Sentencia del Tribunal Telecinco, condenada a pagar 150.000 euros por injurias a Paquirrín

Le hicieron parecer un "maltratador, ladrón y relacionado con las drogas"

La Audiencia de Sevilla ha condenado a Telecinco y a un supuesto amigo de Francisco Rivera Pantoja, Paquirrín, a que le inmdenicen con 150.000 euros por el daño moral sufrido después de que fuera "injuriado y denigrado" en un programa en el que se le tildó de "maltratador" y de persona con problemas mentales, según informa hoy el Diario de Sevilla.

"Degradado, maltratador, ladrón y relacionado con las drogas"

Según la sentencia del Tribunal, en el programa emitido -del cual no se especifica el nombre- y "aprovechando la presunta relación de amistad del otro codemandado", hacen aparecer a Francisco Rivera como una persona "degradada mentalmente, necesitado de un médico, maltratador de su pareja, íntimamente relacionado con las drogas, ladrón, que sustrae bienes de otro."

Por ello, estas afirmaciones sobre el hijo de Isabel Pantoja no sólo le "degradan personalmente a él, sino a todo su entorno, a su madre, de la que se dice que no paga a sus empleados, de sus parejas, de una de las cuales se afirma que ejerce la prostitución, aunque no se haga de una forma rotundamente clara y directa, aunque de modo manifiesto para cualquier espectador".

"En ningún caso ampara el sacrosanto derecho a la información"

La Audiencia considera que estas manifestaciones "en ningún caso pueden amparar el sacrosanto derecho a la información" que, en opinión de los jueces no está "para dar un espectáculo consistente en un ataque a los derechos fundamentales" del demandante. Para los magistrados, el hecho de que un personaje popular utilice su popularidad para obtener unos ingresos, "no le convierte en un ser sin dignidad, al que se puede insultar, injuriar y denigrar hasta el extremo que se ha hecho".

El tribunal revoca la sentencia de primera instancia porque entiende que no hay una colisión de derechos constitucionales, el de la información frente al honor y la intimidad, "pues lo publicado no puede calificarse de información, sino de simple espectáculo sin interés informativo alguno, dirigido al entretenimiento de la audiencia".

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba