Un Gran Wyoming árabe Ordenan el arresto de una estrella de la TV egipcia por denigrar el Islam

Ordenan el arresto de una estrella de la TV egipcia por denigrar el Islam
Ordenan el arresto de una estrella de la TV egipcia por denigrar el Islam

Basem Yusef, presentador de "Al Bernameg" ha sido acusado de insultar al jefe de estado, el islamista Mohamed Mursi, en televisión

Basem Yusef, presentador de un programa satírico de la televisión egipcio, no está haciendo demasiada gracia a las autoridades del país. La fiscala general ha ordenado, este sábado 30 de marzo, el arresto de la personalidad televisiva, tal y como informa El Mundo. El ministerio público lo acusa de haber insultado al presidente de Egipto, Mohamed Mursi, denigrado al Islam y perturbado el orden público.

Ha sido el propio Yusef quien ha confirmado la información en su cuenta oficial de Twitter. Además, ha aprovechado para seguir haciendo sangre y asegurar que comparecería en la fiscalia a lo largo del domingo "a menos que me envíen hoy un coche de policía y me ahorren el problema del transporte".

El presentador fue denunciado por "trato humillante" al presidente en enero

Yusef se ha catapultado a la fama en Egipto gracias al formato semanal Al Bernameg (El Programa, en árabe). Sus mofas sobre la situación del país, sobre el mandatario y sobre la clase política le han convertido a la vez en un héroe para los espectadores que le siguen como en un enemigo a batir por quienes rechazan su humor. En esta ocasión, la fiscalía ha aceptado a trámite las denuncias que han presentado contra él una docena de ciudadadanos, por mofarse del presidente Mursi.

Sin embargo, no es la primera vez que se topa con problemas judiciales. El cómico se enfrentó en enero de 2013 a varias demandas de abogados islamistas, también por insultar al jefe del Estado, que fueron desestimadas tras una investigación judicial. Los letrados le acusaban de haber dado un "trato humillante" a Mohamed Mursi. En concreto, se burlaba de la pronunciación del político en actos públicos.

Según la Constitución, aprobada por la mayoría islamista, con la negativa de liberales y cristianos, y ratificada en diciembre mediante referéndum, se prohíbe el insulto a individuos y "profetas".

Yusef, un 'Gran Wyoming egipcio' que surgió tras la revolución de febrero de 2011

Basem Yusef, un médico de 38 años formado en Estados Unidos, se dio a conocer para el gran público por una serie de vídeos caseros subidos a YouTube durante la revolución contra Hosni Mubarak en febrero de 2011. El seguimiento del que gozaron sus piezas le acabaron sirviendo en bandeja un programa propio en televisión que no tardó en registrar grandes datos de audiencia.

Un altavoz de "lo que siente la gente de la calle"

La clase política no acepta el humor que realiza esta suerte de Gran Wyoming egipcio (ambos comparten pasado en la medicina), pero a este, que tiene como gran referente a Jon Stewart (The Daily Show), no parece importarle demadiado: "La sátira va siempre contra ciertas cosas como la autoridad, la mayoría y la derecha. Deben aceptarlo. Con más poder hay más responsabilidad y con más autoridad, más sátira", expone, para añadir luego que él simplemente cumple como altavoz de "lo que siente la gente de la calle".

También mofas hacia sus compañeros de la TV egipcia o a los políticos islamistas

Lo cierto es que no solo hay ataques y risotadas contra el gobierno. En su espectáculo, grabado en el Radio Teatro de Egipto (una sala del centro de El Cairo construida en 1939), también hay "recados" para sus compañeros en la parrilla de programación por su pasado leal a la dictadura de Mubarak, así como a los políticos islamistas, a los que Yusef tildó de "mercaderes de la religión".

24 denuncias por insultar al jefe del Estado desde la llegada del islamista Mursi al poder

Según lo publicado hace meses por la Red Árabe para la Información de Derechos Humanos, las denuncias por insultar al jefe de Estado se han disparado desde que el islamista Mohamed Mursi llegara al poder, en junio de 2012. Entre periodistas y otras personalidades acusadas de calumnias suman 24 denuncias, frente a los cuatro casos contabilizados durante las tres décadas de dominio de Mubarak. La explicación para Yusef de este descreimiento de la población para con sus políticos tiene una razón clara: "Tendrán que vivir con el hecho de que no serán un faraón ni un rey y que la gente hará humor con ellos incluso si son los mejores presidentes del mundo".

Etiquetas

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba