Guerra de Irak La televisión da en directo la toma de Bagdad por parte de las tropas de la Coalición

A partir de las 14h30 de la tarde del miércoles, las principales cadenas de televisión del mundo han interrumpido su programación para dar en directo la toma de Bagdad. El régimen de Saddam se ha desmoronado y la guerra está a punto de acabar.

La caída de Bagdad, en directo por televisión

Jon Sistiaga, de Telecinco, ha podido dar en directo, en tiempo real, la entrada en Bagdad de los tanques de la Coalición. 24 horas después del asesinato del cámara José Couso por proyectiles americanos, el periodista vasco daba en directo, con el apoyo de un cámara de Euskal Telebista, la entrada en el centro de Bagdad de columnas de blindados.

Las imágenes, retransmitidas también por Televisión Española, Antena 3 y cadenas autonómicas, reflejan la alegria de una parte de la población y la quema y destrucción de símbolos del régimen: estatuas de Saddam, panfletos y placas. El Ejército de los Estados Unidos ha tomado los alrededores del Hotel Palestina en lo que parece el definitivo desmoronamiento del régimen de Saddam Hussein. El final de la guerra parece que está muy cercano. Han desaparecido totalmente los funcionarios iraquíes, y los miembros del partido Baaz, los trajes verde oliva. La resistencia a los militares norteamericanos parece mínima, aunque se escuchan, de vez en cuando, lejanas detonaciones y tableteos de ametralladora, que podrían corresponder a francotiradores.

Algunas cadenas han interrumpido su programación habitual para seguir, en directo, los acontecimientos de Bagdad. Una de las características de esta guerra es que la cadena qatarí Al-Jazeera ha sustituido a la americana CNN como principal proveedora de imágenes a las cadenas españolas y a buena parte de televisiones de todo el mundo. Tanto TVE como Antena 3 y Telecinco han suscrito un contrato de compra de imágenes que está siendo ampliamente utilizado. Buena parte de la cobertura de hoy se está haciendo con el recurso a las númerosas cámaras que los qataríes tienen en Bagdad. Al menos tres periodistas de esta cadena han fallecido en los 20 días de guerra abierta, siempre debido a fuego de la Coalición.

Todo esto sucede 24 horas después de la muerte de tres periodistas, entre ellos el cámara de Telecinco José Couso y el corresponsal de "El Mundo" Julio Anguita Parrado, que ya no podrán vivir y contar este final.

Recordemos las noticias de ayer.

Juan Pedro Valentin: "No hubo disparos de francotiradores desde el Palestine"

La muerte del cámara José Couso ha provocado conmoción en la redacción de los Servicios Informativos de Telecinco. Junto a Couso ha fallecido otro cámara, ucraniano, de la agencia Reuters, fruto del mismo ataque. Juan Pedro Valentín ha comparecido en rueda de prensa y ha contado que sus últimas instrucciones para su equipo en Bagdad eran la de mantenerse en el hotel Palestine, que era un sitio aparentemente seguro, debido al descontrol que se ha apoderado ya de toda la ciudad. Ha añadido que, en estos momentos, ya no hay ningún sitio seguro en Irak y que parece que el hotel de los periodistas, donde reside una parte del Gobierno iraquí, el Ministro de Información y sus funcionarios, se ha convertido también en un objetivo militar.

Valentín ha negado que hubiera francotiradores en el hotel y ha afirmado que los tanques norteamericanos han disparado proyectiles contra el hotel de la prensa sin que mediaran provocaciones de iraquíes apostados en el mismo. Ha contado también que el reportero tenía heridas muy graves en las piernas, en la clavícula y en la mandíbula. Sus compañeros periodistas, utilizando el colchón de su habitación, le han trasladado urgentemente al hospital San Rafael, donde los cirujanos iraquíes, con medios muy precarios, le han operado para amputarle una pierna, que estaba en muy mal estado. Inmediatamente después de la operación, el periodista ha sufrido una insuficiencia respiratoria que le ha costado la vida.

José Couso será repatriado en cuanto sea posible a España, acompañado por su compañero de Telecinco, Jon Sistiaga, a quién Juan Pedro Valentín ha pedido que abandone la capital de Irak.

“Toda la información que hemos hecho, no merece la pena”

El directivo de Telecinco ha afirmado, en un emotivo momento de la rueda de prensa, que a pesar de que está muy orgulloso del trabajo de sus equipos desplazados al escenario del conflicto, “no merece la pena, toda la información, que hemos hecho, a cambio de la vida de un compañero”.

La cadena ha recibido el pésame de todos los medios de comunicación, y de Presidencia del Gobierno, de la Casa Real, y de todos los partidos de la oposición. Los reporteros gráficos, compañeros de José Couto, han hecho público un comunicado en el que aseguran que el fallecido “no era un intrépido, ni un irresponsable, sino que tenía muy claro que su trabajo le permitía ser los ojos de mucha gente en el lugar del conflicto, y que ahora, además de los ojos, era también el corazón de todos sus compañeros de trabajo”.

Noticias relacionadas:

-El cámara de Telecinco José Couso fallece en la mesa de operaciones

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba