Informe Vertele.com Tengo el formato de TV del futuro, ¿cómo lo registro para que no me lo copien?

Tengo el formato de TV del futuro, ¿cómo lo registro para que no me lo copien?
Tengo el formato de TV del futuro, ¿cómo lo registro para que no me lo copien?

Qué hacer para proteger la creación y evitar los plagios de programas y series de televisión: el proceso para registrar una idea, el paso por la Notaría, la garantía de la grabación de un piloto, la alternativa 'Safe Creative', la vía por la Academia de Televisión...

A través de Twitter, e-mails y en diversos foros, muchas veces nos han preguntado cómo registrar una idea para televisión, cómo proteger un formato o cómo asegurar que se respeta la propiedad intelectual de la creación para la pequeña pantalla. Éste es un tema importante que vamos a aclarar hoy en Vertele.com.

Las acusaciones de plagio están a la orden del día y no siempre justificadas y de buena voluntad. Se cuenta que el actor Robert de Niro, también productor cinematográfico, nunca abre la correspondencia que sospecha que contiene guiones para evitar conflictos.

La reenvía al remitente agradeciéndole que haya pensado en él, aclarándole que prefiere no leerlo por si él hubiera tenido antes una idea o proyecto similar. No sabemos si es una leyenda urbana pero justifica el temor de las productoras a sentarse a hablar de ideas ajenas. De hecho, Globomedia tiene desde hace años la misma política, cuando recibe ideas por correo.

Las ideas no se registra, sino los desarrollos

Dejemos claro un concepto: Las ideas no se registran. Si a tí se te ha ocurrido que puedes meter a un montón de gente en una casa vigilada, 24 horas al día, por cámaras que muestran su vida al exterior, nadie te admitirá tu propiedad intelectual por ser propietario, simplemente, de la idea.

Lo que si puedes registrar es un formato, una mecánica, el desarrollo detallado de un programa de televisión, de un concurso o de un esquema de producción de un concepto televisivo. En el caso de Gran Hermano tienes que registrar toda la mecánica que rige el programa: las pruebas, las eliminatorias, la casa A, la casa B, las Galas, las expulsiones...

Para tener un documento formal cercano que acredite que eres propietario de una idea o de un formato, no vayas al registro de la propiedad intelectual. En la mayoría de los casos lo rechazará, por más detallado que esté el proyecto o, como mucho, lo registrará como “creación literaria”, lo que te servirá de poco en caso de conflicto. Muchos abogados creen que es más eficaz acudir a la Notaría.

Siguiente parada: la Notaría

El Notario dará fe del depósito del formato incluyendo en el Acta los datos suficientes para avalar una autoría: nombre del autor, fecha de presentación de la idea o formato y todos los detalles que quieras incluir.

Normalmente es aconsejable incluir un dossier exhaustivo que contenga, por lo menos, una sinopsis de la idea, mecánica detallada del programa de televisión o una escaleta y un guión tipo, así como todo lo que pueda servirte para protegerte: escenografía, música, número de participantes, premios en caso de concursos.

Imagínate que has inventado La ruleta de la suerte. Sólo la descripción de todos y cada uno de los elementos que forman parte del juego, la mecánica detallada y el sistema de funcionamiento de paneles servirá para acreditar tu autoría.

La grabación de un piloto es una buena garantía

Si simplemente presentas papeles, el Registro de la Propiedad Intelectual puede acabar aceptando tu proyecto como “creación literaria”, pero si quieres registrarla como “obra audiovisual” la única solución que tienes es grabar un piloto, donde pueda apreciarse claramente qué es lo que registras.

Volvamos al ejemplo anterior. Si tú inventas La ruleta de la suerte y presentas una grabación en la que aparece bien definida la mecánica, los paneles, la ruleta, la escenografía, los concursantes, etc., la posibilidad de que alguien te “copie” se aleja.

En este caso tendrás que aportar también la cesión de derechos de todos los que intervienen en la grabación: realizador, músico, guionistas, escenógrafo, etc.

Es un procedimiento más complejo, pero mucho más seguro. Las cadenas de televisión, en general, apreciarán también el esfuerzo de presentar un piloto por muchas razones, pero la más importante es que el papel “lo aguanta todo”, mientras que el soporte audiovisual permite apreciar en toda su dimensión las posibilidades de una idea o de un programa de televisión.

Algunas alternativas: Safe Creative

El mundo de los derechos de autor se mueve a gran velocidad. Internet ha cambiado los hábitos y las necesidades y de ahí han surgido iniciativas como Safe Creative. ¿Qué es? Podéis encontrar esta información en es.safecreative.net, pero aquí os incluimos las principales informaciones:

Safe Creative es la primera plataforma de “registro, información y gestión de Propiedad Intelectual para la realidad digital basado en los estándares del Convenio de Berna (ONU)”. Al registrar una obra, Safe Creative proporciona Información, seguridad y autogestión de los derechos de propiedad intelectual.

Te permite saber, sobre una obra: ¿Quién es el autor y cómo contactar con él?, ¿qué uso puedo hacer de esta obra?, ¿qué obras hay de este tipo con esta licencia de uso?

Te da seguridad en la autoría con un registro con garantías tecnológicas irrefutables: “depósito de la obra, registro de múltiples huellas digitales y doble sellado de tiempo”. Y, a los usuarios, les aporta “certeza sobre la licencia y usos permitidos". Y seguridad frente a futuros cambios de licencia por parte del autor.

En lo que se refiere a la gestión tiene la tecnología necesaria para la “auto-producción y auto-distribución a través de una nueva plataforma orientada a distintos tipos de creación: música para videojuegos, modelado virtual 3D para software, fotografía freelance, auto-publicación de libros, auto-publicación de música, pero también registro de formatos e ideas para programas de televisión”.

Otra vía de registro de formatos: la Academia de Televisión

Últimamente ha nacido en España otra posibilidad para registrar un formato de televisión: la Academia. La organización que agrupa a los profesionales de televisión ha decidido constituirse en garante del derecho de los creadores y ha puesto en marcha un Registro con la pretensión de “inscribir o anotar formatos creados específicamente para soportes audiovisuales, aún cuando dichos elementos no gocen de la protección establecida en la legislación vigente en materia de Propiedad Intelectual”.

¿Qué es un formato para la Academia? El Reglamento señala que “se entiende por formato el conjunto de ideas, estructuras y detalles esenciales que definen con precisión el contenido de un programa o serie de programas”.

Exigencias para que algo se considere “formato”: “Es un programa de televisión del que se puede hacer una descripción detallada, narrando la sucesión de características, ideas, imágenes, sonidos y los elementos significativos y diferenciadores que conformen la obra audiovisual correspondiente”.

¿Quién puede solicitar el registro? “Están legitimados para solicitar las inscripciones:
 Los autores y creadores de los formatos de programas de televisión.
Los sucesivos titulares de derechos sobre el programa”.

¿Cómo hay que registrar algo?: Hay que ir primero al Notario. ¿Hay que pagar?: Sí, 100 euros por cada programa, siempre que no seas miembro de la Academia. ¿A quién hay que dirigirse para pedir cita previa? A Elsa Moya, en el siguiente correo:mailto:
registro@academiatv.es registro@academiatv.es.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba