Comedy Central El streaming se demuestra como una fuente de beneficios

Tras la caída de muchos empresas en Internet, la cadena Comedy Central es un ejemplo a la hora de buscar dinero en el campo del streaming

La lección ha sido aprendida por muchos portales y proveedores de contenidos de Internet. La producción, el marketing y llevar sonidos e imágenes a los internautas es una tarea que cuesta mucho dinero.

La tarea de buscar beneficios en este campo del entretenimiento en la Red ha quedado para compañías que conocen muy bien cuál es su audiencia. Es el caso del canal norteamericano Comedy Central y su página web. Esta cadena, famosa por contar en su nómina la serie de dibujos South Park, es un paradigma de cómo lograr la consecución de beneficios.

“Preferimos ofrecer un contexto antes que un contenido” afirma Ken Locker, vicepresidente de Comedy Central, en la revista Streaming Magazine. “Con ello logramos que los usuarios contribuyan e interactúen” afirma Locker. Y por supuesto, que el último paso será pagar por esos contenidos.

Comedy Central dispone de un amplio mercado en el que pueden distribuir sus programas, shows y series de dibujos. Y el nuevo escenario que se imagina la cadena es el digital. Pero antes de llegar a la distribución por medios como TV interactiva o dispositivos sin hilos, el paso previo es Internet. De momento la audiencia está perfectamente definida. Se sabe que el 55 por ciento de los televidentes son hombres entre los 18 y los 49 años. Un 87 por ciento de los espectadores de Comedy Central son usuarios habituales de la Red y más jóvenes. Y un 90 por ciento de los navegantes tenía instalado el plug in de Flash.

Nuevos contenidos

Se trata de un panorama bastante alentador para un proyecto basado en animaciones, contenidos multimedia y producciones en exclusiva para Internet. Comedy Central acaba de estrenar seis nuevas series. R#ck’s Sh#t L#st es una de ellas. Un personaje imaginario se dedica a criticar todo aquello que le molesta. El guión es propuesto por los internautas que envían sus quejas a través de correo electrónico e incluso pueden poner su voz al episodio si envían su queja por teléfono.

Los mejores clips de humor, entrevistas a humoristas, hilarantes diálogos de South Park o del famoso show de humor Saturday Night Live también son accesibles a través de una emisora de radio que puede escucharse vía web. “Somos conscientes de las actuales limitaciones del ancho de banda, ya que sólo un 20 por ciento de nuestros usuarios disponen actualmente de este modo de conexión” afirma Locker. Además, la cadena no quiere quedarse en la simple emisión de audio o vídeo y también quiere adentrarse en le terreno de los juegos en Red. Las primeras expectativas de negocio señalan un aumento del 20 por ciento de contenido para ser visto mediante streaming y el triple de visitas para el año que viene.

Toda esta parafernalia de técnica y contenidos multimedia no podría ser soportada sin la publicidad. A favor de Comedy Central juega que su target publicitario está bien definido. Pero también se piensa aprovechar últimas novedades tecnológicas, como 3D o Flash para mejorar la presencia de los anuncios.

La cadena sabe que en este paso no sólo cuenta la tecnología. También son importantes los contenidos. Historias que enganchen y diviertan. “No estamos reinventando la TV. Nos reímos del futuro y nuestro humor llegarán a través del correo electrónico, PDAs, un navegador o el móvil. El entorno cambiará pero nosotros seguiremos cumpliendo con la premisa básica: Hacer reír” afirma John Saborn, jefe creativo de Comedy Central.

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba