El programa batió su récord de la temporada Zapatero visitó su tumba: "A Wyoming, gran referente de la derecha"

Zapatero visitó su tumba: "A Wyoming, gran referente de la derecha"
Zapatero visitó su tumba: "A Wyoming, gran referente de la derecha"

Tras una incisiva entrevista, el expresidente bromeó con el presentador: "Vamos a hacer un intercambio, no de pareja"

El gran deseo de Wyoming se hizo ayer realidad en el plató de El Intermedio. Tras años esperando el momento, el presentador recibió la visita del expresidente José Luis Rodríguez Zapatero, que además otorgó al programa su récord de la temporada con 13.2% de cuota de pantalla y 2.561.000 espectadores.

Wyoming y Sandra Sabatés fueron los encargados de realizar la entrevista, que contó con toques de humor por parte del presentador, pero que resultó mucho más incisiva y "seria" de lo que muchos esperaban, ya que ambos apretaron las tuercas a Zapatero en diversos asuntos, repreguntándole incluso varias veces cuando el político no respondía exactamente a sus cuestiones.

Culminaron la noche con la visita del expresidente a la tumba de su legislatura, donde hizo un intercambio ("pero no de parejas", como puntualizó Zapatero) de su libro con el de Wyoming, con una dedicatoria muy especial: "A Wyoming, con admiración, gran referente de la derecha", respondida por el presentador: "Mira quién fue a hablar".

Antes que eso, pero también sentados en su tumba, el programa repasó algunos de los "vídeos manipulados" que El Intermedio había realizado a costa de/en honor a Zapatero, y el expresidente fue valorándolos y explicando cómo se los tomaba.

"He pensado invitar a amigos míos a que compren libros de Aznar"

El encuentro de hecho empezó con risas. La primera pregunta a Zapatero por parte de Wyoming fue: "¿Cómo lleva que Belén Esteban lleve más libros vendidos que el suyo?". Zapatero se lo tomó bien, y aludió a que alguien con su "talante piensa que siempre es bueno que otros vendan más libros". Además, dejó la primera 'puyita' a Aznar: "En esta línea, cuando veo que Aznar vende menos he pensado invitar a amigos míos a que compren libros suyos".

El expresidente incluso le confesó a Wyoming que había comprado y estaba leyendo su libro, a lo que el presentador respondió con ironía: "Se lo aconsejo, sinceramente. Si se lo hubiera leído antes habría aguantado cuatro o cinco legislaturas más".

"Fue terrible. Quería decir desarrollar y dije lo que dije, follar"

El programa también quiso mostrarle cómo efectuó su entrada Barack Obama en el programa de Ellen DeGeneres, bailando y practicando boxeo. Wyoming le cuestionó si él "se veía haciendo esto con María Teresa Campos o en Las mañanas de TVE", a lo que el ZP respondió que no, y reconoció que Obama tenía más dotes para el baile que él, aunque el presentador le invitó igualmente: "Puede usted bailar mal, la audiencia lo agradece igual".

En un tono más serio, Sabatés le preguntó cómo cree que se habría tomado la prensa española si él hubiese hecho eso, y Zapatero confesó que "habría sido terrible, destroyer total".

De hecho, aprovecharon el momento para hablar sobre el famoso error que tuvo ZP en una rueda de prensa en el año 2009 sobre el turismo, en la que se le escapó un "follar". Aunque Wyoming quiso saber "si la persona en la que pensaba en ese momento estaba en el plató" mientras miraba pícaramente a Zapatero, que le respondió levantándole las cejas, el expresidente reconoció que "fue terrible. Quería decir desarrollar y dije lo que dije, follar. Fue un día de auténtico bombardeo y de bromas".

El momento más "serio" y tenso se vivió con las influencias de los mercados en los Gobiernos

Tras el breve impass humorístico, el programa volvió a la carga. Wyoming le preguntó sobre si cree que se le recordaría más por sacar las tropas de Irak o por ser el presidente que comenzó con los recortes. Zapatero cambió su perfil y, en un tono más serio, explicó que él se sentía más reconocido por lo primero, ya que "hay cosas que tuve que hacer aún sin querer", refiriéndose a lo segundo. El presentador no quedó conforme con la respuesta, y repreguntó: "¿Por qué en una pelea entre un mercado y un presidente democrático elegido por millones de ciudadanos, siempre gana el mercado?".

Su explicación, sin ápices de humor y con varias repreguntas de Sabatés y Wyoming al respecto, fue el gran contenido político de la charla, y se alargó tanto que el presentador bromeó al final: "Sólo era una pregunta, yo no quería molestarle. En cualquier caso, ¿se da cuenta que no va a vender un libro si lo cuenta entero? Además, me doy cuenta de que con Ana Pastor se enrrollaba menos, ¿le gustan los entrevistadores de ojos claros?". El presidente contestó: "Bastante. Tú me gustas sobre todo por los gestos".

"Le comenté a Rajoy que me solidarizo, y que aguante, pero poco tiempo"

Para preguntarle sobre su relación con el expresidente Aznar y el actual presidente Rajoy, Sabatés le mostró unas imágenes en las que se veía cómo Rajoy saludaba a Zapatero más efusivamente que a Aznar. ZP confesó tener una buena relación con Rajoy e incluso explicó lo que le dijo: "Le comenté que me solidarizo, y que aguante, pero no mucho tiempo". También lanzó otro "rejón" a Aznar: "Yo creo que el que saluda más fríamente es Aznar, y eso tampoco es noticia".

Esta declaración hizo que Wyoming aprovechara para señalar que "usted le pide que aguante y Rubalcaba que se vaya, aquí pasa algo", y para confesarle que muchos piensan que está siendo mejor expresidente que presidente. Zapatero explicó su teoría: "Se es mucho más tiempo expresidente que presidente".

ZP: "Dimitir hubiese sido un acto cobarde". Wyoming: "¿Y qué pasa por ser cobarde? A mí no me importa"

"¿Pensó en dimitir?". Wyoming le preguntó directamente a Zapatero si valoró dejar el Gobierno, e incluso le explicó que "ya puestos, ¿por qué no lo hizo pronto con lo bien que nos va en 'El Intermedio' con Rajoy?". El expresidente dejó claro que cuando se tiene una responsabilidad "tienes que saber asumir críticas y tomar las decisiones difíciles. Dimitir hubiese sido un acto cobarde", aunque el presentador no estuvo muy de acuerdo con esa justificación: "¿Y qué pasa por ser cobarde? A mí no me importa".

El presentador también le preguntó (y repreguntó por no quedar satisfecho con su respuesta) sobre si la reforma de la Constitución para controlar el déficit tras las medidas impuestas por Europa podía sobreponerse a derechos básicos. Wyoming también bromeó con lo que tardaron en su gobierno en pronunciar la palabra "crisis": "Señor presidente, hace poco cumplí 58 años, ¿estoy en crisis, o en desaceleración?".

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba