Contraprogramación La guerra de los culebrones

“La tormenta”, “Rubí” y “Amor en custodia” pelearán por ser el nuevo fenómeno de la tarde

A partir de la próxima semana, la guerra de las cadenas por liderar el “daytime” se recrudecerá con la coincidencia en la sobremesa de tres nuevas telenovelas por parte de Antena 3, TVE y Telecinco, todas ellas tratando de repetir el fenómeno de “Pasión de gavilanes”, que llega a su fin mañana, después de siete meses de éxito, con la emisión de sus dos últimos capítulos en prime time.

“Pasión de gavilanes” ha revalorizado el género de la telenovela en España al conseguir atraer al público joven, que hasta ahora no parecía demasiado interesado en este tipo de productos. La fórmula del éxito se basa en contar la clásica historia de amor imposible, pero con actores más jóvenes y sexys de lo habitual, que además protagonicen fuertes escenas de “pasión”, una palabra clave en el acierto de la telenovela de Antena 3.

TVE intentará volver a ser la cadena de referencia para los amantes de las telenovelas con “La tormenta”, un serial colombiano que trató de repetir la fórmula del éxito de "Pasión de gavilanes". Llama la atención el titular con el que TVE presenta a los medios su nueva telenovela: “Una tormenta de pasiones”. Al igual que la telenovela que protagonizan Danna García y Mario Cimarro, la vida de campo, de caballos, de grandes e imponentes jinetes son los protagonistas.

Aunque el estreno de “La tormenta” no estaba anunciado en once días, TVE ha optado por aprovechar el desenlace de “Pasión de gavilanes” de hoy para contraprogramar y lanzarla este mismo viernes 20 de enero, a las 16.00 horas, precediendo a sus dos otras telenovelas, la española “Amar en tiempos revueltos” (20% de share) y “Los plateados” –que no termina de cuajar con un 14%- y se despedirá finalmente el viernes 27.

Por su parte, Antena 3 espera repetir el fenómeno de sus “gavilanes” con “Rubí”, una telenovela mexicana que tiene como principal novedad que la mala es la protagonista. En un principio, la cadena de Planeta anunció el estreno para el lunes 23 de enero, en la sobremesa, precediendo a la otra exitosa telenovela “El cuerpo del deseo” (25% de share medio). Más tarde Antena 3 decidió trasladar el estreno de “Rubí” al jueves 26, en prime time. Ahora no sería de extrañar que una vez conocido el adelanto de “La tormenta” a este mismo viernes, la cadena de Planeta vuelva a variar su estrategia y decida lanzar “Rubí” también mañana y no esperar a la próxima semana, tal y como está anunciado.

Por su parte, Telecinco ha querido sumarse a la fiebre por los culebrones que vive la televisión española y el lunes lanzará la argentina “Amor en custodia”, de 15.30 a 16.00 horas. La última vez que la cadena de Fuencarral apostó por una telenovela latina fue hace tres años, cuando probó suerte sin éxito con “La baby sister”. En realidad, “Amor en custodia” no competirá frontalmente con las telenovelas de TVE y Antena 3, pero el que sí lo hará es el espacio “Aquí hay tomate”, que ya está anunciando una gran exclusiva para el lunes 23, relacionada con la familia Flores, con la que tratará de eclipsar los arranques de “La tormenta” y “Rubí” en TVE y Antena 3 respectivamente.

Así, a partir de este lunes 23 se dará la circunstancia que las tres principales cadenas nacionales españolas convertirán los culebrones latinoamericanos en uno de sus principales contenidos de tarde.

”La tormenta” sigue los pasos de “Pasión de gavilanes”

Amor, intriga y exotismo son los ingredientes de “La tormenta”, en la que la venezolana Natalia Streignard da vida a María Teresa Montilla, una mujer capaz de triunfar en el mundo de los negocios y de hacer rentable una hacienda perdida en la América profunda. Su “alter ego” masculino es el galán peruano Christian Meier que encarna a Santos Torrealba, un capataz de hierro, pendenciero y jugador.

“La tormenta” es una producción colombiana de Telemundo-RTI, idea original de Kiko Olivieri. El pasado 2 de enero se estrenó en Argentina posicionándose como el programa más visto en su franja. Logrando 16,4 puntos de rating en Telefe, la telenovela también logró el tercer lugar entre los programas más vistos del día.

Una de las curiosidades o casualidades de “La tormenta” es que está protagonizada por Natalia Streignard, Miss venezolana casada en la vida real con Mario Cimarro (el galán Juan Reyes en “Pasión de gavilanes”).

“La tormenta” comparte algunas similitudes con “Pasión de gavilanes”. De hecho, Danna García, la protagonista de la telenovela que emite Antena 3, describió “La tormenta” como "una especie de intento de hacer un 'Pasión de gavilanes' más adulto, pero creo que los 'gavilanes' no se darán tampoco fácilmente. En realidad, no se sabe cuál es la fórmula. Pueden estar todos los elementos y que no funcione".

Los protagonistas principales María Teresa Montilla (Natalia Streignard) y Santos Torrealba (Christian Meier) vienen de mundos completamente opuestos y aparentemente incompatibles. Pronto descubrirán que del odio al amor hay sólo un paso, aunque harán hasta lo imposible para evitar enamorarse.

Todo comienza cuando María Teresa, mujer de negocios acostumbrada a la vida de la ciudad, tiene que dejar todas sus comodidades y mudarse a La Tormenta, una vieja hacienda de su padre, que debe hacer rentable para evitar la ruina económica de la familia.

Completamente segura de que logrará su objetivo, al llegar a su destino se da cuenta de que esto no le será tan fácil, ya que se encuentra con un mundo desconocido y salvaje.

Para María Teresa lo peor de aquel lugar es tener que relacionarse con el capataz de la hacienda, Santos Torrealba, un hombre de campo, con fama de mujeriego y seductor, con quien tiene serios enfrentamientos desde la primera vez que se encuentran.

Desde el primer momento en que sus miradas se cruzan, es obvio para ambos que son demasiado diferentes para poder vivir bajo el mismo techo. Pero cuanto más intentan separarse, más se intensifica la pasión entre ellos: María Teresa y Santos van a vivir un tormentoso idilio en el que el mismo odio dará paso al amor más puro que hayan sentido jamás.

El reparto de “La tormenta” se completa con Alejandro Buenaventura (el padre de María Teresa, un millonario en la ruina), Natasha Klauss (la prima “mala” de María Teresa); Marcelo Buquet (un encantador y atractivo joven que maneja negocios turbios y cometerá muchos crímenes), Kristina Lilley (una mujer madura, atractiva y ambiciosa que está enamorada en secreto de su hijastro, personaje de Marcelo Buquet); Cristina Geitner, Eileen Abad, Carmen Villalobos, Iván Rodríguez, Juan Pablo Shuk y Rosmery Bohórquez.

La mala es la protagonista en “Rubí”

Con “Rubí”, la cadena de San Sebastián de los Reyes vuelve a confiar en un producto testado anteriormente con éxito en su desconexión para las Islas Canarias, donde actualmente consigue registros superiores al 35% de cuota en la sobremesa, como en su día ocurrió con “Pasión de gavilanes” y “La mujer en el espejo”.

Producción mexicana de Televisa en 2004, “Rubí” cuenta con un total de 188 capítulos y está protagonizada por Bárbara Mori, Eduardo Santamarina, Ana Martín, Jaqueline Bracamontes y Sebastián Rulli, entre otros. La telenovela es original de Yolanda Vargas Dulché, una de las escritoras más leídas de México.

A diferencia de otros culebrones, en los que la protagonista es la chica guapa, buena y a la que todos engañan, en “Rubí” la mala es precisamente la protagonista. Tiene en común con “Pasión de gavilanes” que todos los principales personajes tienen un gran atractivo físico, aunque con menos escasez de ropa, ya que este culebrón nos sitúa en un ambiente más cosmopolita que su predecesora, puesto que las tramas se desarrollan en estudios de arquitectura y lujosas mansiones.

Rubí narra la historia de una joven en la que reina una lucha constante entre el deseo de encontrar el verdadero amor y una obsesión desesperada por el dinero. Si bien el destino le ha negado una buena situación económica, en cambio la ha favorecido con una extraordinaria belleza física, y Rubí está decidida a utilizarla para casarse con un hombre rico que le brinde la vida de lujos a la que aspira.

Telecinco se suma con “Amor en custodia”

Los ligeros toques de comedia y acción es lo que diferencia a la telenovela que propone Telecinco de las de Antena 3 y TVE. La cadena de Fuencarral se apunta también a la moda de los culebrones y estrenará, el próximo lunes 23 de enero a las 15.30 horas, la versión argentina de la telenovela “Amor en custodia”, que ha sido uno de los fenómenos televisivos del 2005, dónde el Canal Telefé terminó su emisión el pasado 29 de diciembre arrasando en todos los índices de audiencia. Este serial permitió que la cadena propiedad de Telefónica acabara el año liderando nuevamente la clasificación de cadenas de televisión.

"Amor en custodia" tiene también una versión mexicana, que lleva el subtítulo "Pasiones prohibidas", que se ha emitido en el país azteca y en Estados Unidos simultáneamente, y desde este lunes emite la televisión local de Barcelona City TV. Esta telenovela es una de las que más éxito ha cosechado en toda América Latina en el último año tal como apuntaba Vertele en un reciente artículo.

La novela, que cuando se creó tenía prevista una duración de sólo seis meses, acabó siendo el programa más visto en Argentina, superando las mejores audiencias de televisión emisión tras emisión, lo cual provocó su prolongación. "Amor en custodia" convirtió la hora de la comida en una auténtica franja de prime time.

La novela trata los habituales temas de los melodramas (amores prohibidos entre ricos y pobres, hijos ilegítimos y hermanos separados al nacer) y acabó con la emisión del último capítulo en el teatro Gran Rex, de Buenos Aires, acto al que asistieron los actores protagonistas de la novela y más de 3000 personas, la mayoría mujeres. La telenovela está protagonizada por Osvaldo Laport y Soledad Silveyra (en la foto) en su versión argentina y por Margarita Gradia y Sergio Basañez en su adaptación mexicana.

Cuenta la historia de amor entre Paz Achaval Urien, una exitosa, poderosa y rica empresaria, dueña del establecimiento agropecuario donde trabaja Juan Manuel Aguirre, un hombre de campo, humilde, desestructurado y apasionado.

Juan Manuel Aguirre está casado con Gabriela con quien tiene una hija, Tatiana. Gabriela es una mujer valiente que no se dará por vencida fácilmente. Paz Achaval Urien está casada con un hombre al que respeta pero no ama, Alejandro, padre de sus hijas Bárbara y Milagros. Paz Achaval Urien se dedicó a vivir de acuerdo a los mandatos preestablecidos.

Juan Manuel salva la vida de Paz, por eso ella quiere que él deje el campo y sea su guardaespaldas. Juan Manuel no acepta. Sin embargo, el destino hará que vuelvan a encontrarse y desde ese momento sus vidas nunca más volverán a ser iguales. La lealtad que siente Juan Manuel por Paz, la mujer a la que protege, y la admiración que ella siente hacia su protector, se convertirá en un amor prohibido. Para ellos va a resultar imposible estar cerca sin involucrarse, estar próximos sin rozarse y estar entrelazados sin enamorarse.

Es una telenovela con toques de comedia y de acción, con amores imposibles, amores cruzados, amores prohibidos. Y dos mundos enfrentados que finalmente, se unen más allá de lo socialmente aceptado.

Telecinco apuesta por una telenovela latina tres años después

La cadena de Fuencarral no ha tenido mucha suerte con el género de la telenovela latinoamericana. El último culebrón que funcionó en Telecinco fue "Topacio" en los años 90. En junio de 2002, el éxito de los culebrones de TVE por la tarde y la experiencia positiva de "Betty la fea" en Antena 3 llevó a Telecinco a intentar luchar con las mismas armas y apostó por el serial colombiano "La baby sister", pero no cuajó y fue retirado a las seis semanas con un 10.6% de share. En esos momentos, parece que los seguidores de este género preferían La Primera y arruinaron también otros dos intentos por parte de Antena 3, "Soledad" (12.9%) y "El inútil" (10%).

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba