Fuentes del departamento han confirmado al citado medio que se está realizando un expediente informativo para "analizar el alcance de los posibles daños y ver si procede incoar sanción". Por su parte, la ficción de RTVE ha trasladado su grabación a una nueva ubicación.