Las cadenas "pasan" Los Premios TP de Oro y los ATV se entregarán sin televisión en directo

Carlos Sobera y Alejandra Prat presentarán los TP, el 6 de marzo, desde el teatro Lope de Vega. La Academia concederá los suyos en una cena sin espectáculo

Parece que las leyes de la audiencia están superando ya, por primera vez, las leyes de la cortesía. Las cadenas de televisión han decidido, este año, dar la espalda a los premios del sector de la televisión, propiciados por la Academia de Televisión y por la revista TP. Por primera vez en mucho tiempo, las ceremonias de entrega de los TP de Oro –que se conceden desde hace 34 años - y las Victoria de la Academia de Televisión –otorgados por los profesionales que integran la Academia desde hace 8 - se celebrarán en la sombra, sin que ninguna cadena de televisión los emita en directo. Todo lo más merecerán un reportaje o una buena cobertura en los informativos.

En el caso de los premios TP, el motivo es el "plantón" de Telecinco que se ha negado a participar en el acontecimiento por discrepancias en su relación con el grupo Hachette, lo que ha llevado a Antena 3 a cancelar la retransmisión de la ceremonia. La verdad es que no parece que Antena 3 haya tenido demasiados dilemas para prescindir de la transmisión de los premios TP puesto que los datos de audiencia de los últimos años no han sido demasiado satisfactorios para las cadenas que los han emitido.

Por su parte, la Academia de TV también se ha visto obligada este año a entregar sus premios sin televisar tras la polémica y los enfrentamientos con TVE que marcaron la ceremonia del año pasado. Este año ninguna cadena ha aceptado hacerse cargo de la emisión del evento ni tampoco de los gastos y aportación económica que ello supone.

Problemas de audiencia, el motivo principal

La razón de fondo, en ambos casos, hay que buscarla en la escasa rentabilidad que todas las televisiones reciben de la retransmisión de los premios de televisión españoles, que no tienen, ni de lejos, el tirón y la notoriedad de otros galardones del mundo occidental como los "Emmys" norteamericanos, ni en el glamour ni tampoco en lo que a repercusión mediática se refiere.

La última edición de los Premios ATV, celebrada el pasado 27 de abril del año pasado, sólo consiguió interesar al 11.4% de los espectadores, llevando a la Primera cadena de TVE a uno de sus peores días de la temporada. Las deficiencias técnicas de la gala generaron además una fuerte polémica entre la cadena y la Academia, que se saldó con descalificaciones mutuas y con críticas de los propios miembros de la Academia de Televisión.

El caso de los TP de oro es diferente. La última entrega de estos premios, presentada el 22 de enero de 2005 por Carlos Sobera y los actores de “Homo Zapping” en Antena 3, no obtuvo un resultado espectacular pero fue la segunda opción de la noche con un aceptable 22% de share y 2.914.000 televidentes. Aquel programa se convirtió en la gala TP más vista desde el año 2001 cuando la emitió TVE-1 y, superó en 3.2 puntos y 444.000 espectadores su emisión anterior.

Ignacio Salas se va de la Academia de TV aunque su mandato termina en 2008

Ignacio Salas ha renunciado a su cargo como presidente de la Academia de las Ciencias y las Artes de la Televisión (ATV), según informa El Mundo. Su marcha abre una crisis en el seno de la institución, que se prepara para celebrar el 50 aniversario de la llegada de la pequeña pantalla a nuestro país. A Salas, que asegura que ha anunciado su salida con tiempo "para ayudar a que la transición no sea traumática", aún le quedan dos años de mandato pero ha decidido irse, entre otras cuestiones, porque ninguna cadena quiere emitir la ceremonia de entrega de los premios de la Academia.

Carlos Sobera y Alejandra Prat entregan los TP el 6 de marzo

Carlos Sobera conducirá, junto a Alejandra Prat, la gala de la XXXIV edición de los premios TP de Oro concedidos a través de las votaciones de los lectores, informa esta semana la revista TP. El acto, que en principio no será televisado este año por ninguna cadena de televisión, tendrá lugar el lunes 6 de marzo en el madrileño teatro Lope de Vega.

Como ya informó Vertele, Antena 3 tenía previsto retransmitir la gala el pasado 21 de enero, desde el madrileño Palacio de Congresos, escenario habitual de estos premios en años anteriores. Pero la sorpresiva retirada de Telecinco a finales de diciembre, debido a un conflicto empresarial ajeno a los premios que mantenía con la editorial Hachette, obligó a la suspensión de la ceremonia por parte de la cadena de Planeta, que no veía sentido en emitir una entrega de premios televisivos sin la participación de una de las tres grandes cadenas españolas.

Sin la presencia de Telecinco, y ninguna cadena dispuesta a retransmitir los premios, los TP de Oro, considerados “los Emmy” españoles por ser los mas veteranos de la industria ya que los otorga el público, corrían serio peligro de no celebrarse por primera vez en sus 34 años de historia.

Finalmente, y tras no haber resuelto sus diferencias con Telecinco, la editorial Hachette ha optado por llevar a cabo su tradicional entrega de premios a pesar de la ausencia de la cadena de Fuencarral, en una ceremonia más modesta que no será retransmitida en televisión por primera vez en muchos años.

La revista TP anuncia que la próxima semana publicará el listado completo con los tres finalistas 2005 de cada categoría. La lista inicial de candidaturas fue decidida por la dirección de la revista a partir de las propuestas que recibieron previamente de cada cadena. Los lectores tenían de plazo después hasta el pasado 31 de diciembre para votar por sus favoritos.

Ninguna cadena quiere emitir los premios de la ATV

La ceremonia de entrega de los VIII Premios de la ATV, los otros grandes galardones televisivos españoles, tampoco tendrá retransmisión este año, en el que la tele cumple sus bodas de oro, ya que ninguna cadena ha aceptado hacerse cargo de la emisión, informaba este domingo El Mundo.

La Academia entiende que esta postura de los operadores responde al hecho de que ninguna desea que a través de sus pantallas se entreguen premios a profesionales y programas de la competencia, dado que los nombres de los ganadores -en aras de la independencia y la transparencia de los galardones- son una incógnita que se resuelve durante la retransmisión en directo. Este hecho ha motivado que la Academia decida que la entrega de premios se celebre en el transcurso de una cena sin espectáculo. En el caso de contar con patrocinio, el acto tendría lugar en una carpa de la empresa De Boer que se instalaría en la Ciudad de la Imagen. Si no existiese dicho patrocinio, el acto se desarrollará en un céntrico hotel madrileño.

Antena 3 canceló su emisión por la retirada de Telecinco

A finales de diciembre Antena 3 decidió suspender la emisión de la gala TP de Oro 2005, prevista inicialmente para el pasado 21 de enero, debido a la repentina retirada de Telecinco y la evidente imposibilidad de celebrar unos premios de televisión sin la presencia de una de las tres grandes cadenas españolas.

Telecinco comunicó a Antena 3 su decisión a mediados de diciembre. La renuncia de la cadena de Fuencarral a participar en la tradicional entrega de estos galardones, retirando por primera vez sus candidaturas y prohibiendo la colaboración de sus estrellas en la ceremonia televisada, no guarda relación con los TP de Oro en sí, sino que es consecuencia de un conflicto empresarial entre la cadena privada y Hachette Filipacchi, la editorial de la revista Teleprograma, que concede estos premios anuales a los mejores programas y presentadores de televisión.

Según pudo entonces saber Vertele, las profundas desavenencias entre directivos de ambas compañías se habían originado en la negociación de imputaciones fiscales relacionadas con los servicios de telemarketing y telefonía que la empresa Telephone Publishing, filial de Hachette, viene prestando a Telecinco para la realización de diversos programas.

Un portavoz de Telecinco confirmó a Vertele la retirada de la cadena en los Premios TP de Oro 2005, una decisión que la televisión de Paolo Vasile justifica por “una falta de entendimiento” con la editorial organizadora.

Sin embargo, desde otras fuentes del sector la postura de Telecinco fue vista como "radical y desproporcionada", ya que podría hacer desaparecer una de las citas más importantes del año para los profesionales de televisión.

Retrasada también por el conflicto con AGEDI

Al margen de la retirada de Telecinco y consiguiente cancelación de la emisión por parte de Antena 3, la entrega de los TP había sido retrasada como mínimo hasta el mes de marzo, según se habría acordado anteriormente con la cadena de Planeta, con independencia del abandono de Telecinco, para dar tiempo a que la cadena solucionase su conflicto con AGEDI (Asociación de Gestión de Derechos Intelectuales), lo que de momento obstaculiza la ambientación musical en las galas en directo y que ha sido recurrido por las cadenas privadas.

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba