Crítica / Crónica

'Family Feud' llegó Antena 3 con una impecable Nuria Roca y unos famosos sin miedo a desvelar intimidades

Nuria Roca, entre Àngel Llàcer y Javier Ambrossi en 'Family Feud'

Family Feud: la batalla de los famosos ha llegado a Antena 3 como su nueva apuesta veraniega de entretenimiento familiar para el prime time de los viernes. Un hueco con el que, desde hace años, la cadena intenta acostumbrar a su audiencia a que se siente en el sofá para desconectar y "jugar" todos juntos con programas como Tu cara me suena, La Voz o El Desafío.

La "pelea" Eurovisión vs. OT, una de las sorpresas de 'Family Feud: la batalla de los famosos'

La "pelea" Eurovisión vs. OT, una de las sorpresas de 'Family Feud: la batalla de los famosos'

El nuevo formato, producido por Fremantle y, presentado por Nuria Roca llega para cumplir esa misión que, tras ver la primera entrega, podemos concluir que aprueba y con nota. Los primeros concursantes que han roto el hielo (y han descubierto la mecánica al público) han sido el equipo de Tu cara me suena - con Manel Fuentes, Angel Llácer, Chenoa, Lolita y Carlos Latre- y el de Mask Singer - formado por Arturo Valls, Javi Calvo, Ambrossi, Paz Vega y Jose Mota-. Participantes que han derrochado un equilibrio de complicidad entre ellos y enfrentamiento contra el resto que ha permitido que el ritmo del programa sea perfecto facilitando el trabajo a su maestra de ceremonias.

Pero si algo ha enganchado en la mecánica de este programa (además de contar con participantes con buena química y un funcionamiento fácil de seguir desde casa) ha sido su habilidad por lograr que famosos de primer nivel, que nunca explicarían sus intimidades, lo hagan sin que nadie se lo pida: desde Lolita comentando que está soltera, a Latre y Paz desvelando si sus parejas roncan, Chenoa señalando al sexo como tema con el que "se defiende" y Ambrossi recordando su época de "hacer el amor en los portales".

Unas confesiones que son otro aliciente para entretener a la audiencia y que aparecen sin forzar. Algo que llama la atención más aún si en la competencia, emiten un Deluxe en el que casi son necesarios los alicates para extraer buena información del invitado.

Nuria Roca, una perfecta maestra de ceremonias

Tras saldar con éxito su breve etapa al frente de El Hormiguero, el primer "premio" que le hizo Atresmedia a la valenciana fue escogerla para ponerse a los mandos de Family Feud, su siguiente formato estelar (el segundo será conducir el magacín de los domingos, en sustitución de Cristina Pardo).

Un premio que en realidad es de ida y vuelta, porque el grupo se lo dio a la presentadora pero ella se lo hace al formato ya que cumple su misión de maravilla: explica cada prueba de forma correcta; juega tanto con los concursantes como con el espectador manteniendo la química entre ambos lados de la pantalla; repite las preguntas lo suficiente como para mantener la atención del público; y, en general, transmite que está en su salsa logrando que todos se diviertan tanto como ella.

Tiene ante sí un rol que desarrolla a la perfección, pero esto no debe sorprender a nadie, ya que toda su carrera la avala como una de nuestras mejores presentadoras de entretenimiento. Porque la verdadera sorpresa es que durante todos estos años como colaboradora en programas, no se estuviera librando otra "batalla de cadenas" por ficharla.

Equipos de programas y la verdadera relación entre ellos

El otro aliciente es ver a grupos de famosos enfrentados por programas. Comprobar si existe o no la química entre ellos tras 10 años de Tu cara me suena o si tras competir en Mask Singer después son capaces de formar equipo. Algo que, hasta ahora, no habíamos visto tan a menudo en televisión.

En esta ocasión han acertado de pleno con el enfrentamiento entre dos de los programas musicales con más tirón de Antena 3, ahora queda esperar a ver a los siguientes. Eso sí, ninguno de ellos pierde la oportunidad de hacer promo de lo suyo, como Arturo Valls y su próxima serie para Atresplayer.

Una mecánica tan sencilla como entretenida

En cuanto al funcionamiento del formato es sencillo, tanto como para que todos los miembros de la familia puedan seguirlo sin demandar una atención absoluta: una ronda simple, seguida de una doble, otra triple y la final. Todas ellas con la misma mecánica de preguntas generales con respuestas mainstream. Perfecto para crear debate en casa.

En esta primera entrega, el premio estuvo reñido y hasta el último momento no se supo quién se llevaba el triunfo. Fue Chenoa quien ganó por poco, los 15.000 euros para el equipo de Tu cara me suena, que donó a una ONG. Y de esta forma, el estreno finalizó aprobando con holgura su misión de entretener. entretenimiento familiar

🟢 Si no te quieres perder ninguna de nuestras noticias, suscríbete a nuestros boletines.

Etiquetas