad es que no pienso mucho en ello, si lo pensara me moriría de la angustia. Cuando me propusieron volver a ponerme al frente del ‘Deluxe’, en lo único que pensé es en prepararme y estar a la altura. Lógicamente, sé que trabajo en una cadena privada y los datos son importantes para la continuidad del programa pero no es algo que me preocupara en exceso.

Entonces, ¿ya estás más segura conduciendo el programa?

Si me hubiera sentido incapaz hubiera dicho que no, como he dicho que no a otros proyectos que me han ofrecido en este tiempo. En eso soy muy responsable. Pero sí que los años te dan más seguridad.

¿Cuáles crees que han sido las claves de tu éxito?

La seguridad de la que hablábamos y el trabajar mucho. Ser muy constante e intentar siempre mejorar los fallos.

¿Qué fallos has tenido que pulir?

Pues por ejemplo, tenía que ser más directa de lo que era. Recogieron en un vídeo esos momentos en los que tenía que ir más al quid y me daba cuenta de que me regodeaba mucho en la palabra y ralentizaba el programa. Pero esto en concreto, creo que lo mejoré.

Y ahora tengo pendiente ampliar mi léxico, mejorar la dicción, ser menos exagerada gestualmente… pero sin dejar de ser yo, claro. No busco la perfección, si no mejorar en lo que se pueda.

Tu labor ha sido muy bien acogida por el público, ¿lo has notado en la calle?

Pues sí, lo he notado, pero es que en realidad la gente que se te acerca es a la que le gustas. Vienen a darme su apoyo, ánimos y alguna felicitación, sí es cierto.

En las redes también te están piropeando por tu físico, ¿te sientes en tu mejor momento?

Yo soy una persona muy coqueta, soy consciente que tengo una imagen y que trabajo de cara al público. Reconozco que me he hecho cosas, que me cuido, hago deporte… pero fundamentalmente estoy en un momento de mi vida que estoy tranquila conmigo misma, y creo que eso se transmite.

Ahora que nos estamos sincerando, cuéntanos tus secretos de belleza…

El deporte para mí es fundamental, física y psicológicamente. También intento beber mucho agua, comer sano 5 veces al día. También me tomo por las mañanas un limón con agua y antes de acostarme: un chupito de vinagre de manzana. Siempre utilizo mis cremas.

¿Y eres partidaria de que la mujer se haga retoques y lo lleve con naturalidad?

Si, claro, yo lo he contado muchas veces: me puse unas carillas en la boca, también me retoque la punta de la nariz, hace como dos años. No fue una operación de nariz, solo mejorarme esa parte. Lo que es intervención no me he hecho nada. Supongo que en el futuro me haré más cosas.

Ahora que están saliendo casos de famosas que ni se reconocen de las operaciones (Renée Zellweger, Courtney Cox…), ¿dónde está el límite?

Creo que el secreto es sentirse guapa pero no artificial, para mi ese es el límite. A mi no me importa que la gente se de cuenta de que me he hecho algo pero me fastidiaría que no me reconociesen. Yo tengo una fisionomía muy particular que va con mi personalidad, pero sí que eso da miedo, el perder eso.

Eres también un referente de moda, ¿cómo definirías tu estilo?

No lo sé, la verdad es que me pierdo con la moda moderna. Yo voy a un sitio, me pruebo algo y si me gusta, me lo llevo. No miro ni siquiera las marcas. No me siento nada esclava de lo que marca la tendencia.

Así es un día en la vida de María Patiño

Cuéntanos cómo es tu día a día

Me levanto muy temprano, voy al gimnasio y me vuelvo a casa rápido para leerme toda la actualidad del día. Después me mandan la escaleta y con ella busco información entorno a los temas que vamos a tratar.
Después llego al programa, lo disfruto muchísimo, y al salir puedo irme a casa a cenar y acostarme temprano o a veces salgo a cenar con amigos.

Mila Ximénez nos decía que ella al salir del programa desconectaba totalmente, ¿tú también? Cuando hay enfrentamientos duros, ¿consigues separarlos de tu vida?

Yo sí le doy vueltas a las cosas, eso forma parte de mi personalidad. Si veo a mis compañeros muy tocados, me joroba. Pero yo no he vivido ninguna situación muy violenta como para llegar mal a casa, pero sí que alguna vez me he preocupado por algunos compañeros.

Es cierto que tu papel es más de mediadora que de protagonista de los conflictos…

Puede que sea por haberme incorporado más tarde y no tener la misma relación que tienen entre ellos, o porque no he querido involucrarme personalmente con mi vida. Quizá por ello mi papel es diferente. Yo en general tengo buena relación con todo.

¿Alguna vez te has planteado dejarlo?

Sí, dejar la profesión no, pero el programa que estuviera haciendo en ese momento quizá si. Durante la época en la que estuve en DEC y en Sabor a ti, tenía un ritmo de trabajo muy fuerte, y alguna vez llamé el mismo día del programa diciendo: “Es que no puedo estar en un plató”. Pero han sido situaciones muy concretas.

El reencuentro Terelu y María Patiño

Queríamos saber cómo viviste el reencuentro con Terelu, la vimos a ella muy emocionada pero a ti no…

Yo lo necesitaba y a ella le gustó, así que lo arreglamos. Realmente, yo era la parte más fuerte de las dos, por ello me fue más fácil mantener la entereza. De cara al público yo era la persona ganadora, aunque a ella no la considero ninguna perdedora.

Pero como ya conté, tuve la suerte de haber mantenido una conversación de muchas horas con Terelu, con una gran claridad sobre nuestros sentimientos y fue una grata sorpresa. Y con eso me quedo.

Jorge Javier dijo que Terelu está en “decadencia”, ¿cómo definirías tú el momento por el que está pasando Terelu?

Es la evolución profesional de nuestro trabajo que a veces estás arriba y otras abajo. Tengo compañeros que ni siquiera están en televisión y muchos de ellos han tenido que reciclarse. A todos nos puede pasar. Yo la entiendo pero creo que aún está trabajando y le quedan muchos años por delante.

“Sentí orgullo de amiga al ver a Jorge Javier actuando”

Ahora que has visto a Jorge Javier en el teatro, danos tu opinión

Yo lo vi en un ensayo general y me fascinó por dos cosas: porque me parece admirable que haya cumplido el sueño del que me hablaba desde hace años. Fue algo mágico y me emocioné. Y también me sorprendió mucho cantando.

La obra no se hace nada pesada, va in crescendo, el final es apoteósico y está rodeado de grandes profesionales. Y lo más importante es que a él le vi feliz, pletórico.

¿Ves justas las críticas que le han hecho o crees que son más personales?

Yo respeto la crítica, pero también la sufro. Creo que hay un paralelismo entre ambos mundos: hay un público mayoritario que ve los programas que yo hago y hay una crítica televisiva que considera que no es un programa de calidad.
Al final nosotros vivimos del público y, aunque la crítica es necesaria, a veces es previsible y a mi eso me aburre.
La verdad es que yo de teatro no entiendo y te hablo como espectadora: a mi me encantó.

Dijiste que ese día, cuando viste a Jorge Javier actuar, te pasaste el día llorando, ¿por qué?

Porque me emocioné. Como cuando ves a tu hijo en la fiesta del colegio y es el que canta mejor. Era orgullo de amiga.

Tú apareciste en un corto, ¿con la interpretación también vas en serio?

No, yo vivo con un actor y tengo un respeto impresionante a esa carrera. Sé lo que implica y el trabajo que hay detrás. Jorge Javier lleva muchos años preparándose para ello y lo mío fue algo puntual, pero no me planteo nada más.

TEST PROUST

¿Cuál es tu idea de felicidad?

Estar bien conmigo misma.

¿Con qué personaje histórico te identificas?

Con ninguno. Nunca he visto a nadie con quién me identifique, la verdad es que no soy nada mitómana.

Mayor virtud y mayor defecto

Mi defecto es que soy un poco soberbia y virtud, me considero noble.

El mayor atrevimiento de tu vida

Cuando participé en ‘Amor a primera vista’ de Canal Sur. Lo viví como una travesura y no quise contárselo a nadie, como si no fuera a emitirse por la TV (risas).

Un placer culpable

La comida mexicana.

¿Algo que no volverías a hacer nunca?

Del daño que pude hacer a mis padres cuando era una adolescente rebelde

Un programa de la competencia que te guste

Me gusta el formato de ‘Callejeros’, en todas sus vertientes.

¿Con qué famoso te gustaría pasar un día?

Con Andy García, tuve la oportunidad de conocerle hace años y me fascinó.

En el amor, ¿qué te conquista?

Tengo que admirar a la persona que amo.

¿Tu mejor arma de seducción

La mirada.

¿La última vez que reíste?

Ahora mismo con esta entrevista

La última vez que lloraste…

Esta mañana

¿Tu última mentira?

Ayer a un compañero, más que mentir, le oculté información

El sueño que te queda por cumplir

Me gustaría una boda en la playa en un país muy lejano

* LA REVISTA DIME AHONDA ESTA SEMANA EN LA TRAYECTORIA DE MARÍA PATIÑO

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba