En la presentación de unas bodegas Marta Sánchez, de mal humor con la prensa durante un acto

Marta Sánchez, de mal humor con la prensa durante un acto
Marta Sánchez, de mal humor con la prensa durante un acto

La televisiva cantante responde a los medios sobre su polémica en Argentina: "No he sido diva nunca en mi vida, son invenciones para crear audiencia", y concluye la entrevista tras dos minutos en el photocall de un evento

A Marta Sánchez no le ha sentado bien volver de Miami, donde ha fijado su residencia. O al menos eso pareció en su comparecencia ante los reporteros que le esperaban en la presentación en Madrid de unas bodegas, de las que era la invitada de honor. Retraso en la llegada, desgana al antender a la prensa y final con amenaza a su representante marcaron el photocall, según recoge Europa Press.

El evento, convocado para las 20.00h, se retrasó una hora porque, al parecer, la cantante no estaba conforme con la iluminación del photocall, lo que obligó al servicio técnico a realizar unos ajustes de última hora mientras los medios citados esperaban.

Solventado el problema, y antes de que la cantante de 'Desesperada' se colocara antes las cámaras, personal de la organización ya advirtió de que lo hacía de mal humor.

Aunque en su cara todo aparentaba normalidad, algo no estaba del gusto de 'Martísima', que mientras sonreía dijo entre dientes a su representante: "Te voy a matar".

Éste 'captó el mensaje' e inmediatamente terminó con las fotos y dio paso a las preguntas de los periodistas, que en un principio iban a ser atendidos por separado, pero que al final lo fueron a la vez.

Las preguntas abordaron de su verano a sus proyectos, pasando por la polémica generada en Argentina, donde le acusan de diva en su participación en un concurso televisivo de baile, a lo que respondió: "No he sido diva nunca en mi vida, son invenciones para crear audiencia".

En cuanto a su reencuentro con Vicky Larraz -que publicó en las redes sociales una imagen en la que desmiente los rumores de desavenencias entre las dos solistas de Olé olé-, la pregunta no le hizo mucha gracia, y, tras dos minutos de entrevista, fue 'rescatada' por su asistente personal y, dejando a los periodistas con la palabra en la boca, abandonó el photocall y desapareció en un ascensor que le llevaba a descansar para la actuación posterior, en la que interpretó tres canciones.

Según personal de la organización, molesta con la actitud de la cantante, ésta ha cobrado por su aparición más que cualquier trabajador normal a lo largo de un año.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba