Terra Nostra en TVE La historia de Juliana y Mateo, un amor en busca de una vida mejor

Estamos a finales del siglo XIX. La esperanza de salir de la pobreza une a los dos jóvenes italianos en el barco que les traslada a Brasil... pero pronto el destino se interpondrá entre ellos.

Juliana (Ana Paula Arósio) y Mateo (Thiago Lacerda) se encuentran en el barco que, partiendo de Génova, cruza el océano Atlántico, y lleva a familias enteras de italianos a Brasil con la esperanza de labrarse una vida más próspera.



Una cadena de hechos confusos hará que la pareja italiana se separe accidentalmente al llegar al puerto de Santos, en Sao Paulo, y provoque el que se vean obligados a tomar caminos separados. Así comienza Terra Nostra.



Llegada al Nuevo Mundo


Juliana es recibida por Francesco (Raúl Cortez), un italiano que hizo fortuna en Brasil y es amigo de la infancia de su padre. Este, al enterarse de la muerte de los padres de la joven, decide llevarla a su casa de Sao Paulo y tratarla como a una hija.



Francesco, que se ha convertido en el dueño de una casa bancaria italo-brasileña, está casado con Janete (Angela Vieira) y ve con muy buenos ojos el amor que su hijo Marco Antonio (Marcello Anthony) siente por Juliana, ya que la convivencia con la bella italiana ha hecho que él cambie su actitud hacia los negocios de la familia.



Por su parte, Mateo se encuentra trabajando en los cafetales de Gumersindo (Antonio Fagundes), un poderoso dueño de haciendas, quien, desde la abolición de la esclavitud, recibe a los inmigrantes para que trabajen sus tierras. Como heredero de la cultura de la esclavitud, Gumersindo tiene algunos problemas con el trato a los inmigrantes italianos y el choque cultural es inevitable.

La situación se complica



Juliana descubre que espera un hijo de Mateo, sin embargo se verá sorprendida ante las palabras de Marco Antonio, hasta entonces un joven bohemio, irresponsable y apasionado, que no solo está decidido a asumir la paternidad sino que, además, le pedirá la mano.



Por su parte, Mateo ha despertado el interés de las hijas del poderoso Gumersindo, Rosana y Angélica. Al saber que su padre pretende dispensar a Mateo que, apasionado, quiere salir en busca de Juliana, Rosana, la más audaz de las hijas, inventa que Mateo durmió con ella. Ante semejante hecho, Gumersindo comenzará los preparativos para realizar la boda de los dos. Mateo se casa o muere.





Noticias relacionadas



- Amor y emigración en Terra Nostra

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba