Experimento Cuando la información se disfraza de "reality" para atraer a la audiencia

Gays y heterosexuales convivirán durante una semana en una casa vigilada por cámaras las 24 horas. Los informativos de una cadena norteamericana utilizan la fórmula de los reality shows en sus reportajes como anzuelo para captar a los espectadores

Según informa la revista AJR (American Journalism Review), la cadena Fox Chicago lanzará un nuevo reality show este otoño. Diez personas se encerrarán en una misma casa durante 7 días, sin contacto alguno con el exterior, y grabados por cámaras las 24 horas. Los espectadores participarán en su eliminación con su voto telefónico. No se trata de Gran Hermano ni de Operación Triunfo.

Para la Fox ni siquiera es un un reality show, sino un informativo. La producción corre a cargo de reporteros habituales de la cadena y se emitirá en las Noticias de las 21.00 horas. La mitad de los participantes serán heterosexuales y la otra mitad homosexuales. De esta forma, El Experimento: Gay y Hetero se presenta a la audiencia como un reportaje de investigación para estudiar las diferencias, similitudes y comportamientos entre grupos de tendencias sexuales diferentes y liberar a la sociedad de prejuicios.

Reality shows para combatir la intolerancia

El reportero Mark Saxenmeyer, creador, guionista, productor y presentador del programa, es consciente de que la prensa tradicional se burla de su idea, pero no parece importarle y se defiende argumentando que “un reality show es el anzuelo para atraer a la audiencia a lo realmente importante”. “Reconozco que es un ardid para que los espectadores se interesen, pero es lo que la gente quiere ver”, añade Saxenmeyer.

No es la primera vez que la Fox Chicago se embarca en un experimento de este tipo. En mayo de 2001, Saxenmeyer convenció a los ejecutivos de la cadena para hacer un “informativo-reality”, en este caso con un motivo racial. Negros y blancos convivieron durante una semana en una misma casa, con confesionario incluido. El resultado final, El experimento: negros y blancos fue un éxito de audiencia y sus contenidos no tuvieron nada que envidiar a Gran Hermano. Además, consiguió que los participantes se cuestionaran los prejuicios con los que entraron, como una concursante blanca, que aprendió que “sólo porque alguien sea negro no significa que vaya a atacarte”. Algunas asociaciones de periodistas consideraron que el programa había cumplido una labor social y le otorgaron diversos premios en la categoría de documental.

La crítica en contra

Sin embargo, la pregunta que muchos críticos continúan haciéndose es “¿realmente esto es información?”. Muchos de ellos defienden que existen maneras más serias y responsables de tratar el tema de la homosexualidad. “Es como si disfrazamos a alguien de pollo, lo hacemos caminar por la ciudad, y lo presentamos como si fuera un informativo”, opina el diario Chicago Tribune. Al crítico del Sun Times, lo que más le molesta es el aire “sensacionalista” que rodea la promoción que hace la Fox del programa -“Una casa... una semana... 10 extraños...”-, más propia de un programa de entretenimiento que de un informativo.

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba