Audiencias en diferido

Antena 3 y La 1, con 'Mujer' y 'MasterChef', reinan en diferido en julio

'MasterChef' y 'Mujer', protagonistas del diferido en julio

Redacción


Entendiendo el “consumo en diferido” como la audiencia registrada durante los 7 días siguientes a la emisión en directo (lineal), el análisis del mes de julio elaborado por la consultora Barlovento Comunicación deja claro que aunque es un aporte importante para completar y comprender las apuestas y renovaciones de las cadenas, sigue siendo un valor secundario.

La audiencia en diferido, el "luego lo veo" del público que condiciona los datos lineales

La audiencia en diferido, el "luego lo veo" del público que condiciona los datos lineales

El promedio de tiempo de consumo en diferido en julio fue de apenas 6 minutos por persona y día, lo que supone un 3% del consumo total de TV. Además, es muy distinto en las cadenas en abierto (con un 2%) que en las temáticas de pago (que alcanza el 13% por su concepción de verlo cuando se desea, y no cuando lo emitan). De hecho, casi la mitad del “consumo en diferido” se concentra en el mismo día de emisión, reduciéndose notablemente los visionados durante la semana:

Los datos también derriban una falsa creencia de qué tipo de público es el que más recurre al diferido. Y es que aunque es un hecho que las generaciones más jóvenes están ya completamente habituadas a elegir a la carta, y ver lo que quieren cuando ellos quieren, es la franja de edad de los 45 a 64 años los que más uso hacen del “consumo en diferido”, destacada con un 43%. Y de hecho, la segunda franja más representativa es la de los mayores de 64, con un 24%.

Por detrás queda la franja de 25-44 años (con un 22%), y de forma casi residual aparece la de los jóvenes de 13 a 24 años y la de los menores de 4 a 12 años (ambas con 6%). Unos datos que reflejan cómo los más jóvenes han abierto sus posibilidades de ocio audiovisual olvidándose un poco más de la tradicional televisión, a la que no le dan prioridad de consumo.

Aún así, el valor del diferido cobra cada vez más importancia para las cadenas. Hasta el punto de marcar las renovaciones de formatos (especialmente series) que no han logrado un buen seguimiento lineal, pero que luego sí que consiguen tener una buena base de fieles que los buscan para verlos en cualquier momento.

En este sentido, es lógico que la cadena más seguida en lineal (Telecinco) no sea la más seguida en diferido. Los espectadores que eligen Telecinco para verla en directo optan por acudir al consumo en diferido para ver las apuestas que se han perdido mientras veían la de Mediaset. Y por eso Antena 3 (13.6%) y La 1 (11.1%) son las opciones preferidas en diferido.

Al entrar en el análisis de contenidos, al frente de todas las apuestas, y como clara dominadora, está MasterChef. Al talent culinario de La 1 de TVE se le junta la competencia que tiene enfrente con su tardía hora de finalización. Dos factores que hacen que muchos espectadores prefieran ver cada una de sus galas en diferido, o al menos se vayan a dormir a una hora prudente para ver finalizar las galas en esta modalidad.

Refiriéndonos a la cadena pública, también sorprende que su serie internacional Leonardo, que ha pasado con más pena que gloria por el prime time lineal, demuestra haber conectado con el público, que sitúa a dos de sus capítulos en este ránking de las 25 emisiones más vistas de julio en diferido.

Pero para fenómeno, el de Mujer. La serie turca que ya se ha despedido de Antena 3 no sólo ha sido un seguro de audiencias en lineal, sino que también muestra la increíble fidelidad de su público situando hasta seis emisiones en el ránking para ampliar aún más sus datos. Mismo camino parece emprender Tierra amarga, que también aparece representada.

Etiquetas
stats