Acuerdo Murdoch compra Telepiù y crea una única televisión de pago en Italia

Vivendi y Canal Plus venden la plataforma al magnate australiano por 1.500 millones de euros, al aplicar una valoración de mil euros al 1,5 millones de abonados. El objetivo es que News Corporation posea finalmente el 50 por ciento de la nueva plataforma resultante

Tal y como venía anunciando desde hace días Financial Times, el magnate australiano de la comunicación Rupert Murdoch llegó, el pasado 8 de junio, a un acuerdo con el grupo francés Vivendi Universal (VU) para la compra de Telepiù. La sociedad de Murdoch News Corporation es propietaria, al 50 por ciento con el grupo de telecomunicaciones Telecom Italia, de Stream, la segunda plataforma italiana de televisión de pago.

El acuerdo, hecho público en París por Vivendi y su filial de televisión Canal+, fija un precio global de 1.500 millones de euros, al aplicar una valoración de mil euros al 1,5 millones de abonados con que cuenta en la actualidad Telepiù. El grupo de Rupert Murdoch mantendrá el 50 por ciento de la plataforma combinada Telepiùtream y de sus 2,35 millones de abonados. Por ahora no resulta claro quién se quedará con el 50 por ciento restante, pero fuentes próximas a los negociadores han dicho que se estaba reclutando a otros inversores incluido Telecom Italia.

El grupo de Murdoch señala en el comunicado que la operación está sujeta a la aprobación por parte de Telecom Italia y de la Autoridad Antimonopolio de este país. Antes de cerrar esta operación, Telepiù y Stream habían previsto su fusión en julio de 2001, pero el acuerdo fue anulado por las propias compañías seis meses después debido a la filtración de una posible negativa de la Autoridad Antimonopolio. La cifra que Vivendi estaba dispuesta a desembolsar por la compra de Stream era de 390 millones de euros, aunque se comprometía a asumir la deuda de 600 millones de euros que arrastraba la entonces operadora rival.

Telepiù es la mayor de las dos plataformas digitales de pago que operan en Italia, pero perdió 220 millones de euros en el año 2000. Stream, por su parte, cuenta con unos 800.000 abonados y perdió 400 millones de euros en el 2000 más una cifra similar el año pasado.

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba