Cobertura televisiva de las Marchas de la Dignidad Tensión y problemas para los reporteros de TVE y laSexta en el 22-M

El corresponsal de 'laSexta Noche' sufrió un intento de boicot de un individuo que lo acusaba de mentir en su conexión. Horas antes, el periodista del Telediario desplazado a Atocha fue recibido con cánticos de "manipulación".

Madrid se convirtió en la tarde del sábado 22 de marzo en la meta de las Marchas de la Dignidad, en una manifestación multitudinaria cuyos participantes ocuparon los dos kilómetros y medio que separan Atocha de la plaza de Colón. Los colectivos y los ciudadanos participantes -dos millones de personas, según los organizadores, y 350.000, según la Policía- quisieron protestar así por la situación económica y social que marca la vida del país, y contaron en su recorrido con la atención de las cadenas de televisión.

Los reporteros y equipos personados para cubrir esta concentración protagonizaron ciertos momentos de tensión con los manifestantes, que recriminaban la escasa visibilidad dada a estas seis marchas, que comenzaron a salir de distintas partes de España durante los días previos.

El recibimiento a TVE de las Marchas de la Dignidad: "Televisión, manipulación"

Las cámaras de Televisión Española pudieron reflejar el rechazo de los manifestantes, durante la conexión en directo con Atocha del Telediario de TVE. Decenas de personas rodearon al reportero de la cadena pública, Álex Barreiro, que pasó serios aprietos para mantener el hilo de su discurso ante las protestas de fondo, casi más audibles que su propia voz.

Las Marchas de la Dignidad llegan a Madrid

Un individuo obstaculizó la conexión de 'laSexta Noche': "No había terminado la manifestación"

Aunque el momento más incómodo se pudo ver en laSexta Noche, cuando el reportero del programa vivió una intromisión en directo. Iñaki López daba paso al joven corresponsal, José Yélamo, quien daba cuenta de los altercados producidos entre una pequeña minoría de manifestantes y la policía a las 20:15 horas, hora en la que, decía el periodista, debía terminar el acto. En ese momento, un hombre con gorra entró en plano e interrumpió la narración del periodista, hablando directamente al micro que este sostenía: "Es mentira, no había terminado la manifestación. Terminaba a las 21:00 ", decía el individuo, al que no se pudo ver la cara.

Yélamo reaccionó con estoicismo y se limitó a apartar al hombre y a continuar con su narración. Lo cierto es que el profesional se corrigió a sí mismo y puntualizó que la convocatoria terminaba de forma oficial a las 21:00 horas y no a la hora que en un primer momento había dicho. No obstante, eso no fue óbice para que el espontáneo siguiera "incordiando" en la conexión: además de gritarle "mentiroso" al trabajador de laSexta, llegó a tapar durante unos instantes el objetivo de la cámara. "Vemos que cuesta a veces trabajar", decía un resignado Iñaki López.

Las cargas policiales comenzaron antes de la clausura de la manifestación

Cabe decir que, tal y como recoge ElDiario.es, las fuerzas policiales comenzaron a cargar con dureza en las inmediaciones de Colón tiempo antes de que llegara la hora fijada lpara la clausura del acto. Fuentes policiales confirmaron la detención de 29 personas. El balance de heridos de Emergencias Madrid fue de 101 heridos, dos tercios de ellos, agentes.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba