Comunicado Telemadrid no emitirá "programas que garanticen audiencia pero degraden la condición humana"

Responde así al artículo publicado ayer en El País, en el que se hacía balance de la gestión de Manuel Soriano

Telemadrid ha reaccionado al artículo publicado ayer en El País -en el que se hacía balance de los 10 meses de gestión de Manuel Soriano-, anunciando que la cadena autonómica “ha renunciando a aplicar el principio del fin justifica los medios”, y que por ello su actual dirección “ha decidido no emitir programas que tienen garantizada una audiencia elevada con contenidos que degradan la condición humana, valores democráticos y culturales”.

Según el comunicado enviado por la emisora autonómica, “la televisión pública debe anteponer estos principios a lograr audiencia a cualquier precio”, puesto que el “enriquecimiento rápido en número de espectadores es difícil de conseguir si no se quieren vulnerar los más elementales principios deontológicos de la comunicación social”.

Telemadrid ha recordado lo que ya avanzó su Director General, Manuel Soriano, en la presentación de la actual temporada: que la cadena pública de la Comunidad de Madrid “se ha impuesto el difícil reto de crear una oferta televisiva de calidad para que los madrileños puedan elegir otro tipo de televisión acorde con el elevado nivel cultural, económico y de exigencia social que tiene nuestra sociedad plural”.

Cuando se cumple un mes desde que arrancó la nueva programación de Telemadrid, la cadena opina que “se necesita más tiempo hasta que sea conocida y valorada por la población”. “En cualquier caso”, prosigue el comunicado, “todos los profesionales de Telemadrid trabajan intensamente para corregir cuantos errores surgen cada día en los programas y en la programación. Porque para la actual dirección lo más importante, junto a una gestión transparente, son los contenidos que los espectadores ven en nuestra televisión".

La nota añade que “las cadenas que monopolizan las audiencias consideran, legítimamente, que la televisión sólo es un negocio, pero Telemadrid no se va a dejar fagocitar por la voracidad empresarial sin escrúpulos ni por la lucha partidista que, en estos momentos, se muestran tan activos en el confuso mercado televisivo”.

Según Telemadrid, su nueva programación de esta temporada “se basa en dos pilares: la calidad en los programas de entretenimiento, donde se ha eliminado la llamada ‘telebasura’; y la potenciación de la información al servicio de los ciudadanos, con programas en directo, pegados a la actualidad, y particularmente la de la Comunidad de Madrid”. Telemadrid pone como ejemplo que es “la única cadena en abierto que emite un programa informativo a las 00:00 horas”.

Refiriéndose al artículo de El País, Telemadrid lamenta que “se nos compare con resultados que arrancan hace 10 años” cuando “durante este tiempo el sector televisivo ha cambiado notablemente; la oferta se ha ampliado con nuevas cadenas, se han multiplicado las opciones de ocio y se ha producido un cambio en los hábitos de consumo, con profusión de programas que responden a lo que se considera ‘telebasura’”.

El comunicado señala que “la televisión pública madrileña alcanzó su máxima audiencia en 1998 (20,6% de media anual), con una oferta de programación sensiblemente diferente a la actual, con programas de mayor audiencia que algunos de los actuales, como por ejemplo ‘Tómbola’. Asimismo, el programa ‘Shin chan’, que emitía esta cadena hasta hace cuatro meses, con un 20,6% de audiencia, ha sido retirado de la parrilla. Son sólo dos ejemplos, uno remoto y otro cercano, del engaño que supone hacer comparaciones de audiencias que la actual Dirección rechaza deliberadamente”.

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba