Según un estudio Sin anuncios no hay paraíso

En contra de la creencia popular, ver la TV es más placentero cuando el espacio se interrumpe con spots

¿Con anuncios o sin ellos? La mayoría de los telespectadores sienten rabia cuando en un momento crucial de una película o una serie se interrumpe la emisión por publicidad.

Sin embargo, un estudio asegura que la publicidad es necesaria porque contribuye a aumentar el interés de espectador, ya que la experiencia televisiva es mucho más placentera cuando la emisión se corta por unos cuantos consejos publicitarios.

Estos sorprendentes resultados, pueden ser familiares para aquellos que han leído 'Sumbling on Hapiness', libro que explica las consecuencias positivas que se derivan de la repetición (de los anuncios, en el caso del estudio). Cuanto mayor sea el tiempo de consumo televisivo, menor es la satisfacción del espectador.

La investigación llevada a cabo por el Colegio de empresarios de la Universidad de Nueva York afirma que ver la tele es agradable, pero el consumidor agradece algunas interrupciones, ya que éstas proporcionan atractivo al programa. Los cortes publicitarios refrescan el interés.

"Ver la tele conlleva un proceso de adaptación del espectador, proceso en el que un minuto anterior es más entretenido que el siguiente, es decir, a medida que el tiempo de emisión transcurre, el espectador se va cansando", aseguró uno de los autores del estudio, que ya cuenta con seis investigaciones a sus espaldas sobre esta teoría.

"Los anuncios, independientemente de que sean malos, interrumpen este proceso de adaptación, convirtiendo la experiencia en algo mucho más entretenido", añadió el autor.

Además, el estudio muestra más razones por las que los telespectadores prefieren ver la televisión con anuncios que sin ellos.

Uno de los autores señaló que la interrupción de la emisión "aumenta el suspense de la trama. Los anuncios ofrecen la oportunidad al espectador de reflexionar y pensar sobre lo que ha ocurrido en la película o el programa y hacer sus cábalas sobre qué es lo que va a ocurrir", según las conclusiones del estudio recogidas del Hollywood Reporter.

Por otro lado, los guionistas de Hollywood no comparten esta teoría, ya que, para ellos, la publicidad limita la atención del espectador. Muchos directivos del mundo de la televisión en Estados Unidos encuentran que lo ideal sería ver los programas en DVD, sin ningún tipo de interrupción, de esta manera no habría posibilidad de distracción.

Además, los buenos resultados para el mundo publicitario provocaron dudas entre los profesionales de la televisión, quienes desconfiaban de la rigurisodad del estudio. Los autores respondieron que las compañías publicitarias no habían tenido nada que ver en la investigación, ya que la financiación ha corrido a cargo de la Universidad de Nueva York. 

Sin reconocimiento

Entonces, si los anuncios gustan, ¿por qué los espectadores no lo reconocen? Los autores proponen una serie de razones de esta contrariedad. Una de ellas es que la gente no se estudia a si misma. Es decir, un espectador no ve un programa con anuncios y, a continuación, lo ve sin anuncios para comparar la experiencia.

Otro de los aspectos es que el sentimiento no es universal, es decir, no todos los telespectadores sienten lo mismo con respecto a la publicidad. Hay personas que siguen pensando que los anuncios no son entretenidos y que cortan el ritmo del programa.

Por último, los investigadores proponen una nueva idea para las cadenas online: no poner la publicidad al principio del vídeo. "Nuestros resultados indican que mover el anuncio a la mitad de la emisión puede aumentar satisfactoriamente la experiencia", concluyó uno de los autores del estudio.

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba