Artículo de interés Telefónica accede a que Sogecable y La Sexta se repartan el Mundial

TVE es la gran perdedora. Su oferta estaba un 30% por debajo de la de sus competidores

Por su interés reproducimos a continuación el siguiente artículo de F. Álvarez que publica hoy ABC Digital:

Telefónica ha tomado una decisión salomónica: que el Mundial de fútbol 2006 se reparta entre Sogecable y La Sexta, accediendo así a las pretensiones de los grupos que mayor presión han ejercido sobre la compañía que preside César Alierta. En juego está algo más que un fenómeno de masas: una oportunidad de oro para lanzar la nueva cadena liderada por Globomedia, Mediapro y Televisa y, claro está, levantar la audiencia de Cuatro, cuyo «share» medio ronda el cinco por ciento. En este escenario TVE quedaría como la gran perdedora. Su oferta económica cerró un 30 por ciento por debajo de la de sus competidores, 70 millones de euros.

El acuerdo conllevaría la emisión simultánea de los partidos catalogados de interés general (encuentro inaugural, la final y todos los que dispute la selección española) y los de mayor tirón de audiencia a través de La Sexta y Cuatro. Esta fórmula conjunta sortearía la limitación técnica del futuro operador que presidirá Emilio Aragón, con una cobertura del 70 por ciento del territorio nacional en el mejor de los casos. El resto de los partidos pasarían a la plataforma de pago Digital +, dentro de un canal temático propio que serviría de gancho para captar abonados.

El tándem ganador adquiriría el paquete de derechos audiovisuales número 10, que incluye todo el Mundial, tanto en directo como en diferido, en abierto y en pago por visión. En total son 64 partidos más los resúmenes de cada jornada: 48 de la primera ronda; ocho de octavos de final; cuatro de cuartos; las dos semifinales, la final de consolación y la gran final.

Hasta 110 millones de euros

El acuerdo permitiría formalmente sacar pecho a Telefónica, con unos ingresos de unos 110 millones de euros, 20 sobre las previsiones más optimistas. La Sexta pretendía abonar 80 millones en efectivo y los 30 restantes en publicidad de la operadora tanto en España como en México, donde su socio Televisa mantiene una posición privilegiada en el sector de TV. Este pago compensatorio ha sido uno de los principales escollos en la negociación.

El departamento jurídico de la operadora estudia actualmente los eventuales obstáculos de competencia que supondría dejar el Mundial en manos de un operador como Sogecable, el único de España que controla una cadena de TV en abierto (Cuatro) y ostenta el monopolio de la TV de pago (Digital +), lo que lo sitúa en una situación privilegiada para pujar por todos los derechos. En este sentido, distintos operadores privados tienen preparadas ya sus respectivas baterías de recursos, argumentando «vicios de nulidad en la venta a una compañía que ejerce posición de dominio».

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba