Entrevista Vertele Pablo Motos: "Rajoy me llamó un día y por eso me cae bien, intento que venga al Hormiguero"

Pablo Motos: "Rajoy me llamó un día y por eso me cae bien, intento que venga al Hormiguero"
Pablo Motos: "Rajoy me llamó un día y por eso me cae bien, intento que venga al Hormiguero"

El productor y presentador cuenta la anécdota con el Presidente y habla de las novedades del programa desde el lunes. “Mi madre tiene contrato, se ha puesto diva y meterá hachazos. “Yo me pongo nervioso con la audiencia, pero Antena 3 no, es Disneylandia”. “No queremos hacer pupa al ‘Intermedio’. “Wyoming es amigo e intervendrá en el estreno”. “Nos han recortado mucho el presupuesto”. “No paramos de insistir al Rey para que venga”

Vuelve con nueva temporada y con fichaje sorpresa. ¿Cómo lleva lo de tener a su madre en 'El Hormiguero'?

Mi madre hace siempre lo que le da la gana, y ahí es donde siempre está bien. La tuvimos una vez por casualidad en un programa con Arévalo y Bertín Osborne. Se montó una buena en Internet, y todo el equipo me comentó que tenía que contratarla. Es muy graciosa, porque es una versión extrema de una madre. Hablas con ella y te cuelga cuando no debe, te dice un chiste en mitad de una cosa muy seria... Al final se lo propuse, y me dijo: “¿Me vas a pagar?”. Le dije que sí y firmamos un acuerdo.

¿Le ha hecho un contrato a su propia madre?

Tiene contrato. Absolutamente cierto. Con sus cláusulas y sus historias, todo. Ella está muy diva... ¡Se ha puesto muy tonta! Va a la peluquería y se siente muy estrella, pero yo le recuerdo que todavía no has salido en pantalla. (Risas).

¿Tendrá sección fija?

Intervendrá cuando ella quiera, cuando conozca de qué va el programa. Por eso, el martes 3 de septiembre sí estará, que viene Raphael. No puede venir siempre, porque puede ser un desastre. Siempre será por teléfono, de momento vamos a dejar que no salga, porque se pone nerviosa. Si la llamo y lo sabe, se tiene que tomar la pastilla de los nervios.

¿Va a meter mucha caña?

Es 'heavy metal'. Mete hachazos sin problema.

¿No teme que le saque las cosquillas, cuente anécdotas suyas que no pueden salir en la ‘tele’?

¡Que haga lo que quiera! Estoy en la tele, y te van a pasar cosas que a lo mejor no quieres que se sepa en la 'tele' te guste o no, así que... Que lo haga.

Este año se ponen el listón alto. Ha dicho en la rueda de prensa que “quiero que sea la mejor temporada de ‘El Hormiguero’”...

Cuando estábamos en Londres con Will Smith, fue muy bestia para todos. Al acabar hicimos una fiesta, y estábamos seguros de que habíamos hecho la mejor temporada de las siete. Hemos vuelto ahora, y queremos hacer la mejor temporada de las ocho. Un equipo quiere hacer las cosas por encima de su límite, y es ahí donde se ven las cosas especiales. El equipo hace todo, me cubre... Somos una familia. Cuando uno comete un error, el de al lado se lo cubre bien. Nos queremos de verdad.

¿Antena 3 les ha exigido algún dato de audiencia para mantenerse?

No, no. Todo lo contrario. Cuando me reúno con los directivos, me dicen que por qué me pongo tan nervioso por la audiencia. Me comentan que el programa está muy bien y que tiene otros valores, y que les gusta como espacio. Me piden que me relaje un poco. Soy yo el que está nervioso. Si bajamos de determinado número, soy yo el que dice ‘hay que apretar más’. Ellos son todo lo contrario, y eso es comodísimo. Son Disneylandia, vamos.

¿Se considera competitivo?

Yo quiero lo mejor, y es una enfermedad. (Risas).

Teniendo éxito a estas alturas, ¿le hace estar más relajado o sufre presión por mantenerlo?

Nunca he sentido en mi vida la sensación de éxito. Miento, alguna vez que hemos acabado bien el programa o una entrevista ha salido bien, me he ido a casa con algo parecido, pero nunca pienso que las cosas estén hechas. Siento, a partes iguales, ilusión y vértigo. Queremos agradar, que la gente nos siga queriendo. La última palabra que me definiría ahora es relajado.

Tienen casi cerrado a Brad Pitt. Las estrellas internacionales no se les resisten.

¡Casi ninguna! (Risas).

¿Y las españolas? Por ejemplo, Penélope Cruz, Javier Bardem...

Penélope y su marido tuvieron una presión mediática que les incomodó.

Pero ellos sí que van a programas estadounidenses de corte similar al suyo.

Nuestra invitación está hecha. Una persona de mi equipo habló con Bardem para que viniesen los dos, y dijeron que igual esta temporada pueden buscar un hueco, pero les tiene que apetecer a ellos. No podemos acosar a nadie. Yo estaría encantado. Ellos sufrieron unos meses, fueron momentos duros, y hay entenderlos por toda la presión mediática.

¿Hay algún invitado que le haga ilusión?

¡Si nos faltan todos! (Risas). Hemos tenido 320 invitados internacionales en las 7 temporadas. Hay millones de opciones.

Igual que Obama va a programas en Estados Unidos, ¿Rajoy lo haría a ‘El Hormiguero’? ¿Se lo imagina?

¿Imaginármelo? Sí, sí... Me lo imagino, y me encantaría entrevistarlo sin normas y sin pactos de ningún tipo y sencillamente hacer una entrevista limpia. Creo que estaría bien en un sitio relajado, sin tensión informativa, y fuera de lo previsible que pueden ser las preguntas en un informativo. Estaría muy bien conocer a Rajoy, su parte personal, y cómo es cuando se cabrea, lo que hace en su casa... Una vez me llamó.

¿Y qué le dijo Rajoy?

Me llamó, y al principio pensé que era un imitador de nuestro programa. Me estaba duchando y me avisó mi mujer, diciéndome que era Rajoy. No la creí y respondí: “¿Qué pasa?”. (Risas).Me contó que en un día raro llegó a su casa, y se encontró a su hijo mayor leyendo las frases del libro de 'El Hormiguero', mientras el pequeño se reía con él. Me dijo que “le entró una sonrisa” y que me llamaba “para darte las gracias”. Por este detalle, a partir de ese momento me cayó bien Rajoy. Llama a casa de alguien para decirle que les has hecho feliz un minuto. Me encantaría hablar con él de lo que está pasando, y sin ponerme freno.

¿Y eso es posible en este país? ¿Es posible en 'El Hormiguero'?

Nada es imposible. ¿Probable? No. Nosotros llamamos cada semana pero nos dicen que no, nos dan evasivas, pero lo intentamos.

Si consiguen a Rajoy, harán mucho daño a Wyoming y su ‘Intermedio’.

‘El Intermedio’ no hace entrevistas. Además, no queremos hacer pupa. ‘El Intermedio’ y ‘El Hormiguero’ viven desde hace 7 años juntos, y ojalá que vivamos otros 7 años. Está muy bien, porque Wyoming, que es amigo mío, y que va a hacer una aparición en el arranque del programa (el lunes 2 de septiembre), me despierta a mí, y yo a él. Con lo cual, los dos estamos en tensión, porque estamos siempre cerca el uno del otro. Así está bien.

¿Se plantean un cruce de programas?

Se me pasó la idea por la cabeza este verano, pero no se la he planteado a nadie. Si piensas en un diálogo entero, es bastante difícil. Son dos cadenas y no conviene mezclar personalidades de Antena 3 y laSexta. Cada una tiene la suya. Eso Atresmedia lo ha hecho muy bien. No voy a ser yo quién se meta donde no toca.

¿Cómo va la carrera internacional de ‘El Hormiguero’?

Ahora mismo estamos con la adaptación mexicana, que va a ser un programa diario. Es muy importante estar en México, significa mucho para nosotros entrar allí. Ha venido el equipo y les hemos entrenado. Hacemos un seguimiento riguroso especialmente al principio. Con China nos hemos emocionado muchísimo, con su superioridad a la hora de copiar, ¡su plató es mucho más grande que el nuestro! (Risas). Lo sigo todo, sí.

¿En qué estado está la posiblidad de entrar en el mercado de Estados Unidos?

Tenemos la posibilidad de hacerlo, pero en Estados Unidos los negocios son muy a largo plazo. Es muy difícil llegar a ese mercado. Ahora hacen ciencia en varios programas, y eso era lo diferencial de ‘El Hormiguero’. Por eso, está siendo más difícil. Confiamos en que en el futuro salga, pero es una gestión a largo plazo, no sé qué pasará.

¿Nota la crisis su productora? ¿Han tenido que hacer recortes?

Nos han rebajado el presupuesto como todo al mundo, pero no vamos a hacer recortes en lo que va a salir en antena. Vamos a ganar menos dinero. Nos gusta la idea de estar en televisión, y como empresa ganaremos menos pero no pasa nada, nos sentimos bien pagados y recompensados. Nos apretaremos el cinturón. Estuve unos meses con un disgusto grande para ver por dónde salíamos al recortarnos el presupuesto tanto, pero al final se tomó la decisión romántica. Haremos ‘El Hormiguero’ exactamente como siempre. Tenemos dinero, trabajo, podemos llegar a fin de mes, y seguiremos poniendo ilusión.

Will Smith es ya no solo un invitado estrella, sino un amigo personal. ¿Siguen en contacto?

Es una persona muy cariñosa, a la que le debo muchísimo, y estaré agradecido toda la vida. He aprendido mucho de él, porque siempre quiere que la vida de la gente que le rodea mejore. Lo intento poner yo también en marcha. Es un dios, un genio, y lo hace muy bien. Hemos hecho no solo buenos shows, sino buenas cenas. Hablamos usualmente, en español.

¿La experiencia de Londres es la razón de sus próximas salidas europeas?

Sí. Esa es la razón. Después de tanto esfuerzo y a pesar de haberlo pasado tan mal ese día con todos los contratiempos, Jorge Salvador y yo dijimos que teníamos que repetirlo. Queremos estar cerca de la calle y la calle no se acaba en España.

¿Se ven, por ejemplo, montando un espectáculo al lado de la torre Eiffel de París?

Sí, sí. Donde haya un invitado bueno y posiblidades de hacerlo, ahí estaremos pero teniendo en cuenta que económicamente es un programa imposible de sacarlo adelante. Se pierde dinero. Pero dijimos que se pueden hacer pocos, y luego se recupera grabando muchas entregas en nuestro plató, en España. La idea es ir donde haya población española. Es muy importante, fue una lección lo de Londres. Fui muy bonito, hubo una conexión con el público, y todos acabamos llorando.

¿Como productor de 7yacción trabaja en algún proyecto más?

Tenemos una idea que nos gusta mucho pero la hemos aparcado, porque queremos dedicar todos los esfuerzos a ‘El Hormiguero’. Ahora mismo no sabemos, hay una idea, y sería eso lo primero que haríamos, no otro proyecto, pero por ahora solo vamos a hacer ‘El Hormiguero’.

¿Entonces se confirma que 'Así nos va' no vuelve a laSexta?

Ha hecho una temporada maravillosa, y nosotros estamos muy orgullosos como productora, pero no ha renovado. Son las reglas del juego, nos encantaría que siguiesen, pero no va a seguir.

Se llegó a hablar de que Alejadro Sanz fichaba como coach de La Voz España. Bosé ha trabajado como juez de talent shows, y ahora tiene a los dos en 'El Hormiguero' apoyando a nuevos talentos. ¿En qué va a consistir?

Va a venir Bosé o Alejandro, dependiendo del día, y nos va a contar y hablar de una persona que les ha llamado la atención, por sus cualidades. Nosotros queremos cambiar la vida de las personas. Imagínate que salen una o dos personas que puedan tener hueco en el panorama musical, ya habremos sido útiles. Nuestra obsesión es que el entretenimiento sirva para algo. Queremos hacer cosas que estén bien, que ayuden a la gente, ver la vida de forma optimista, que es un objetivo claro de ‘El Hormiguero’. Vivimos en algo que no es cierto, todo es una coartada. Porque como todo va mal, en esta época de crisis, te bajan el sueldo, te atemorizan en el trabajo diciéndote que tú puedes ser el próximo despedido... Lo que queremos enseñar y apoyar a las promesas. La gente joven tenéis que ir a comeros el mundo.

¿Nadie dice que 'no' a Pablo Motos?

Es una de las mentiras más grandes que se han dicho. A mí me dice muchísima gente que no, pero no lo digo. Solo se ve lo que sale bien, pero fracasamos mucho más. Si vieseis la cantidad de gestiones que hemos hecho para que venga el Rey. Seguimos mandando cartas, y nos contestan muy amablemente que no. Tú haces muchos intentos y te salen algunos, y en la vida es igual.

Etiquetas

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba