Entrevista Vertele.com "El éxito del 'Mentalista' en otros países alimenta la serie en EE.UU."

"El éxito del 'Mentalista' en otros países alimenta la serie en EE.UU."
"El éxito del 'Mentalista' en otros países alimenta la serie en EE.UU."

Simon Baker, protagonista de una de las series extranjeras más vistas en España, nos descubre las claves de la ficción que hoy despide su tercera temporada en laSexta. "Humor y tragedia crean una combinación a la que pocos se han podido resistir", asegura. "No soy su productor pero hago cosas como si lo fuera"

Este miércoles llega a laSexta el final de la tercera temporada de ‘El Mentalista’ (22:25h), en el cual Patrick Jane por fin se enfrenta cara a cara con el asesino de su familia: John el Rojo, tras descubrir la identidad del topo del asesino en el CBI.

Simon Baker, actor que encarna al protagonista de la serie, nos ofrece esta entrevista en la que analiza las razones por las que ‘El Mentalista’ arrasa no sólo en Estados Unidos sino en prácticamente todos los países en los que se emite. Una serie que, tal y como dice Baker, su gran éxito es “buscar el equilibrio perfecto entre drama y comedia”.

¿Cómo se mantiene la serie tan fresca desde sus inicios?

La pregunta tiene truco ya que aún siguen muchos de los guionistas de la primera temporada y un par de ellos que llegaron en la segunda. Sin embargo, siempre hay alguien que llega al grupo y mueve las ideas un poco tratando de darnos un ‘empujoncito’. Eso, junto a que yo siempre estoy diciendo constantemente ¿podemos cambiar un poco esto? Siempre sin intentar redefinir la serie ya que claramente ésta funciona gracias a los elementos que establecimos en su momento. Pero sí tenemos un cierto camino sutilmente diferente y renovado que seguir.

¿Ha cambiado mucho su personaje a lo largo de este tiempo?

Cambiar mucho en términos televisivos no es muy interesante. Los personajes no cambian tanto como los humanos, pero supongo que podría decir que si miráramos hacia atrás, en el capítulo piloto, ha habido cierto cambio. Pero no queremos cambiarlo mucho, es algo delicado.

¿Cómo ha sido Patrick en esta tercera temporada?

Creo que estaba un poco más desconcertado, confuso y, por ello, más vengativo. Quiero decir, el personaje era un poco más crudo en ocasiones, pero por supuesto que teníamos episodios que iban directos a la viva naturaleza del personaje. Considero que en la tercera temporada equilibramos muy bien los capítulos independientes con la idea de mantener una historia en serie.



¿Se sigue divirtiendo como "El Mentalista"?

Gracias a que cambiamos las cosas un poco de capítulo a capítulo, de temporada a temporada y a que esta temporada tenía una mayor continuidad entre episodios, existe un cierto plan más grande que encarna mis intereses y me mantiene centrado. Sin ello, creo que empezaría a pensar ‘Uf, me aburro’ y eso, ya sabes… No me quieras ver enfadado, porque me convierto en un problema en el buen sentido, unas veces, pero en el mal sentido otras.

¿Con qué se enfrentará en el futuro?

Estoy seguro de que habrá un montón de asesinatos en mi mano, ya sabes, lo normal. La cuestión es que nuestra serie no son solo los casos. Es la forma en la que los resolvemos, es algo diferente. Es más una evasión al pasado y otras, sentido del humor. Presentamos al público una serie de crímenes pero ciertamente nos quedamos fuera de ello. Es parte de cómo creo que la serie funciona, nos parodiamos a nosotros mismos según la serie avanza. Además, en la tercera temporada el personaje de Jane ha sido un poco más despiadado.

¿Qué habilidades ha adquirido con la serie?

Pequeñas cosas. Me centré más en eso en la primera temporada, y una vez que establecimos el concepto del personaje y fue entendido por la audiencia, que era un mentalista y que podía observar cosas con más perspicacia que otra gente, lo dejé en un segundo planto. A veces él usa un mal de ojo, gafe… para conseguir lo que quiere. Yo siempre he sido una persona que observa y me ha gustado saber como funcionan las cosas, pero no soy necesariamente un mentalista y nunca lo seré ya que no tengo ese tipo de estamina mental.

¿Se reúnen los australianos como usted en Estados Unidos?

Muchos australianos que trabajan no tienen tiempo para ello, pero hay una cosa de ser australiano y estar en cualquier parte del mundo ya sea en Hollywood o si estás en el polo. Los australianos tenemos un sentido de comunidad los unos con los otros estemos donde estemos, puedes ir directo al grano con un australiano. Si nunca has conocido a uno antes en tu vida y te le encuentras en medio del Amazonas te dirá “¡Hola! ¿Qué tal vas?” Es algo que tenemos, un fuerte sentido de la comunidad.

¿Es difícil hacer drama en TV?

Una de las cosas que siempre hemos intentado hacer en la serie es compensar la comedia con la tragedia. Siempre he luchado por ello desde el principio porque creo que las series más divertidas generalmente tienen algo de drama y aquellas más dramáticas también incorporan risas en sus escenas. Equilibrar una cosa y otra es muy difícil ya que en Estados Unidos si tu serie dura una hora ya es denominado como drama, y si tan sólo dura media es una comedia. No estoy de acuerdo con que tenga que ser una cosa u otra, y en eso nos hemos centrado.

¿Ha sido ésta la temporada más intensa?

Lo bueno de la serie es que con mi personaje y el desarrollo de la serie desde el primer capítulo, se estableció que hay unas cuantas dimensiones del personaje, algo muy bueno para una serie de televisión. Es algo simple, el concepto y la estructura del personaje y por qué tiene esas dos dimensiones. Es fácil para todo el mundo entenderlo, así que podemos avanzar. No tenemos la necesidad de estar constantemente explicándolo. Puede ser delicioso y encantador en un momento y al siguiente ser cruel, todo esto gracias a la empatía que hemos logrado con la audiencia.

¿Le gusta dirigir como ha hecho esta temporada en un capítulo?

Si comparo dirigir con actuar me parece que dirigir es mucho más completo ya que tiene más obstáculos, te encuentras con muchas más cosas y me divierto con ello. Pregúntame esto mismo dentro de diez años y quizás la respuesta será distinta pero lo bueno de dirigir esta serie es que me he involucrado y he pensado en ella desde el principio por lo que siempre le he dado mis ideas y opiniones a Bruno.

Tenemos una relación laboral fantástica y siempre colaboramos el uno con él otro. Confío en su creatividad y él en la mía, así que él escribe el guión, lo analizamos juntos y le digo directamente como voy a hacer una escena, el tono que me gusta, o cuando quiero poner un poco de humor, drama o tensión. Él siempre me ha apoyado al 100% cuando le he dicho cual era mi opinión sobre un episodio y ésta era un poco diferente en otras series. Ha sido muy divertido, lo haría de nuevo.

¿Es productor de la serie?

No, no lo soy. Quiero decir, no es que no haga muchas de las cosas que los productores suelen hacer, pero oficialmente no soy productor. Estoy muy comprometido con la serie y me aseguro de que mis opiniones e ideas sean oídas. Me comunico mucho con Bruno y el resto del departamento de guionistas constantemente.

¿Tienen algún truco?

Cuando llegas por primera vez, grabando el capítulo piloto, ves las piezas y los elementos que consideras que pueden crear la serie, empiezas a analizarlo y te das cuenta de que la serie puede ir por distintos caminos debido a la historia con la que contamos. Tenemos un protagonista principal que tiene un tipo de personalidad, y cuando lo ves en acción empiezas a ver lo que puede dar de sí. Después empiezas a cosechar lo que prometía desde la primera temporada y siempre y cuando conecte con la audiencia.

Somos muy, muy afortunados de haber sido capaces de encontrar una audiencia desde la cual hemos podido desarrollarnos. Ahora tenemos nuestro momento, hemos emitido una temporada llena de episodios, ¿mantenemos esto por otro año? ¿Cambiamos? Así que en el tercer año es como, vale, hemos completado estas metas, ¿podemos seguir este camino sin cerrar muchas puertas para aquellos capítulos en el horizonte? Es un reto delicado, pero divertido y desafiante.

¿Cómo se sienten al tener tanto éxito internacional?

Bueno, es difícil cuando se está de vacaciones pero también te da una razón para ir a ciertos sitios así que digamos que es una espada de doble filo. Quiero decir, es fantástico. Creo que el éxito de la serie fuera ayuda a alimentar el éxito de la serie aquí. Es como una bola de nieve, una vez que ha empezado no puedes pararlo y no hay nada que pueda hacer para influir o afectar este sentimiento. Para mí, ya se emitiera la serie en Estados Unidos como en Francia seguiría siendo la misma experiencia.

¿Y le gusta la experiencia?

¡Me encanta! me mantiene con un trabajo.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba