Con Miguel Ángel Silvestre Los marineros del "Alakrana", contra la miniserie del Duque

Denuncian que Telecinco no les ha consultado ni dieron consentimiento

La miniserie de Telecinco sobre el secuestro del atunero vasco Alakrana sigue creando polémica tras haber sido presentada en la Mostra de Valencia. En esta ocasión, son los verdaderos protagonistas del secuestro, los marineros, los que se quejan de que nadie les ha llamado para documentarse sobre la ficción, y que tampoco les habían dicho que se llevaría a cabo hasta que la vieron anunciada, informa El Confidencial Digital.

El pasado sábado 16 de octubre, Telecinco aprovechó la Mostra de Valencia para presentar los dos capítulos que emitirá sobre el secuestro del Alakrana en aguas somalíes. Al acto acudieron actores que han participado en la miniserie, como Miguel Ángel Silvestre, Irene Montala, Francesc Orella, Cristina Plazas, Antonio Velázquez y Juan Carlos Vellido.

La producción, dirigida por Salvador Calvo, es el resultado de cinco meses de trabajo en los que la productora no se ha puesto en contacto ni con el armador del atunero, Echebaster Fleet, ni con los propios marineros.

“Han explotado nuestra historia para lucrarse sin avisarnos”

Según el mismo medio, la actitud de Telecinco y su productora ha molestado a las víctimas del secuestro, que se sienten “utilizadas” por el canal de televisión: “Han explotado nuestra historia para lucrarse sin avisarnos y sin pedirnos permiso”, explica un familiar directo de uno de los tripulantes del atunero secuestrado.

La misma fuente, consultada por este diario, reconoce que esperarán a la emisión de la miniserie para decidir si emprenden acciones judiciales contra la cadena de Fuencarral: “Lo único que pedimos es que no se nos falte al respeto ni digan cosas que no sean ciertas. Si vemos que esto no es así nos plantearemos ir a juicio”.

No acudirá a la Audiencia Nacional la dirección de Echebaster Fleet, empresa propietaria del atunero. La compañía vizcaína se presentó como acusación particular contra los dos piratas que serán juzgados por el secuestro de los 36 tripulantes del atunero, pero hace unas semanas cambió de opinión: “No íbamos a sacar nada en claro”, explica una voz autorizada del armador.

Disputas económicas tras el secuestro

La decisión se ha tomado después de cobrar el seguro por los daños causados por los somalíes en el barco. Las fuentes añaden: “la maquinaria, el motor y el casco presentaban muchos desperfectos y los trabajos de reparación han sido costosos”. El armador aún está pendiente de cobrar un segundo seguro por las pérdidas comerciales que supuso el secuestro del atunero: “Éstas son más difíciles de cuantificar, por lo que habrá que esperar más tiempo”.

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba