Tendencia La “webficación” de la televisión

Los espectadores pasan tanto tiempo viendo “la caja tonta” que no se han dado cuenta de que, cada vez más, las cadenas han ido adaptándose a Internet

Más interactividad, gráficos de apariencia más digitales, cadenas como la CNN o la ESPN que actualizan sus noticias como si de un periódico on line se tratara y que adaptan la cabecera de sus informativos como si fuera una página web. Se trata de un fenómeno que el columnista de Cnet, Kevin Werbarch, ha definido como la “webificación de la televisión”.

El final de cada programa o de cada informativo es un punto de referencia para recordar a los espectadores en qué dirección van a encontrar constantemente más información adicional. Es el caso de los informativos de Antena 3 o de Telecinco. Series como Al salir de clase, Periodistas o Compañeros también incluyen esa etiqueta en cada uno de sus créditos.

Las retransmisiones deportivas también van haciendo más guiños a toda esta revolución digital. Anuncios que aparecen y desaparecen en el centro de un campo de fútbol o en las curvas de las 500 millas de Indianapolis. Incluso la repetición de algunas escenas parecen sacadas de la misma película de The Matrix.

Integración, que no avasallamiento

Todo ha sido gradual. Y con un cierto halo de alivio por parte de la industria televisiva, porque se pensaba que toda esta revolución que iba a traer Internet y su mundo digital podría borrar de un plumazo todos los presupuestos televisivos. Pero finalmente ha habido integración y un poco aquella máxima de “si no puedes con tu enemigo, únete a él”. Es lo que han hecho algunas compañías como AOL Time Warner, NBC o CBS cuando oyeron que iba a nacer una nueva generación de vídeos, capaces de detener la imagen en vivo y de saltar los anuncios. Muchas de estas compañías invirtieron en este campo.

Pero ahora mismo, tanto la Red como la televisión se encuentran en una encrucijada. Dentro de esos ambientes, el consumidor goza cada vez de más libertad para escoger lo que quiere y lo que no quiere ver. Esta cuestión todavía no ha sido contestada. La legión de empresas punto com y de espectadores irritados por la ingente cantidad de publicidad, es una muestra de ello.


Los consumidores están aprendiendo progresivamente a tratar con tal cúmulo de interactividad y de datos inmediatos con los que Internet les aprovisiona. Y para las cadenas de televisión, esa adaptación se está haciendo mucho mejor, gracias a la pequeña pantalla.

Noticias relacionadas:

-Los informativos en TV se adaptan a la era de Internet

-TiVo no es el final de la publicidad

-¿Salvará el comercio electrónico la televisión?

0 Comentarios

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba