Internacional El presidente de la BBC se pasa a la competencia

Se convierte en director ejecutivo de su principal rival comercial en el Reino Unido, ITV

El presidente de la cadena pública británica BBC, Michael Grade, se marchará a la competencia tras aceptar un importante puesto en la rival terrestre ITV, señala un comunicado divulgado hoy por la Bolsa de Valores de Londres, informa Efe.

Grade será presidente ejecutivo de ITV, cadena que ha estado buscando un nuevo directivo desde la dimisión de Charles Allen el pasado mes de agosto a raíz de un descenso en las cifras de audiencia y de los ingresos por publicidad.

Desde mayo de 2004, Grade era presidente de la BBC tras la partida de Gavyn Davies por las críticas que recibió la cadena pública en el llamado informe Hutton, que investigó la muerte de David Kelly, antiguo experto en armamento del ministerio de Defensa.

Kelly se suicidó a raíz del escándalo por una noticia que divulgó la BBC en relación con un documento del Gobierno sobre las supuestas armas de destrucción masivas en Irak.

Grade sucederá al actual presidente de ITV, Peter Burt, a principios de 2007 y espera ocupar el nuevo puesto por un periodo de tres años, según detalles divulgados hoy por la cadena privada.

Durante esos tres años, ITV indicó que designará a un director ejecutivo y Grade dejará el trabajo diario para ocupar el cargo de presidente no ejecutivo.

Según informó la cadena privada, Grade tendrá un sueldo de 825.000 libras (unos 1.258.000 euros) brutos anuales, pero sus ingresos incluirán también una participación sobre los resultados económicos que obtenga ITV en los próximos cinco años.

La designación de Michael Grade aportará un liderazgo fuerte 'en un momento crítico para la historia de ITV. La compañía se beneficiará enormemente de su experiencia', subrayó hoy Peter Burt.

En tanto, la BBC expresó su decepción por la noticia, puesto que Grade abandona la cadena pública con efecto inmediato.

Anthony Salza, que será presidente en funciones de la BBC, dijo hoy que Grade ha sido un líder que ha inspirado a la cadena pública desde su designación en el 2004.

Su pasión por la calidad ha sido una gran influencia en los grandes cambios, con el único objetivo de entregar un mejor servicio a la audiencia, puntualizó Salza.

Grade negociaba con el Gobierno la aprobación de un aumento de la tarifa por la licencia que se cobra a los televidentes.

Por su parte, el presidente de la empresa pública señaló hoy que ha sido una decisión difícil dejar la BBC, pero admitió que era una oportunidad que no podía desaprovechar.

'Mi primera prioridad en la ITV será apoyar al equipo en acelerar las mejoras en la programación para nuestros televidentes y anunciantes', puntualizó Grade.

Según los expertos de la City (centro financiero), Grade es una de las pocas figuras carismáticas que hay en la industria británica de los medios de comunicación, con capacidad para recuperar la confianza en ITV y ayudar a la compañía a atraer anunciantes.

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba