Vídeo entrevista VERTELE

Javier Gutiérrez, tras el shock de 'Estoy vivo' en su retorno: "En próximos capítulos la sorpresa será mayor"

Hablamos con el actor asturiano de la recién estrenada nueva temporada de la serie a TVE: "Que los personajes puedan regenerarse y vivir otras vidas da muchísimo juego a los guionistas", indica.

"Ahora todo el mundo se ha subido al carro, pero hubo una época en la que los actores que hacíamos televisión estábamos denostado", recuerda.

El comienzo de la tercera temporada de Estoy vivo dejó ojiplática a la audiencia con la muerte de Laura (Cristina Plazas), Susana (Anna Castillo) y Bea (Lucía Caraballo), que lleva a la serie a una reinvención en la que Márquez y El Enlace deberán encontrarlas en sus nuevos cuerpos. Sobre semejante shock narrativo hemos hablado con Javier Gutiérrez, que alaba la valentía de los guionistas: "Me parece un giro radical, muy sorprendente no solo para los espectadores sino para los propios actores, y muy osado", explica a VERTELE.

"Además de lidiar con diferentes géneros, Estoy vivo hace que los actores pasemos sin solución de continuidad en una misma secuencia del drama a la comedia. Es algo muy complicado, pero el público ha entrado en esa convención", dice el asturiano sobre este volantazo de la ficción creada por Daniel Écija y producida por RTVE en colaboración con Globomedia (The Mediapro Studio) y Good Mood

También es complicado a nivel personal, en tanto supone despedirse de tres compañeras de reparto a la vez. "Una serie son seis meses de tu vida y hace que se creen relaciones muy estrechas", explica. "Ha sido una pérdida que todos hemos lamentado", reconoce. En cualquier caso, alaba la creatividad del equipo de guionistas para plantear un universo con tantas posibilidades como este: "Que los personajes puedan regenerarse y vivir otras vidas da muchísimo juego a los guionistas. Lo difícil es que como público entres en ese juego. Una vez rompes la barrera es todo más sencillo".

Por eso, "a medida que pasen los capítulos, la sorpresa va a ser mayor para el espectador".

Pese a contar otra serie, Vergüenza, en Movistar, y con el éxito cinematográfico perenne en los últimos años, Gutiérrez se muestra entusiasmado con la buena salud de Estoy vivo: "En el mundo en el que vivimos de la televisión, con un consumo tan compulsivo, que haya algo así en la televisión generalista, encima en la pública, y siendo una serie de género que toca diferentes palos como esta, me parece un exitazo", afirma orgulloso un intérprete que siempre ha visto la televisión como "un medio ideal de entrenamiento".

"Ahora todo el mundo se ha subido al carro, pero hubo una época en la que los actores que hacíamos televisión estábamos denostado, porque lo que molaba era hacer cine. Ahora la televisión mola mucho, casi más que hacer cine", asegura. En ese aspecto, tiene claro que aún tiene margen para seguir abordando nuevos perfiles y géneros en la pequeña pantalla: "Me queda muchísimo por hacer en televisión".

Mientras tanto, siempre podrá estar atento al remake de su serie que está en desarrollo en Estados Unidos. "En este mundo globalizado todo es posible. Después de La casa de papel, que una serie que en principio estaba destinado al mercado nacional arrasa y traspasa fronteras de esa formas, por qué no", valora y llama la atención en que el mismísimo Tom Hanks ha comprado los derechos para adaptar su Campeones en Estados Unidos. A Gutiérrez aprovechamos para preguntarle si le ve como una buena opción para ejercer como el Márquez americano: "Quizás sea un poco mayor, pero estaría bien", ríe.

0 Comentarios

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

Volver arriba