Internet Se incrementa la descarga de programas de televisión a través de la Red

Cada vez más espectadores acuden a internet para obtener sus programas de televisión favoritos. La industria de la televisión ve amenazados los beneficios que obtiene por la venta de derechos en el extranjero y por la comercialización de programas y serie en DVD

Nuevas herramientas como BitTorrent -que disminuye el tiempo de descarga y simplifica ésta- pueden obligar a las cadenas de televisión a actuar como lo han hecho los grandes estudios de cine con iniciativas como Movielink.

Algunos sitios como Suprnova.org empiezan a ser comparados -en el mundo de la televisión- a lo que Napster significó en su momento para la industria discográfica. Allí es donde los amantes de Los Simpsons, American Idol o Friends pueden descargarse sus programas de televisión favoritos.

Este tipo de descargas, que se mueven en un territorio rayano a lo ilegal, no son exclusivas del mercado estadounidense. Las audiencias europeas, que normalmente han de esperar meses para ver en sus países las nuevas temporadas de series de éxito, son un caldo de cultivo ideal para la descarga de episodios.

Hasta ahora, no era ninguna novedad el hecho de que se puedan obtener programas de televisión online. El problema, como casi siempre, es que a través de redes como la de Kazaa, el tiempo de espera en las descargas desanimaba a los más fanáticos seguidores de cualquier serie de éxito. Y la solución, como casi siempre, también ha llegado: un programa de nombre expresivo -BitTorrent- ofrece mucha mayor velocidad en todo el proceso.

BitTorrent descarga los programas de televisión en fragmentos hasta el propio ordenador, y estos fragmentos son transferidos de manera simultánea a otros usuarios que también están interesados en el mismo programa.

Para la industria de la televisión, tantas facilidades no constituyen una buena noticia. Para empezar, suponen una grave amenaza para los beneficios que suelen obtenerse por la venta de derechos en el extranjero y también por la comercialización en DVD de las colecciones de los principales programas y series.

Hay quien sugiere ya a las compañías de televisión que imiten a los grandes estudios cinematográficos que, desde que las descargas de películas desde Internet se han convertido en otra posibilidad para los usuarios y otro quebradero de cabeza para ellos, han decidido luchar con las mismas armas.

Para eso está Movielink, un sitio de Internet dedicado al cine, creado en noviembrte de 2002 y respaldado por Metro-Goldwyn-Mayer Inc., Paramount Pictures, Warner Bros., Sony Pictures Entertainment y Universal Pictures Este servicio se ha convertido en el test más importante para saber si la obtención de películas desde Internet se convierte, como algunos piensan, en uno de los principales negocios para los grandes estudios cinematográficos en el futuro.

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba