People "Salvados por la campana"... pero veinte años después

Todos los actores se reúnen de nuevo para una conocida revista

La revista 'People' ha conseguido reunir a los integrantes del elenco original de la popular serie de los 90 'Salvados por la campana', excepto a Dustin Diamond, conocido por su papel de Samuel 'Screech' Powers, el gran ausente de un posado que tiene lugar 20 años después del estreno de la serie.

Las estrellas de 'Salvados por la campana' Lark Voorhies, Elizabeth Berkley, Mario López, Tiffani Thiessen, y Mark-Paul han posado para la portada del próximo número de la revista 'People' donde han hablado del 'look' que lucían en los 90 y de cómo han cambiado sus vidas desde que terminara la grabación de la exitosa serie.

La esperada reunión de los integrantes de 'Salvados por la campana', la iba a realizar en principio Jimmy Fallon en su programa 'Late Night', pero la revista 'People' se le ha adelantado reuniendo veinte años después a cinco de sus seis integrantes.

Slater: "Me gustaba el pelo largo para parecerme a Mel Gibson"

En la revista, Mario López, quien interpretó durante cinco años al rompecorazones A.C. Slater, defiende el dudoso 'look' que lucía en la serie de éxito de los noventa, declarando que le gustaba el pelo largo porque quería parecerse a Mel Gibson en 'Arma Letal'. Ahora el actor es el encargado de conducir el programa de la NBC 'Extra' después de su exitosa participación en el programa 'Dancing with the stars'.

Aparte de hablar de sus peinados, los actores también han hablado de sus mejores momentos en la serie. Concretamente la actriz Elizabeth Berkley, quien encarnaba a Jessie, recordaba su capítulo favorito: su personaje se tomaba unas pastillas de cafeína para mantenerse despierta toda la noche mientras las chicas grababan un video musical.

El gran ausente de la reunión es el actor Dustin Diamond, quien quedó encasillado tras finalizar la grabación de la serie. El actor grabó una película porno para desprenderse del papel del entrañable Screech Powers y debe más de 14.000 dólares en impuestos, unos 9962 euros. Una carrera sin duda muy distinta a la del rompecorazones Slater. 

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba